Animal Político

OXI: Contra el austericidio

Antes de Dimitris, en los últimos tres años, en silencio, más de un millar de griegos había optado por el suicidio como recurso ante la precarización. Claro que esa estadística no cuenta para el arqueo de la austeridad.

La Razón (Edición Impresa) / Exeni / La Paz

00:04 / 05 de julio de 2015

Dimitris Christulas, farmacéutico jubilado, afín al movimiento de los indignados. El 4 de abril de 2012, temprano en la mañana, este griego de 77 años llegó en metro hasta la plaza Sintagma, a pocos metros del Parlamento. Y allí, en el kilómetro cero de Atenas, se suicidó disparándose en la cabeza. “No veo otra solución que poner fin a mi vida de esta forma digna para no tener que terminar hurgando en los contenedores de basura para poder subsistir”, decía el mensaje que llevaba en un bolsillo.

Antes de Dimitris, en los últimos tres años, en silencio, más de un millar de griegos había optado por el suicidio como recurso ante la precarización. Claro que esa estadística no cuenta para el arqueo de la austeridad. Los jodidos jubilados estorban, duran mucho, son demasiados. No en vano el FMI advirtió sobre “el riesgo de que la gente viva más de lo esperado” (sic). Señales. Con su radical decisión, Dimitris mostró el límite. La Troika no tiene reformas contra la dignidad y la (des)esperanza.

Hoy domingo, el pueblo griego decidirá en referéndum si debe ser aceptado o no el acuerdo que, en condiciones humillantes, pretenden imponer la Comisión Europea, el Banco Central Europeo y el Fondo Monetario Internacional para el rescate de una deuda no solo insostenible, sino también “ilegal, ilegítima y odiosa”. Después de cinco años de austericidio, los resultados han sido funestos. Y todavía tienen la insolencia de decirles a los griegos que “no cometan suicidio”, que voten por el Sí.

Desearía que todos fuésemos griegos para votar NO el domingo”, declaró el intelectual portugués Boaventura de Sousa Santos. Hoy, todas y todos somos griegos. Hoy todas y todos votamos NO. ¿Pero la victoria del No a las medidas de austeridad resolverá el problema que enfrentan Grecia y los otros países del sur de Europa? Al menos abrirá el camino a una “solución digna y sostenible”, como afirmó el primer ministro griego, Alexis Tsipras. Y lo más importante: demostrará que hay alternativa.

Oxi es NO en griego, y significa SÍ (es un NO que abre en lugar de cerrar)”, escribe un amigo. Eso. Hoy Grecia le dice NO al chantaje/miedo para abrir el SÍ de la esperanza. OXI.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia