Así va la vida

Así va la vida

Inauguran reserva de biosfera en Centroamérica, Para ser ‘hacker’ no es necesario ser experto, EFEverde lanza aplicación para iPhone, La cristiandad entendió mal los ciclos mayas, Analizan telarañas para conocer su evolución, Cavernícolas pescaban atunes de gran tamaño.

Profecías. Las ruinas y calendarios mayas dieron paso a especulaciones sobre el futuro del planeta.

Profecías. Las ruinas y calendarios mayas dieron paso a especulaciones sobre el futuro del planeta. Foto: dimaya.blogspot

La Razón / EFE

03:39 / 01 de diciembre de 2011

ASÍ VA LA VIDA

Inauguran reserva de biosfera en Centroamérica. El Salvador, Guatemala y Honduras inauguraron el viernes la Reserva de Biosfera Transfronteriza Trifinio Fraternidad, declarada como tal por la Unesco en junio y la primera trinacional en América. Los ministerios de Turismo de los tres países centroamericanos también declararon la reserva Patrimonio Turístico, Ecológico y Cultural. EFE, San Salvador.

Tecnología

Para ser ‘hacker’ no es necesario ser experto. Los programadores de computación rusos han desarrollado una industria de suministro de software para criminales cibernéticos. BBC Mundo reporta que se trata de programas de hackeo automatizados y sencillos de usar, con los que se puede tomar el control de una computadora personal en cuestión de segundos.El tipo de software malicioso, llamado "exploit pack" o paquetes de programas para hackers, se aprovecha de conocidos defectos en los programas más comúnmente usados.

EFEverde lanza aplicación para iPhone

EFEverde ha desarrollado una aplicación para iPhone, en la que se recoge una selección de informaciones y contenidos multimedia sobre naturaleza, conservación, energías renovables, biodiversidad y cambio climático. Esta aplicación, gratuita y accesible a través de Apple Store, incluye noticias, reportajes y vídeos, además de una amplia selección de imágenes. EFE, Madrid

Humanidad

La cristiandad entendió mal los ciclos mayasLas ideas judeocristianas del apocalipsis llevaron a una “interpretación fácil” sobre la visión maya de los ciclos cósmicos y derivaron en presuntas profecías del fin del mundo, informó el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH).

“Cuando comenzó a descifrarse la escritura maya y se vio que, entre otros aspectos, refería a fines de ciclos, se hizo una interpretación fácil desde la perspectiva del pensamiento occidental, ligando esto a una visión apocalíptica”, según expertos citados por el INAH.

Los mayistas Mario Aliphat y Rafael Cobos coincidieron en que el pensamiento mesiánico occidental “tergiversó la cosmovisión de las antiguas civilizaciones como la maya”. Además, dijeron, permitió que "profetas modernos" empezaran a vaticinar el supuesto "fin del mundo" a partir del fin de una era y el comienzo de otra, que corresponde a una cuenta en el calendario maya.

Unos 60 especialistas en la cultura maya se reúnen desde ayer hasta el 2 de diciembre en la VII Mesa Redonda de Palenque, en el municipio homónimo, aledaño a la zona arqueológica en el estado de Chiapas, donde habrá una sesión especial "para dilucidar sobre las profecías mayas 2012".

Los expertos precisaron que sólo en dos textos glíficos mayas, de unos 15.000 conocidos, se menciona el año 2012; la primera de estas citas está en el monumento 6 en la zona arqueológica El Tortuguero, en el municipio de Macuspana, y el segundo en el municipio de Comalcalco, ambos en el estado de Tabasco.

El epigrafista Carlos Pallán, autor de una guía del Calendario Maya, explica que para los mayas antiguos el tiempo estaba conformado por ciclos concretos.

Analizan telarañas para conocer su evolución

La diversidad del tejido era vinculada a otros aspectos del insecto. La telaraña orbicular (circular) típica de algunos arácnidos es de origen evolutivo, según un estudio realizado con técnicas de filogenia molecular, en el que han participado científicos españoles de la Universidad de Barcelona (UB).

La investigación, publicada en la revista Proceedings of the Royal Society, plantea la hipótesis de que la diversificación de las telarañas responde a la necesidad de ocupar nuevos hábitats naturales y explotar recursos eficientemente.

En el estudio, basado en el análisis filogenético de secuencias de ADN, los científicos han aplicado técnicas de biología molecular y bioinformática para examinar patrones evolutivos en estas "trampas".

Los expertos han investigado las diferencias moleculares en la secuencia de seis genes a partir de una muestra taxonómica de 291 especies, con representantes de 21 de las 22 familias de arañas orbiculares.

Tradicionalmente, el proceso de diversificación de las telarañas se había vinculado a la expansión de los insectos, su presa principal, y de las plantas con flor, pero ahora los autores perfilan una nueva hipótesis del escenario evolutivo.

"Las modificaciones de las telarañas van dirigidas a ocupar nuevos hábitats de un modo más eficiente y a hacer un mejor uso de los recursos tróficos en los ecosistemas", asegura el investigador español Miguel A. Arnedo. La abundancia de presas y la complejidad estructural del hábitat son factores con un papel más importante que el de la diversificación de la presa.

Cavernícolas pescaban atunes de gran tamaño

Piezas con 42 mil años de antigüedad fueron descubiertas. El hombre de las cavernas desarrolló la habilidad y técnica para pescar en alta mar piezas de gran tamaño como los atunes, hace 42.000 años, según los restos descubiertos por un equipo de arqueólogos australianos en Timor Oriental.

Los investigadores de la Universidad Nacional de Australia revelaron en un comunicado que, entre otros objetos, hallaron el anzuelo más antiguo del mundo, fabricado a partir de concha y con una antigüedad de entre 23.000 y 16.000 años.

"Lo que la excavación en Timor Oriental muestra es que los hombres prehistóricos en esta isla del Sudeste Asiático tenían unas habilidades marítimas increíblemente avanzadas", explicó la arqueóloga Sue O'Connor, líder del grupo.

Los descubrimientos de las excavaciones, realizadas en la caverna de Jerimalai, también evidencian que aquellos hombres contaban con los conocimientos necesarios para realizar travesías oceánicas hasta Australia. "El lugar que hemos estudiado tenía más de 38.000 raspas de unos 2.843 peces que databan de hace 42.000 años", agregó O'Connor, que descubrió la gruta de Jerimalai en 2006.

En su opinión, los habitantes de aquella época eran hábiles confeccionando herramientas artesanales y aventajados pescadores según los restos encontrados, pero se desconocen los detalles de cómo lo hacían.

"No está claro qué método utilizaban para capturar a los peces del pelágico o incluso en aguas menos profundas, pero el atún puede capturarse con redes o con anzuelos", explicó la arqueóloga.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia