Editorial

Vigilancia redoblada

Se debe recordar que la seguridad ciudadana es tarea de todos y no solo de las autoridades

La Razón (Edición Impresa) / La Paz

02:00 / 24 de diciembre de 2015

Días atrás, el Alcalde de La Paz anunció por segunda vez que desde enero la Guardia Municipal hará patrullaje en las calles como parte del aporte del gobierno local a la seguridad ciudadana. El Ministro de Gobierno se mostró interesado, pero recordó que esa tarea es una de las competencias de la Policía Boliviana. Con todo, a la ciudad le vendría bien más seguridad.

En efecto, el burgomaestre anunció la intención del Gobierno Municipal de disponer que los 245 efectivos de la guardia edil hagan tareas de “ronda y vigilancia” para combatir la inseguridad ciudadana, confirmando un anuncio hecho en noviembre. Según la autoridad municipal, se trata de una actividad prevista en la Ley del Sistema Nacional de Seguridad Ciudadana (Sinasec), “que establece la participación de la Guardia Municipal, con la coordinación de la Policía”, según dijo.

El Comandante de la Guardia Municipal señaló que se trabaja en un plan que será coordinado con la Secretaría Municipal de Seguridad Ciudadana, luego de que el Alcalde lo conozca y apruebe, es decir que se trata de un proyecto todavía en construcción. El anuncio fue hecho ante dirigentes vecinales. A su vez, el Ministro de Gobierno reaccionó a la noticia afirmando que aún no conoce el plan municipal, y aunque reconoció que los gobiernos locales tienen sus atribuciones señaladas en la ya nombrada ley, afirmó que la competencia en este ámbito “está claramente asignada a la Policía Boliviana”.

Es evidente que la seguridad ciudadana, junto al transporte de personas, son dos de los ámbitos más problemáticos en la gestión de la ciudad. Al parecer, la cantidad de policías que hacen tareas de patrullaje, vigilancia y lucha contra el delito nunca es suficiente para el tamaño de la tarea; y no solo en La Paz, como lo demuestran las varias ocasiones en las que se dispuso que la Policía Militar apoye a la Policía nacional en esta labor.

Combatir la inseguridad en las calles puede ser también una excelente medida a favor de la imagen de cualquier autoridad preocupada por el bienestar de las personas. Además, es evidente que las tareas policiales tienen su peso en la distribución del poder relativo de los gobiernos, sobre todo cuando son antagónicos, como en el caso del gobierno local paceño y el nacional; de ahí que es deseable que se ejecute una estrategia dirigida a garantizar un mejor sistema de patrullaje para la seguridad de los habitantes de la ciudad, antes que para provocar polémica, cuyos efectos políticos rara vez ayudan a solucionar el problema de la inseguridad.

Finalmente, es bueno recordar que la seguridad ciudadana es tarea de todos, y no solo de las autoridades, por lo que será necesario involucrar a toda la comunidad en la organización y ejecución del plan municipal de patrullaje, asegurando de esta manera tanto su efectividad como su legitimidad.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia