Animal Político

El Gobierno ‘despilfarra la mejor coyuntura de precios’

Jorge Quiroga - Animal Político abordó a uno de los políticos que se escabulló de sus anteriores ediciones. De paso en La Paz, Jorge Quiroga Ramírez habla del Gobierno y los afanes políticos del momento.

Jorge Quiroga

Jorge Quiroga

La Razón / Rubén D. Atahuichi López / La Paz

00:00 / 18 de diciembre de 2011

De vuelta por el país, el ex Presidente de la República (2001-2002) hace una evaluación de la realidad política de Bolivia, de la que se queja que no ofrece oportunidades para profesionales como él. “No nos engañemos, en Bolivia, en la actual situación política y con el Gobierno que tenemos es muy difícil; yo trabajaba acá en el sector privado y en Naciones Unidas”. ¿Y cuál la razón? “Las agencias internacionales se cohíben” porque no quieren ser consideradas entes que financian a la oposición, dice.

Es un tipo que no termina de hablar y es muy discreto en algunos temas cruciales, aunque indirecto. De paso por Bolivia de forma recurrente, lo único claro en él son dos cosas: no se anima a decir que volverá a la política y no concibe la actual administración gubernamental, a la que no le baja de “chavista” y otras calificaciones. Jorge Tuto Quiroga Ramírez sentencia: El gobierno de Evo Morales  se halla en el “despilfarro de la mejor coyuntura externa de precios”.

Una charla en un café en una tarde fría, obviamente que no alcanza para abordar la realidad política del país, como estas páginas para tan largas respuestas y vueltas técnicas para explicar sus puntos de vista.

Tiene razones políticas para objetar la gestión de Morales y del Movimiento Al Socialismo (MAS), aunque admite que éste hizo bien las cosas al menos en la redistribución social de los recursos del Impuesto Directo a los Hidrocarburos (IDH). “Hay temas que han sido positivos, el pago de bonos, que es la transferencia directa de dinero a las familias para que eduquen a los niños o para los embarazos o la atención médica, es positivo”.

Pero, en parte, se atribuye dichas políticas. “Para la campaña de 2005 los propusimos, y la gente del MAS decía que esos bonos eran asistencialistas y prebendalistas. Los propusimos en el programa, ellos no; y cuando llegaron al Gobierno los pusieron. Bien, yo no buscaba derecho de patente, porque no es original; se hizo en México, Brasil y Colombia”.

Y analizando las debilidades de la administración de Morales, encuentra tres problemas esenciales: narcotráfico, “guillotina judicial” y “des-pilfarro de la bonanza económica”.

Vayamos por partes. Narcotráfico. “Ahora, hay más cultivos y hay más producción, y las cifras que he visto —descalificadas por autoridades subalternas y avaladas el lunes por el Presidente— dicen que estamos en 195 toneladas (de producción de cocaína). La diferencia es que ahora no estamos lidiando contra ‘Techos de Paja’, con ‘Sérpicos’… se ha transnacionalizado el negocio más que en el pasado”.

Aquí, vuelta al pasado, a su gobierno y al de su antecesor, Hugo Banzer. “Si revisa las estadísticas, se producían más o menos 250 toneladas de cocaína al año. De 1998 a 2002 se aplicó un plan: Bolivia es el único país (me lo dijo Javier Solana, comisario europeo) que ha reducido sustancialmente la producción de droga, de 250 toneladas a 45, con programas alternativos y control”.

¿Y por qué guillotina judicial? Es “que el Gobierno ha conformado, a través de leyes cortas, designaciones inconstitucionales, leyes retroactivas, tipificaciones agravadas… todo un aparato judicial.

Por otro lado, esta guillotina figura eficiente cuando se trata de cortar cabezas de cualquier persona que piense diferente… alcaldes y dirigentes cívicos”. Para perseguir políticos, dirá. ¿No ha pasado eso en su gobierno? La respuesta es contundente: “No”.

Su partido ha propiciado la expulsión del Congreso y posterior procesamiento de Morales en 2002. “En el Congreso se expulsó a Luis Chito Valle, a Tonchy Marinkovic, Germán Medrano, Roberto Landívar…”, se defiende. También a Morales… “También a Evo Morales. Yo tenía 17 votos en la Cámara de Diputados”, justifica.

Pero tenía un acuerdo político que sustentaba su gobierno, insiste Animal Político. “Tenía un acuerdo que nos daba mayoría y no nos daba los dos tercios para hacerlo. Y el presidente de la comisión que hizo todo el trabajo era del MNR, mi opositor. Mi actitud era que, ante denuncia bien fundada, con sistema judicial independiente...”.

Tercer tema. ¿A qué llama el despilfarro de la mejor coyuntura externa de precios? “Hoy, sin haber mejorado significativamente los niveles de producción de gas y minería, Bolivia va a exportar 9.000 millones de dólares. Imagina que tu sueldo pase de 1.200 a 9.000. Exportaciones más remesas (1.000), 10 mil millones de dólares”.

Se refiere a la situación económica de su época en el Gobierno. “Todas las economías en contracción, no habían los chinos comprando materias primas altas, Argentina se devalúa de 1 a 4, Uruguay se desmorona, la economía venezolana cae 8% o 10%, la peruana también, en Brasil había rumores de devaluación del real, desestabilización y Bolivia exportaba 1.200 millones de dólares”.

“La peor coyuntura económica. Yo la viví, a mí no me la contaron”. De todos modos, dice que esa bonanza tiene tres factores: “La bonanza china de precios altos, la fórmula de precios del contrato con Brasil y con Argentina (que la hizo Herbert Müller, al César lo que es del César) y la ley que hizo Hormando Vaca Díez en contra de toda la bancada del MAS”.

¿Atribuye algún factor de gestión pública del Gobierno en la bonanza económica? “Puedo reconocer que es parte (las reservas internacionales)… Son la acumulación en el Banco Central previa a lo que se gana ese año. Cuando se exportaba 1.200 y se importaba 2.200, era imposible ganar reservas, tenías que prestarte”.

Política. Habla de alternabilidad en la gestión gubernamental, pero no dice quiénes podrían ser la opción cuando termine su segundo periodo.  Pero insiste en que Morales no debería continuar su mandato más allá de las próximas elecciones. Así, se alimenta la polémica que, seguro, resurgirá pronto en el país.

¿Y si es como dice, entonces cuándo termina el mandato de Evo? “La Constitución dice hasta 2014, que     — con todo respeto— dice que no hay reelección. Pregúntale a la señora de las Naciones Unidas (Yoriko Yasukawa, la residente representante en el país) y a todos los observadores que estaban mediando en el Congreso Nacional (en 2008). El ahora ministro Carlos Romero decía entonces: ‘El presidente Morales, en aras de la concertación, ha cedido; podía tener dos reelecciones, no; ahora tendrá una sola’”.

Comenzando este periodo… “No, estaba clarísimo. Ese momento lo dijeron, pero ahora dicen que lo anterior no se cuenta”.

Con dificultades o no, el MAS es actualmente la principal fuerza política en el país, aunque poco a poco buscan ganar espacio Juan del Granado, con el Movimiento Sin Miedo (MSM), y Samuel Doria Medina, con Unidad Nacional (UN).

¿Y Quiroga Ramírez no estará en ese mismo afán? ¿A qué fue el pasado fin de semana a Sucre?

“Si estoy en actividad y voy a postular, lo haré de frente; eso de darse una pasadita y a tomarse un helado con algún postulante en algún municipio de Bolivia, no”, dice.

¿Quién se fue a tomar helado a la Capital? Sólo Quiroga Ramírez lo sabe, aunque Doria Medina estuvo estos días en Sucre, donde su partido consiguió agrupar fuerzas contra el MAS para las elecciones municipales de este domingo.

¿Ahorita, en la realidad política, hay alternativa? A tanta insistencia de Animal Político, responde inquieto el expresidente: “Cuando llegue el momento… ¿Por qué estamos en campaña? No entiendo…”.

Es que en política todo es un proceso de construcción… “Claro, pero tiene su proceso de maduración… Y hay gente que está trabajando”.

Doria Medina y Del Granado. “Mucha gente. No es el momento, te lo puedo decir. Hubo muchos casos electorales en los que gente que había trabajado varios años y aparecía alguien y cambiaba. Hillary Clinton trabajó cuatro años y llegó Barack Obama seis meses antes y le ganó”.Bolivia es otra, donde los procesos políticos han durado largos periodos. ¿Qué incidencia tiene Quiroga Ramírez en el sistema político? 

“Ni un parlamentario, ni un concejal, ni un alcalde y ni un medio de prensa. No soy hombre pudiente ni próspero para poder comprar publicidad. (Sólo) la opinión de un ciudadano, que ha tenido el honor de desempeñar cargos altos”, señala, sin aludir directamente al hombre que supone que tiene vigencia en la política boliviana, frente al MAS y Morales.

Sin embargo, Quiroga Ramírez se siente perseguido políticamente. “Yo no estoy en actividad política directa, pero el Gobierno se esmera en usar el poder que tiene para destruir cualquier voz disonante nacional, regional, local, cívica, sindical e indígena”, denuncia en referencia al caso Catler, en el que fue implicado y sentenciado a dos años y medio de cárcel, medida que dice que apeló.

Perfil

Nombre: Jorge Tuto Quiroga Ramírez

Nació: 05-05-1960

Profesión: Ingeniero industrial

Cargo: Vicepresidente del Club de Madrid

Tuto

Para las elecciones presidenciales de 2005, el expresidente agregó a su nombre su apodo Tuto, que de manera legal pudo introducir en la papeleta electoral por marketing político. Es que muchos le llaman por su seudónimo.

Preocupan los ‘ambidiestros’ de poder y los ineficientes

— ¿Fue experimento Podemos o se frustró por divisiones internas?

— No, fue proyecto que se armó ante una emergencia electoral.

— ¿Por qué no continuó?

—  Mi principal objetivo fue evitar que un gobierno, con actitudes antidemocráticas y que no tiene rumbo económico, que no tiene políticas claras contra el narcotráfico y sometido a Hugo Chávez, siga. Yo trabajé para eso en 2005; en 2009 lo expliqué. La única manera de generar una alternativa frente al MAS era sin fragmentación, te lo dice quien fue víctima de la fragmentación dos veces: en diciembre de 2005 y la elección de la Asamblea Constituyente, cuando otros postulantes entraban con financiamiento propio (Si Bill Gates quiere candidatear en Estados Unidos, puede). Lo que debe preocuparnos son los “ambidiestros” para la toma del poder y mancos para hacer políticas efectivas.

— Los liderazgos cruceños no le perdonan haber respaldado el revocatorio con el que luego Evo Morales fue reelegido.

— No. Ellos lo pidieron. Hay gente que ha querido explicar lo inexplicable después de culpar. Tuvimos la misión clara: evitar la aprobación de una Constitución totalitaria y absolutista que enterraba a Bolivia; luchamos en la Asamblea, y en Oruro y en La Calancha.

— ¿Por qué terminó con ADN?

— El sistema de partidos hizo crisis y estaban absolutamente personalizados. Había que empezar a renovar los espacios con agrupaciones (yo puse la ley de agrupaciones ciudadanas en la Constitución). La eclosión política de 2003 tuvo mucho que ver.

— ADN tuvo una muerte natural entonces.

— No, los partidos políticos hicieron eclosión.

— Ronald MacLean dice que usted mató a ADN de forma elegante.

— Yo era Presidente, tenía que preocuparme del país.

— ¿Murió Banzer, murió ADN?

— Evidentemente, ADN estaba muy identificada con él.

— Usted no era bien querido por el entorno de Banzer.

— En política hay mucho de “dice que dicen”. Trabajamos, eran años muy complicados.

— ¿A pesar del maltrato de Yolanda Prada?

— Es falso, es mitología y leyenda urbana; discúlpame.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia