Animal Político

Animal Político, año entre ‘carajazos’ de Filipo y la profecía de Romero

La política contada desde la izquierda y la derecha

La Razón / Rubén Atachuichi Lopez / La Paz

00:00 / 15 de abril de 2012

Si Filemón Escóbar, Filipo, se dio licencias para respondernos las preguntas a ‘carajazos’, como es su estilo, el ministro Carlos Romero tuvo una lectura profética cuando dijo que el conflicto por el TIPNIS no se acababa con la promulgación de la llamada “ley corta”. Más allá de eso, en un año de circulación, Animal Político se convirtió en un espacio para la polémica necesaria y el debate sobre la agenda política del país y el mundo.

Claro, más que la anécdota, al mentor del Movimiento Al Socialismo (MAS), ahora disidente, lo buscamos para hablar de la marcha de la política en el país, el “proceso de cambio” (del que teme que “se vaya a la mierda”) y de su antiguo compañero de luchas, el presidente Evo Morales, al que le planteó una dura reflexión: “La hoja de coca del trópico lo está liquidando al Evo. ¡Compañeros del trópico, no lo jodan más al Evo! ¡La huevada de insistir con el camino por el TIPNIS es suicida para el país, para ustedes también; han perdido conciencia política!”.

TIPNIS (Territorio Indígena del Parque Nacional Isiboro Sécure), el karma del Gobierno. El asunto tiene todavía ocupado a Morales, su gabinete y a los medios de información, aunque con la promulgación de la Ley 180, del 24 de octubre de 2011, que declara la intangibilidad de la reserva ambiental, se pensaba que el asunto estaba cerrado.

Romero, entonces ministro de la Presidencia, no lo creía así el 13 de noviembre de 2011, 20 días después de la firma de la ley. “La ‘ley corta’ no ha cerrado el debate en torno al   TIPNIS”, decía en un momento en que ni se sospechaba de la marcha del Consejo Indígena del Sur (Conisur), que arrancó al Estado la Ley 222 el 10 de febrero de 2012, y de la IX marcha en puertas.

Y así fue: “Es que el debate por el TIPNIS no se reduce a un camino; primero, es integral, y, segundo, el debate apenas ha empezado”.

TIPNIS, TIPNIS... Había llamado la atención de Animal Político el 10 de julio, más de un mes antes del inicio de la VIII marcha indígena. En su análisis sobre la pretensión gubernamental por la carretera en el corazón del parque, Rafael Quispe, entonces apu mallku del Consejo Nacional de Ayllus y Markas del Qullasuyu (Conamaq), tenía la seguridad de que Morales y el MAS buscaba “una expansión política”.

Para unos, el conflicto marcó un desarraigo del régimen en relación a los indígenas. Para otros, el punto de inflexión del Estado Plurinacional en construcción. Y para muchos, el desgaste del Gobierno, “un desgaste razonable”, como anticipaba a finales de julio Jerjes Justiniano, otrora candidato del MAS a la Gobernación de Santa Cruz.

¿Desgaste razonable? Contradicciones del bloque popular-nacional, diría el 14 de agosto del año pasado el vicepresidente Álvaro García Linera, quien, no obstante, se quejaba de las “adherencias superficiales” atribuidas a ciertos intelectuales disidentes del Gobierno, como Alejandro Almaraz y Raúl Chato Prada. Otro aliado, Rafael Puente, reflexionaba en sentido de que “el exceso de poder le ha hecho daño al MAS”.

“En la medida en que dependa del MAS, la decisión va a ser con el presidente Evo. No veo ninguna perspectiva de alternativa en el campo del MAS”, comentaba con relación a la eventual continuidad electoral de Morales en las elecciones de 2014. ¿Y habrá alternativa en el otro lado? “Francamente, le digo que en este momento no veo oposición en ninguna parte de América Latina”, afirmaba Ignacio Ramonet, periodista y analista político.

Pero esa oposición surgida del mismo MAS es todavía discreta. “Dependerá de lo que diga la comunidad en 2014 para que ése sea el punto final de una larga actividad política en la primera línea de los combates”, hablaba sobre su futuro político el líder del Movimiento Sin Miedo (MSM), Juan del Granado.

Samuel Doria Medina, de Unidad Nacional (UN), cree tener grandes posibilidades y marca distancias entre ambas fuerzas. “No hay diferencia entre el MAS y el MSM”. “Espero que el Samuel no le haga juego al MAS”, retrucaba después el alcalde de La Paz, Luis Revilla, también dirigente del MSM, ante su temor de sufrir conflictos de gobernabilidad a raíz de su endeble alianza con UN en la comuna local.

Pero esto es muy serio para esta licencia que se da el suplemento. El “segundo hombre” del país abordaba, en el análisis sobre su rol y la marcha del “proceso de cambio”, los conflictos con su antiguo “hermano” en el Ejército Guerrillero Túpac Katari (EGTK) Felipe Quispe Huanca. “Jamás fui delator (como él) y no lo voy a ser. Cualquier cosa acepto, menos la delación. No perdonan, tampoco yo perdono”, decía sin nombrar al otrora dirigente campesino.

Meses después, al también llamado Mallku le tocó el turno, aunque prefirió ser discreto: “Sé de dónde viene (García Linera) y qué hemos hecho con él, pero soy un hombre, no voy a ser cobarde como él”.

Por algo será. Quispe Huanca no se traga las historias, y lo que dice siempre es polémico y causa roncha. “Evo Morales es criatura de las ONG”, decía al referirse a su viejo conocido en las luchas sindicales, ahora su principal enemigo político.

Es que Morales había dado pie a esas respuestas cuando constantemente aludía a ciertos liderazgos sociales en protesta diciendo que eran financiados por las organizaciones no gubernamentales. Al final, con el respaldo que recibió también de éstas, las ONG eran nomás el “enemigo íntimo”, como analizamos el 18 de septiembre de 2011.

Pero el TIPNIS, el MAS o la oposición no son la única presa de Animal Político. Las elecciones judiciales, las autonomías, el derecho a la consulta, los derechos indígenas, el rol de la mujer en la decisión política, el censo, el mar o el racismo fueron temas de intenso debate. Lo discutimos con moros y cristianos, con políticos de oposición y oficialismo, con conservadores y progresistas, con curas y laicos, con periodistas y públicos... con mucho afán de oportunidad, pluralidad y polémica.

Algunos escriben de a poco, otros eluden y le tienen miedo

Cuando se concibió Animal Político, la idea fue que las páginas del suplemento abarquen como fuentes o como analistas a políticos de raza, periodistas y gente de a pie. Los más, lo hicieron con mucha apertura; los menos, con ciertos reparos y temor.  Grata experiencia fue conocer la sinceridad del senador de Convergencia Nacional Róger Pinto. “Yo no escribo, soy mejor hablando”, dijo.

Al final, el legislador pandino escribió. Un gobierno que no entiende el mensaje, tituló su nota de opinión, que la contrapuso a la de su colega del MAS David Sánchez en el segmento Cara y Sello.

Quizás es inimaginable que Felipe Quispe o Samuel Doria Medina escriban. No lo es, lo hicieron con gusto en estas páginas. Como los ministros Carlos Romero, Amanda Dávila o Wilfredo Chávez. Sin embargo, otros simplemente no quisieron. No los citaremos, pero en su mayoría fueron periodistas de televisión. Claro, debe ser más fácil para ellos hacerlo con libreto.

Los que más peregrinaron por estas ediciones fueron analistas y politólogos, que aportaron con sus ideas sobre periodismo, economía política y política. María Teresa Zegada, Marcelo Varnoux, Marcelo Silva, Carlos Hugo Molina, Reymi Ferreira, Fernando Mayorga, Helena Argirakis, Hugo Moldiz, Érika Brockmann, Raúl Prada, Alejandro Almaraz, Rafael Archondo, Félix Patzi, Boaventura de Sousa Santos, Waldo Albarracín, Rolando Villena, Róger Cortez, Carlos Carrasco, Carlos Décker-Molina, Diego Cuadros, Óscar Vega, Vladimir Ameller, Alfredo Rada, Ramiro Paredes, Gabriel Loza, Ricardo Paz, Carlos Arze, Javier Murillo, Armando Loaiza... y buena parte de los periodistas de La Paz.

Entre los Buscados fueron encontrados Genaro Flores, David Padilla Arancibia, Lupe Andrade, Domitila Chungara, Édgar Huracán Ramírez, Remedios Loza, Julio Mantilla... Igual, una lista larguísima, 53 políticos de las viejas épocas en total. Eludió a una entrevista el gobernador Rubén Costas. Eso.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia