Sociedad

Marcha exige justicia para Hanalí en la plaza Murillo

Las más de mil personas que participaron de la movilización, entre estribillos y pancartas demandaron la aprobación de la ley contra la violencia a la mujer.

Apoyo. La senadora Gabriela Montaño trata de superar el cerco que la Policía tendió en la plaza Murillo. Foto: Ángel Illanes

Apoyo. La senadora Gabriela Montaño trata de superar el cerco que la Policía tendió en la plaza Murillo. Foto: Ángel Illanes

La Razón / W. Farfán/A. Melgarejo/ANF / La Paz

01:15 / 14 de febrero de 2013

 “Un golpe a una es un golpe a todas”. “Justicia. No más violencia contra las mujeres”. Esas frases fueron parte del clamor popular que nuevamente se levantó ayer ante el asesinato de Hanalí Huaycho, la periodista apuñalada 15 veces por su esposo, el teniente de la Policía Jorge Clavijo Ovando.

Funeraria Valdivia fue el punto de encuentro para iniciar la marcha hacia la plaza Murillo, donde luego de superar el cerco policial la multitud —entre la que estaban las ministras de Comunicación, Amanda Dávila; de Autonomías, Claudia Peña; de Justicia, Cecilia Ayllón; de Lucha contra la Corrupción, Nardi Suxo, y las presidentas de las cámaras de Senadores, Gabriela Montaño, y de Diputados, Betty Tejada, además del Defensor del Pueblo, Rolando Villena— exigió la pronta aprobación de la Ley Integral Contra la Violencia Hacia la Mujer y sancionar a los autores de agresiones y crímenes como el que sufrió Hanalí.

Mientras la familia se preparaba para el entierro, a las 15.10, un grupo de trabajadores de la red PAT encabezó la caminata a la que se sumaron las autoridades señaladas, algunos políticos y población indignada. Tras recorrer las avenidas Busch y Saavedra, pasaron por las calles Yungas y Ballivián; en la esquina Colón la Policía interrumpió la manifestación que en ese momento ya era de unas 1.000 personas, todas con el sentimiento unánime de castigo para este crimen ocurrido la noche del lunes.

Los efectivos de la Unidad Táctica de Operaciones Especiales (UTOP) impidieron el paso y, ante el pedido de las autoridades y asambleístas, los oficiales a cargo exigieron la autorización de la Casa Militar de Gobierno o del Ministerio de la Presidencia.

Tras una media hora de forcejeo, los uniformados acudieron a los agentes químicos para dispersar a los manifestantes. En ese intento, una de las más afectadas fue la senadora Montaño, quien estuvo a punto de desvanecerse.

Poco después de las 17.00, las gestiones de las ministras dieron resultado y los policías accedieron a que la marcha ingrese a la plaza Murillo y se manifieste pacíficamente, hecho que ocurrió tanto frente al Palacio de Gobierno como ante el edificio de la Asamblea Legislativa.

Y tras rodear la plaza que alberga al poder nacional, entre estribillos y pancartas que demandaban la aprobación de la ley contra la violencia a la mujer, la marcha concluyó. Tras ese evento, la ministra de Comunicación, Amanda Dávila, lamentó el interés de politizar esta acción y acusó a la diputada del Movimiento Sin Miedo (MSM) Marcela Revollo de aprovechar el momento; sin embargo, ésta justificó su asistencia por su condición de mujer y “una lucha de 20 años” por la causa.

El comandante departamental de la Policía, coronel Rosalío Álvarez, informó que no había orden de reprimir la marcha y menos con agentes químicos, por lo que anunció una investigación.

FTPLP pide vigencia del seguro

La Federación de Trabajadores de la Prensa de La Paz (FTPLP) rechazó la acción de inconstitucionalidad interpuesta por el diputado Carlos Eduardo Subirana (de Convergencia Nacional) ante el Tribunal Constitucional; lo declaró ‘persona no grata’ para los obreros de la información y convocó a un encuentro de reglamentación de la Ley del Seguro de Vida para los trabajadores de la prensa del país. 

El recurso fue presentado por Subirana en Sucre el viernes 8 de febrero.

En el valle aumentan los casos de violencia

Angélica Melgarejo

Las denuncias de agresión física contra mujeres se incrementaron en la Brigada de Protección a la Familia de Cochabamba. Entre el fin de semana y los feriados de Carnaval se registraron más de 60 casos, informó la directora Gina Ballivián.

De un promedio de una a dos denuncias por día, el registro subió a más de tres, según la autoridad. “Han presentado varias denuncias contra los agresores, el caso que llama la atención es el de una joven de 22 años que denunció a su concubino de 48 años, quien habría llegado a su domicilio en estado de ebriedad. La agredió psicológicamente quitándole a sus hijos, luego la agredió con puñetes y patadas, la castigó con un cinturón dejándole marcas en todo el cuerpo con hematomas visibles”, detalló.

Agresividad. Ballivián refirió que el agresor propinó tal golpiza a la joven, que además de las lesiones ocasionadas en el cuerpo, “le propinó un puñete en el ojo y otro en los labios haciendo que salte un diente”. El caso fue remitido a la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen.

Según la autoridad, llama la atención el incremento de casos registrados durante los últimos cuatro días. El principal motivo es el estado de ebriedad, detalló. En el eje troncal del departamento se atendieron varios casos. “En Quillacollo se han atendido sólo 9; en Sacaba, 23; mientras en la unidad de Cercado 12 casos, cada día 3”, manifestó.

Un marido apuñala 17 veces a su esposa

ANF

La empresaria cruceña Lenny Flores Montero sobrevivió a al menos 17 puñaladas asestadas por su esposo, Andrés Kuljis, quien simuló un robo y se llevó Bs 195 mil de la caja fuerte de su domicilio, en Santa Cruz de la Sierra.

La víctima, que recibe atención médica en la clínica Foianini, es propietaria de la empresa Silver Clean, que se dedica a tareas de limpieza en la capital cruceña.

La señora relató a la Policía que la noche del lunes, luego de retornar de un viaje a la provincia por carnavales, encontró a su esposo, de quien estaba separada, en la cocina de su domicilio, agarrando dos cuchillos, con los que intentó degollarla.

Robo. En el forcejeo, la mujer recibió varias puñaladas y patadas en la cabeza. Luego el agresor se apoderó de todo el dinero que había en la caja fuerte de la casa de Lenny Flores.

El hombre huyó con el dinero y la mujer pudo salir a la calle para pedir socorro y ser llevada a la clínica Foianini.

La Policía cruceña inició la búsqueda de Kuljis, quien, según los familiares de la víctima, es adicto a las drogas y al alcohol.

En otro caso presentado en la capital oriental, una mujer recibió un balazo de su esposo, quien utilizó un arma de fuego. La denunciante señaló que el ataque fue por celos. La víctima de la agresión se recupera en un hospital de Santa Cruz, según la red Uno.

Además, las autoridades policiales informaron que durante las fiestas de Carnaval se presentaron 12 denuncias de violación, la mayoría de jóvenes, quienes acusaron a novios y amigos.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia