Editorial

La fiesta y los vecinos

Si eso fuera poco, el excesivo consumo de bebidas alcohólicas trae aparejada la violencia y otros comportamientos poco deseables.

La Razón (Edición Impresa)

00:25 / 19 de mayo de 2014

Cada año, meses antes del día dedicado a la Virgen de La Merced, cientos de vecinos de Cota Cota y Chasquipampa comienzan los ensayos que culminan en fiestas de lo que, en septiembre, es la segunda entrada folklórica más grande de la ciudad, después del Gran Poder. Hasta ahí nada de malo hay, pues se trata de una muy importante expresión cultural.

El problema viene con el modo en que se hacen estos eventos preparatorios, ya que no solamente los bailarines se toman la avenida más importante de ambos barrios, causando embotellamientos, sino que invariablemente el volumen de la música en los salones de fiesta, cuando no en la calle, rompe la tranquilidad de quienes no participan del festejo a muchas cuadras a la redonda. Si eso fuera poco, el excesivo consumo de bebidas alcohólicas trae aparejada la violencia y otros comportamientos poco deseables.

Es tal la algarabía, que los vecinos de Chasquipampa enviaron notas al Subalcalde de la zona Sur y al Alcalde de Palca advirtiéndoles con iniciar procesos contra ellos si no ponen límites a los festejos. Algunos podrán decir que no se puede poner límites a la fiesta, y menos cuando es organizada por otros vecinos de la misma zona, sin embargo, por un mínimo de responsabilidad, las autoridades aludidas tienen la obligación de evitar los excesos.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1
2 3 4 5 6 7 8
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia