Editorial

Supervivencia infantil

Uno de cada cinco niños menores de cinco años aún sufre desnutrición severa en el país

La Razón / La Paz

00:17 / 22 de septiembre de 2012

Un estudio de Save the Children estima que anualmente más de 6,9 millones de niños mueren antes de haber cumplido los cinco años por causas que se pueden prevenir o curar. En los 90 este cálculo rondaba los 12 millones de niños; es decir que ha habido un avance significativo. No obstante, las estadísticas muestran que aún persiste una gran desigualdad entre países.

Los datos fueron presentados en el Mapa de la Supervivencia Infantil 2012, que además incluye un ranking entre 171 países, respecto a las ventajas de nacer en determinado lugar. Según la investigación, 75 naciones (principalmente de África y del sur de Asia) concentran el 95% de las muertes; y la mayoría corresponde a infantes de piel oscura que mueren en zonas azotadas por la guerra y la pobreza. Somalia es el país que manifiesta los peores índices, le siguen Chad y Níger; en el otro extremo se encuentra  Islandia. Esto debido a que mientras prácticamente todos los niños islandeses disfrutan de una buena salud y educación, en el país africano uno de cada seis niños pierde la vida antes de los cinco años, el 32% sufre desnutrición y el 70% no tiene acceso a agua potable.

En los países que se encuentran en la cola, más de la mitad de los nacimientos no son atendidos por personal cualificado, casi un tercio de los niños sufre desnutrición y uno de cada seis niños no recibe educación primaria. Con una tasa de mortalidad de 54 niños fallecidos por cada 1.000 nacidos vivos, Bolivia ocupa el número 98 de la lista. En Somalia este índice es de 180 infantes, mientras que en Islandia mueren solamente dos de cada 1.000 niños nacidos vivos.

La mala alimentación es otro de los aspectos examinados en el mencionado informe. Según la ONG, en los siguientes años aproximadamente 170 millones de niños no tendrán la oportunidad de alcanzar todo su potencial, debido a los efectos físicos y mentales contraproducentes de la desnutrición en los primeros meses de vida. Este periodo clave en la vida se inicia durante la gestación y se prolonga hasta el segundo año. De allí que muchas organizaciones concentren sus esfuerzos  en mejorar la nutrición de los más pequeños; incluyendo la lactancia materna (semanas atrás, en este mismo espacio se resaltaba las ventajas e importancia de esta práctica para la salud del niño y de las madres).

Cabe recordar que, de acuerdo con la FAO, la desnutrición en Bolivia bajó de 27% al 20% en los últimos ocho años. Un avance sin duda importante; sin embargo, uno de cada cinco niños menores de cinco años aún sufre desnutrición en el país, cifra que se agudiza en la población indígena, en la que uno de cada tres menores está desnutrido. Urge en este sentido seguir trabajando contra este mal, promoviendo políticas que combatan el hambre y la planificación familiar, y sobre todo invirtiendo aún más en la educación y la salud de las mujeres y niños.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia