Editorial

Libertad de prensa

La libertad de prensa en Bolivia es atacada por medio de mecanismos más sutiles

La Razón / La Paz

00:04 / 03 de mayo de 2013

El mundo recuerda hoy el Día Mundial de la Libertad de Prensa, fecha establecida desde 1993 para tener, cada año, la oportunidad de evaluar la libertad de prensa a nivel mundial, de defender los medios de comunicación de los ataques sobre su independencia, así como rendir homenaje a los periodistas que han perdido sus vidas en el ejercicio de su profesión.

En Bolivia este ejercicio no es ocioso, como no lo es en ninguna otra parte del mundo, pues permite informar a los ciudadanos acerca de las violaciones a la libertad de prensa, así como recordarles que en decenas de países alrededor del mundo las publicaciones son censuradas, algunas multadas, suspendidas o anuladas; mientras que periodistas, editores y publicadores son acosados, atacados, detenidos e incluso asesinados.

Según la ONU, principal impulsora de esta celebración, a través de la Organización para la Ciencia y la Cultura (Unesco), este día también sirve “como un recordatorio a los gobiernos de la necesidad de respetar su compromiso con la libertad de prensa y profundizar la reflexión entre los profesionales de los medios de comunicación sobre temas de libertad de prensa y la ética profesional. Finalmente, el Día Mundial de la Libertad de Prensa es un día de apoyo a los medios de comunicación que son el objetivo de ataques y restricciones que van en contra de su libertad de prensa”.

Aunque en el país todavía se lamenta un reciente atentado criminal contra un radialista, lo cierto es que la libertad de prensa en Bolivia no es atacada por esa vía, sino por medio de mecanismos más sutiles, originados en intereses de índole política, que suelen traducirse en censuras y autocensuras, cuyo efecto es, por un lado, que la población no accede a toda la información, cual es su derecho, y, por el otro, que los medios van minando su credibilidad ante las audiencias.

Por ello es que la Declaración de Windohek (capital de Namibia) de 1991, antecedente de este Día Mundial, recuerda que “por prensa pluralista debe entenderse la supresión de los monopolios de toda clase y la existencia del mayor número posible de diarios, revistas y otras publicaciones periódicas que reflejen la más amplia gama posible de opiniones dentro de la comunidad”, lo que lleva a preguntarnos si los medios en el país son verdaderamente pluralistas, en la medida en que omiten informar de manera completa o, peor, se rehúsan a publicar opiniones diferentes a la de la línea que imponen sus propietarios.

En La Razón, por ello, hacemos examen cotidiano de nuestro trabajo, reconociendo cuando nos equivocamos, aclarando cuando nos confundimos, ampliando cuando la información publicada es insuficiente, pero sobre todo, buscando siempre tener la mayor cantidad posible de fuentes, pues esa es la base no sólo para tener la mejor información, sino también para asegurar que ésta sea pluralista.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia