Editorial

Suma de esfuerzos

La Razón (Edición Impresa)

22:57 / 23 de junio de 2016

Por primera vez, las municipalidades de La Paz, El Alto, Viacha y Achocalla se unieron para evitar de manera conjunta el encendido de fogatas y de fuegos artificiales durante la noche de San Juan, que se celebró ayer.

Se trata sin lugar a dudas de un excelente precedente, en beneficio de todos los paceños; pues el humo tóxico que se genera por ejemplo en El Alto no solo afecta a quienes residen en esa urbe, sino también a los pobladores de los municipios aledaños, por la sencilla razón de que la polución no conoce fronteras. Y esto ocurre con cualquier tipo de contaminación, pero también con muchos otros aspectos urbanos, como la inseguridad, el transporte público o la atención médica. Y es que, a medida que las ciudades crecen, el espacio territorial bajo su jurisdicción empieza a entremezclarse con el de otros municipios, situación que además de conflictos limítrofes puede generar una serie de ineficiencias y dificultades a la hora de proporcionar servicios públicos y recaudar impuestos ediles, tal como ya ocurre en los principales centros poblados del país.

De allí la importancia de construir sinergias entre los diferentes gobiernos locales, con la creación de regiones metropolitanas que compartan responsabilidades, tareas y recursos. 

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia