Editorial

Vergüenza institucional

La Razón (Edición Impresa)

05:08 / 15 de junio de 2015

Días atrás, el nuevo Comandante de la Policía resolvió cambiar a los oficiales que conforman su alto mando, sin imaginar, tal vez, que tal decisión molestaría a la ahora exsubcomandante, quien no dejó el puesto sin intentar siquiera dañar la imagen del máximo jefe policial, acusándolo por discriminación y corrupción. La recién destituida aseguró que le cerraron las puertas y que le pusieron trabas en su gestión; añadió que ella no tiene ningún proceso disciplinario a lo largo de su carrera y que hoy es la segunda mejor alumna de su promoción, por lo cual debería continuar en el cargo.

“Voy a tomar las acciones legales que corresponden, porque no hay nada legal para que me destituyan de la estructura policial. Es más, denuncio que desde el primer momento en que me hice cargo de subcomandante sufrí la discriminación y esto continúa ahora por el Comandante”, dijo al abandonar el puesto. Ahora, la oficial de Policía pretende demostrar que hay corrupción en su institución afirmando que existe la venta de destinos y que recibió denuncias de extorsión. Según su versión, estos datos fueron de conocimiento del exministro de Gobierno cuando estaba en el cargo. A estas alturas la denuncia se ve como una raya más al tigre. Lo que preocupa es que no produce efecto alguno y la Policía vive en la vergüenza.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1
2 3 4 5 6 7 8
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia