Editorial

Fiscal humillado

La Razón (Edición Impresa)

00:45 / 01 de febrero de 2016

El viernes por la madrugada, el Fiscal Departamental de La Paz fue descubierto en un lenocinio cuando efectivos del Gobierno Municipal paceño allanaron el lugar, que operaba de manera clandestina y seguía sirviendo bebidas alcohólicas fuera del horario permitido. Ese mismo día, horas después, presentó su renuncia al cargo. En su defensa, la hasta entonces máxima autoridad del Ministerio Público en la sede de gobierno afirmó que se encontraba en el local porque recibió la llamada de un familiar quien le dijo que los funcionarios del bar querían cobrarle de más y que no le dejaban salir. Sin embargo, el Comandante de la Guardia Municipal aseguró que el fiscal estaba “en estado de ebriedad”.

Independientemente de cuál sea la verdad de las circunstancias en las que el ahora exfiscal fue descubierto, la prontitud con la que entregó su carta de renuncia, a siete meses de haber asumido el cargo, es evidencia de que se humilló a sí mismo por estar en el lugar equivocado en el momento equivocado.

Junto con él, todo el Ministerio Público ha recibido la humillación, pues no son pocas las denuncias y acusaciones que pesan sobre los profesionales que allí trabajan, y la mala imagen solo se refuerza al hacerse público el tipo de diversiones que atrae a estas personas.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia