Editorial

Violencia escolar

La formación de personas sanas y libres pasa por evitarles los traumas de la violencia

La Razón (Edición Impresa)

02:31 / 17 de agosto de 2015

Que los niños y niñas víctimas de violencia tienen grandes posibilidades de convertirse en personas violentas es algo bien conocido, de ahí que importa mucho evitarles cualquier daño. En el contexto escolar, la formación de personas sanas y libres pasa por evitarles los traumas de la violencia; sin embargo, son varios los casos en que los profesores son los agresores.Es tan serio el tema que la Defensoría del Pueblo anunció días atrás que ha decidido la “intervención” de 16 colegios de La Paz, tras identificarlos como los “más violentos” del municipio. El trabajo consiste en que los estudiantes, padres y maestros reciban información y realicen diferentes actividades contra la violencia.

Según explicó la Jefa del Programa Nacional de Infancia, Niñez y Adolescencia de la Defensoría del Pueblo, la intervención es una respuesta a la vulneración de los derechos de niños, niñas y adolescentes, traducidos en agresión física, psicológica y sexual contra estudiantes. La institución de derechos humanos ya desarrolló en 2014 un trabajo piloto de prevención de violencia en colegios, con el que identificó a los señalados 16 establecimientos como aquellos en los que mayor violencia se produce.

En estas unidades, informó la especialista, aún se registran las agresiones físicas, sobre todo a niños varones, con el uso del “palo” o la regla; y en el caso de las niñas está el zarandeo y jalones de cabello, por parte de las maestras; pero sobre todo se ejerce violencia psicológica con palabras groseras. “Si no puedes aprender, mejor te quedas en tu chacra” es un ejemplo de palabras degradantes contra niños, según testimonios recogidos en los colegios.

Asimismo, informó que en lo que va del año remitieron a las defensorías municipales un promedio mensual de 25 casos de maltrato físico y psicológico dentro de unidades educativas. Agregó que estos casos también son reportados a las direcciones distritales de Educación para que se actúe de acuerdo con normas vigentes.

La “intervención” de la Defensoría consiste en un plan de prevención con ocho temáticas: educación no sexista, educación en valores, derechos humanos, prevención de trata y tráfico, educación sexual, ciberbullying (acoso a través de redes sociales y aparatos tecnológicos), manejo responsable de las tecnologías de información y comunicación, y erradicación de violencia en escuelas. Para aplicarlo se utilizan materiales didácticos, entre ellos: videos, juegos, testimonios de vida, canciones y otros, dirigidos a alumnos, maestros y padres. Se esperan resultados en tres años.

Hay, pues, mucho que hacer para erradicar la violencia en la sociedad, y es claro que la escuela es un buen lugar para comenzar, no solo porque es el espacio institucionalizado para el aprendizaje, sino también para asegurar que no sean las y los maestros quienes enseñan a hacer daño a los demás.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia