Así va la vida

Casas de subasta tasan el tesoro de un exdictador

Filipinas. Irán a remate las joyas de la familia de Ferdinand Marcos

La Razón (Edición Impresa) / El País / Madrid

00:00 / 29 de noviembre de 2015

AImelda Marcos, la esposa del  dictador filipino Ferdinand Marcos, no solo le gustaban los zapatos, también tenía debilidad por las joyas. Las autoridades de Filipinas convocaron a las casas de subastas para tasar las que se incautaron a la familia hace tres décadas.

Son tantas que la casas Christie’s y Sotheby’s tienen previsto tardar unos cinco días en examinarlas por completo. Entre ellas hay tiaras, collares de oro con diamantes, pendientes de perlas, rubíes de Birmania, esmeraldas de Colombia. Y, según anunciaron los tasadores, un diamante rosado extremadamente raro, que por sí solo podría costar casi lo que se había calculado que valía el total cuando se incautó, entre 5,6 y 7,5 millones de euros (entre $us 5,9 y 8,1 millones).

El diamante, cortado en forma de barril, tiene 25 quilates y “un color rosa muy característico. Los diamantes rosados son extremadamente raros”, declaraba el director de Joyería de Christie’s, David Warren. Tanto, que solo se sacaron a subasta tres de ellos en 250 años. Warren calcula que solamente esta piedra preciosa podría valer en torno a los 4,7 millones de euros (unos $us 5 millones), lo que haría subir notablemente el valor del total de las joyas.

Las joyas, más de 750, están distribuidas en tres colecciones. La mayor es la conocida como Malacañang, de 400 piezas y que se incautó en el palacio presidencial de Manila tras la precipitada huida de la familia después de la caída del dictador en 1986. Entonces se hallaron también valiosas piezas de arte, parte de los tesoros de los que se acusa a la familia de haber robado durante su régimen, y los más de 1.000 pares de zapatos con los que ya para siempre se asociará a Imelda Marcos.

La segunda colección es la Hawái, de 300 piezas, confiscada por el Servicio de Aduanas estadounidense a la llegada de Marcos a esa isla estadounidense, donde moriría exiliado en 1989. La más pequeña, pero al parecer la más valiosa, es la conocida como Roumeliotes. De 60 piezas, se incautó a Demetrios Roumeliotes, viejo socio del dictador que gobernó Filipinas durante 20 años, cuando intentaba sacarlas de contrabando.

Durante más de 30 años, las joyas se guardaron en el Banco Central de Filipinas, no sin controversia. A lo largo de los años circularon rumores de que a algunas se les había dado el “cambiazo” y habían sido reemplazadas por otras falsas, algo que la Comisión Presidencial de Buen Gobierno (PCGG, el órgano encargado de recuperar los bienes obtenidos ilegalmente por la familia Marcos y los altos funcionarios de aquel régimen) desmintió tajantemente esta semana.

Además, Imelda Marcos y su familia, que volvieron a la política filipina —la esposa del dictador es hoy día diputada del Congreso, y su hijo aspira a la vicepresidencia en las elecciones del año próximo— reclaman la propiedad de dos de las colecciones ante el Tribunal Supremo.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia