Animal Político

Analistas [email protected]

Hay varios ejemplos de personajes del escenario mediático que dieron el salto, con/sin retorno, a la política electoral. Rutinario y previsible. Lo preocupante ahora es el efecto: medios huérfanos de sus analistas de cabecera.

La Razón (Edición Impresa) / Exeni / La Paz

00:05 / 04 de enero de 2015

Ciertos medios independientes han de estar preocupados: se están quedando sin algunos de sus más notorios analistas independientes. Y eso, señorías, es terrible. De antiguo se sabe que sin medios y analistas in/dependientes la opinión mediática se desportilla y, lo sabemos, las libertades de expresión y de prensa quedan seriamente lesionadas. Ergo: no hay democracia. Algo habrá que hacer.

¿Pero qué está pasando con los analistas, esos que opinan en la mediocracia como si ambos, analistas-medios, fueran independientes? ¿Acaso el régimen político los está acosando, cercando, para que callen su voz? ¿O es que, de pronto, se convirtieron en analistas más bien pendientes? Nada de eso. Algunos analistas independientes están deviniendo en candidatas/datos.

El fenómeno no es nada nuevo. Hay varios ejemplos de personajes del escenario mediático que dieron el salto, con/sin retorno, a la política electoral. Rutinario y previsible. Lo preocupante ahora es el efecto: medios huérfanos de sus analistas de cabecera. Y si añadimos que los otrora referentes de la opinión mediatizada (ah, lazartismo) se jubilaron tras la partidocracia, el asunto es serio.

Un reciente estudio sobre el desempeño de los medios de difusión en las elecciones presidenciales de 2014 en Bolivia (titulado “Comicios mediáticos II”) reafirmó la tendencia mediática de acudir al “expediente legitimador” de los analistas para reafirmar sus propias líneas editoriales. No está mal. Es genuino. Lo cuestionable es que lo hagan bajo la fachada de su in-de-pen-den-cia.

En estos comicios resurgió el asunto con la candidatura amarilla de algunos caseritos de los medios que opinan detodo.com en nombre del “análisis político”. Y está bien que lo hagan. Su opinión puede resultar necesaria y hasta interesante. Pero no los presenten pues como independientes cuando desde hace una década lo suyo es vocería (y hoy representación) Opo.

¿Qué hacer? ¿No será mejor que algunos medios abandonen la falacia de ser “independientes” o “del Estado” (sic) y se asuman, más bien, en serio, como medios plurales, esto es, espacios donde caben muchas/diferentes voces?

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia