Animal Político

Comezón racial en el Censo 2012

La Razón / Gonzalo Jordán Lora / La Paz

00:01 / 08 de abril de 2012

En 2012 se implementará un nuevo censo. En una fecha aún por definir, los encuestadores llegarán hasta el último hogar del país, boleta en mano. Entre otras grandes cuestiones, en su cuestionario (valga la redundancia) se formulará una pregunta más o menos con la siguiente chapa: “¿Se considera perteneciente a alguna nación, pueblo indígena originario campesino o afroboliviano?”. A continuación se ofrecerá un abanico de 56 posibilidades, entre raciales y culturales.

Llegada a esta pregunta no sólo los encuestados, sino también los encuestadores, comenzarán a sentir calores y urticaria, respectivamente. Aclaremos el porqué de estas sensaciones. Los bolivianos solemos tomar muy en serio no sólo acontecimientos sociales que ameritan discursos y desfiles alusivos a la fecha, sino también eso de llenar boletas. Quizás por el trauma de odio-terror-angustia hacia las pruebas escritas que todos adquirimos en la escuela; quizás por un fetichismo hacia la escritura heredado de los españoles que llegaron con sus escribas por delante y por detrás; quizás por la manía de querer ganar los premios que ofrecían algunos diarios por completar crucigramas.

La cosa es que la mayoría tratará de llenar concienzudamente la boleta censal, y llegado a este punto más de uno se tendrá que preguntar: “¿Y ahora yo, que tengo la piel café con leche, un abuela aymara,  un bisabuelo italiano y una tátara-abuela del oriente que tuvo como novio a un ayoreo qué carajos pongo en este punto? Entonces, cuando el susodicho comience a llenar ya no una sino varias casillas, y después decida borrar algunas y llenar otras, el encuestador empezará a sentir urticaria, no solo por la afrenta contra su inmaculada boleta, sino también por el paso del tiempo, que en ese entonces circulará más lento que un micro en la Ceja. 

Para consuelo de los gestores de esta comezón, huelga recordar que esta inquietud racial no es exclusiva del gobierno de Evo Morales. Por ejemplo, a la corona española le asaltó una inquietud similar siglos atrás. Surgieron entonces especialistas en crear y asignar coordenadas étnicas, que desarrollaron todo un lenguaje para designar las derivaciones raciales, que hoy son una curiosidad lingüística. Aquí van algunos ejemplos: zambo (hijo de negro e india), tornatrás (hijo de albino y europea), tentenelaire (fruto de cuarterón y mulata)…

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia