Editorial

La Marca PP

Los ingresos y egresos de esa su-puesta contabilidad paralela del PP son reveladores.

La Razón (Edición Impresa)

04:14 / 06 de febrero de 2013

Antes de la crisis que agobia a la eurozona, la llamada “Marca España” (con orgullo y a veces arrogancia) daba cuenta de un país que ingresaba al mundo desarrollado. Con la crisis se quedaron al borde y constataron que gran parte del sueño había sido una burbuja. La marca España hoy es la “Marca PP”, la del Partido Popular en el Gobierno, una marca en descomposición.

La semana pasada, el diario español El País publicó los “papeles secretos de (Luis) Bárcenas”, nombre del extesorero del Partido Popular que durante 18 años habría llevado una minuciosa contabilidad B, distinta a la oficial, de las cuentas de su organización política. En esa contabilidad manuscrita se registran las donaciones de empresarios recibidas por el PP, el 70% de las cuales viola la ley de financiación de partidos políticos. Se trataría de una financiación ilegal. ¡Durante dos décadas!

Pero si los ingresos de esa supuesta contabilidad paralela son reveladores, más grave aún son los egresos, donde figuran pagos regulares a los miembros de la cúpula del PP, además de gastos de funcionamiento. Entre los dirigentes que habrían recibido “dinero negro” figura nada menos que Mariano Rajoy, actual presidente del Gobierno. Según las cuentas secretas de su partido, Rajoy habría recibido 31.500 dólares anuales durante 11 años, sobresueldos que no fueron declarados a Hacienda.

El “Caso Bárcenas” ha provocado una sacudida en el partido gobernante, que instruyó la ley del silencio en sus filas y amenaza con querellarse contra todos, incluidos medios de comunicación, que hablen del asunto. El opositor PSOE, en tanto, exigió la dimisión de Rajoy, al asegurar que “es un lastre”. Y la ciudadanía ha reaccionado con diferentes expresiones de protesta e indignación, en un momento de progresiva pérdida de derechos como resultado de la política de austeridad impuesta en España.

La difusión de los papeles secretos, que ya están en poder de la Fiscalía Anticorrupción, estuvo precedida de una investigación que descubrió hace poco una cuenta de $us 27,5 millones en Suiza a nombre del mismo Luis Bárcenas de la contabilidad paralela. Pero ahí no terminan los ilícitos. El extesorero del PP se acogió hace poco a una amnistía fiscal, aprobada por el Gobierno para regularizar su situación con Hacienda. Y ayer mismo fue descubierta otra cuenta suiza del propio Bárcenas.

Ante la evidencia de los “papeles secretos”, avalados por algunos de los que allí figuran, la cúpula del Partido Popular insiste en asegurar que “todo es falso” y que “nunca nada”. Así al menos lo dijo Rajoy mediante un discurso televisado que tenía el propósito de evitar cualquier pregunta de la prensa. Aunque días después matizó con una afirmación de antología: “todo es falso, excepto alguna cosa”. ¿Cuál cosa? Algo huele a podrido. Y no en Dinamarca, sino en la Marca PP.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia