Sociedad

Sismo daña todas las viviendas en Lloja; sus habitantes ayunan para pedir a Dios que no vuelva a temblar la tierra

El director de Alerta Temprana y Prevención de Riesgos de la Gobernación de La Paz, Hilarión Calisaya, hizo una inspección en el lugar y en zonas aledañas al epicentro del sismo de 4,9 grados en la escala de Richter del martes. Las 115 familias de Lloja dejaron sus viviendas y las vías de acceso están obstruidas por piedras y derrumbe de cerros.

Carreteras. En el camino hacia Quime (La Paz) se deslizó un alud a causa del temblor y las intensas lluvias que caen en la zona.

En el camino hacia Quime (La Paz) se deslizó un alud a causa del temblor y las intensas lluvias que caen en la zona. Wara Vargas.

La Razón Digital / Carlos Corz / La Paz

12:27 / 02 de octubre de 2014

La comunidad de Lloja, en La Paz, es una de las más afectadas por el sismo de la madrugada de ayer por su cercanía con el epicentro. La totalidad de viviendas del poblado tiene rajaduras, se derrumbaron cerros y piedras obstruyeron los caminos de acceso. Hoy, sus habitantes evitaron ingresar a sus casas y todos ayunaron para pedir a Dios que no vuelva a temblar la tierra.

La situación que viven más de 100 familias fue descrita por el director de Alerta Temprana y Prevención de Riesgos de la Gobernación de La Paz, Hilarión Calisaya, quien recorrió ayer una serie de poblaciones rurales donde fueron reportados daños por efecto del sismo de 4,9 grados en la escala de Richter, que afectó a La Paz y Cochabamba.

“La gente, anoche, ha dormido afuera. Han hecho un ayuno voluntario para pedir a Dios que no vuelva a pasar (un terremoto). Toditas las viviendas de las 115 familias han sido afectadas, se han rajados todas, los aleros han volado; y tanta piedra que corría ha bloqueado los caminos”, describió la autoridad en una entrevista con la emisora Panamericana.

Los afectados informaron que los ruidos provocados por el sismo empezaron a las dos de la madrugada del martes y concluyeron a las 16.00 de ayer. “Cuando nosotros hemos llegado seguían ruidos por el río La Paz”, afirmó y anunció que pedirá la declaración de zona de emergencia de la región del epicentro del fenómeno natural.

El viceministro de Defensa Civil, Oscar Cabrera, informó ayer de la evacuación de 106 familias de tres municipios. “Lloja (Cairoma), Siquimirani (Cajuata) y Taca (Irupana) son las comunidades más afectadas por el sismo. En la primera población se evacuaron 100 familias ante el riesgo de desplome de sus viviendas; en la segunda, a tres por el desmoronamiento confirmado de sus casas, y en la tercera, a otras tres también por posible desplome”, explicó.

Callizaya informó que en la carretera de conexión de la comunidad, como a otras poblaciones ubicadas tras el nevado Illimani, hay rajaduras que hacen difícil el tránsito vehicular. Adelantó que solicitará a Defensa Civil apoyo con carpas y alimentos para socorrer a los damnificados.

En toda esa región se derrumbaron “cerros enteros hacia el río La Paz”, informó y añadió que el 40% de las viviendas de las 115 familias están en riesgo de desmoronarse. Todos están instalados en la cancha del lugar.

Más información

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia