Editorial

Riesgo soberano BB

La interpretación de esta calificación de riesgo país (BB) debería ser más precisa

La Razón (Edición Impresa) / Editorial

00:25 / 19 de mayo de 2014

La nueva calificación de riesgo soberano correspondiente a los bonos bolivianos (BB) es definida como una obligación “menos vulnerable a la falta de pago que otras emisiones especulativas, pero enfrenta a graves incertidumbres en condiciones económicas adversas que podrían conducir a una capacidad inadecuada del deudor para cumplir con sus deudas financieras”.

Este nuevo grado de inversión asignado por la agencia estadounidense de riesgos Standard & Poors sitúa a Bolivia con una menor exposición al riesgo crediticio. Y sí, efectivamente son buenas noticias; sin embargo, la interpretación de esta calificación debiera ser más precisa, considerando los factores que la componen y su significado.

Primero, la calificación de riesgo trata de medir la capacidad y la voluntad que tiene un país y su gobierno de respetar los compromisos contractuales financieros asumidos. Segundo, el grado de inversión combina una valoración objetiva de los aspectos macroeconómicos y de la estabilidad financiera con otra subjetiva, sobre el ambiente sociopolítico, el grado de cumplimiento de la ley y el relacionamiento con otros países. Tercero, un país con calificación BB es menos vulnerable en el corto plazo; empero, enfrenta importantes incertidumbres si los ciclos económicos fluctúan ampliamente. Finalmente y para contextualizar la calificación, Bolivia comparte el mismo sitial de riesgo con países como Armenia, Costa Rica y Hungría.

Si bien los factores objetivos como los indicadores económicos de crecimiento, inflación y déficit fiscal, así como la solvencia y fortaleza del sistema financiero boliviano dan confianza sobre la fortaleza económica boliviana, los aspectos subjetivos relacionados a la estabilidad social asociada a un estado intermitente de conflictividad, un sistema judicial en transición que no asegura aún el cumplimiento a la ley y la existencia de fricciones con algunos países, ya sea por aspectos diplomáticos o de reivindicación histórica, contrapesan al momento de tomar la decisión de inversión en Bolivia o su deuda soberana.

El espectro económico y financiero mundial caracterizado por la alta volatilidad, en el que países históricamente denominados “libre de riesgo” (como Estados Unidos) hoy pierden esa condición, o ante la ilusión de una mejor calificación de riesgo se endeudaron sin precedente y hoy enfrentan recesiones, como el caso de España, Grecia o Portugal (que también es BB), es de vital importancia generar confianza en el largo plazo con políticas monetarias, fiscales y financieras más prudentes, además de estructurar una arquitectura social y legal que garantice la igualdad y la imparcialidad de la Justicia, además de mantener relaciones equilibradas con los países circundantes y el resto del mundo.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1
2 3 4 5 6 7 8
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia