Editorial

Retos de la seguridad

Las tareas de prevención deben ser asumidas como responsabilidad de toda la comunidad

La Razón / La Paz

02:33 / 15 de febrero de 2012

El lunes y martes se ha realizado en Tarija la segunda Cumbre de Seguridad Ciudadana, encuentro que se desea trascendental pues se ha propuesto, además de impulsar un paquete de leyes sobre la temática, generar alianzas interinstitucionales y con la sociedad civil para involucrar a todos los sectores en la lucha contra los factores que provocan inseguridad.

El Viceministro de Seguridad Ciudadana informó el domingo, a modo de punto de partida de la reflexión del encuentro, que el 85% de los delitos no son denunciados por sus víctimas debido a la desconfianza que existe hacia la Policía y el sistema judicial, según una encuesta realizada por el Observatorio de Seguridad Ciudadana. El dato no es menor, pues puede ser interpretado como una señal de que uno de los principales factores de inseguridad está, irónicamente, en las instituciones llamadas a combatir el delito y proteger a la ciudadanía.

Tal vez por eso, en el encuentro de Tarija se propuso trabajar cuatro leyes consideradas urgentes: de Seguridad Ciudadana; de Control de Armas y Explosivos; de Expendio de Bebidas Alcohólicas y de Prevención de Robo de Vehículos. Además, se conformaron cuatro mesas de trabajo: fortalecimiento al sistema normativo; fortalecimiento a la Policía Boliviana; prevención y cultura ciudadana; y participación ciudadana, coordinación interinstitucional, recursos y procesos administrativos.

En el intento de garantizar un abordaje integral a la problemática, los organizadores de la cumbre invitaron, además de organizaciones de la sociedad civil y movimientos sociales, a autoridades de las nueve gobernaciones, gobiernos municipales y de los ministerios de Defensa, Educación y Planificación del Desarrollo, así como de la Defensoría del Pueblo y la Asamblea Permanente de Derechos Humanos. En ese marco, el Ministro de Gobierno señaló que las tareas de prevención no deben ser asumidas sólo como responsabilidad de la Policía, sino de toda la comunidad.

Es que, en efecto, no basta con exigir más de la Policía, ni tampoco con asignarle más recursos (se ha propuesto destinar hasta el 10% de los recursos del IDH de gobernaciones y municipios para esta tarea), mientras el resto de la sociedad siga sin asumir que la seguridad, por una parte, es asunto cotidiano y de todas y todos, y, por otra, que tiene que ver con una larga lista de asuntos que van más allá de la prevención y combate de la delincuencia.

La seguridad ciudadana, pues, debe trabajarse en los ámbitos público y privado, considerando entre sus retos temas como la erradicación de la violencia doméstica o la formación en valores como el respeto y la dignidad; y eso, sin duda, pasa por prestar más atención a la formación de las nuevas generaciones. La escuela y, sobre todo, la familia tienen mucho que hacer al respecto.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia