Editorial

Prácticas vecinales delictivas

La Razón (Edición Impresa)

09:38 / 26 de junio de 2013

Será que los pobladores de la ladera este de la ciudad de La Paz tienen alguna relación con los abusos que cometen algunos choferes en El Alto? En un principio, uno podría pensar que no.

A menos, claro está, que alguno de ellos trabaje como chofer en la urbe alteña. Y entonces, ¿por qué un grupo de vecinos del Distrito 6 de El Alto decidió bloquear el canal y desviar el agua de la planta potabilizadora que suministra el vital elemento a los barrios de esa zona paceña?.

Ante esta pregunta, los directamente involucrados argumentan que la (supuesta) indolencia del Alcalde alteño frente a las arbitrariedades de los choferes, quienes imponen tarifas y rutas en El Alto, fue lo que los motivó a tomar esta brillante idea. Una acción que más parece una broma de mal gusto, pero que en realidad es un grave delito.

En cualquier caso, este argumento no termina de contestar la cuestión de fondo: ¿por qué hay sectores de la población que, con tal de hacerse escuchar o hacer prevalecer sus intereses, atentan contra la salud y el bienestar de gente que no tiene nada que ver con el problema que los aqueja? ¿Ignorancia? ¿Desconsideración? ¿Mezquindad? ¿Egoísmo? ¿Incapacidad de prever las consecuencias de nuestros actos? ¿O quizás una ensalada de todas estas “cualidades” que ostentan algunos vecinos?

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1
2 3 4 5 6 7 8
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia