Animal Político

Tejada y Montaño, un guiño del MAS hacia Santa Cruz

Todavía es difícil comprender la estrategia cabal del MAS de jugarse por Montaño y Tejada en las cámaras legislativas. Los analistas consideran que es un guiño a Santa Cruz.

La designación de las presidencias de la Asamblea.

La designación de las presidencias de la Asamblea. Ángel Illanes.

La Razón / Ricardo Aguilar / La Paz

00:04 / 27 de enero de 2013

La designación de dos mujeres cruceñas (Betty Tejada y Gabriela Montaño) para presidir las dos cámaras de la Asamblea Plurinacional parece ser un guiño del presidente Evo Morales para sentar presencia en el departamento de Santa Cruz, en particular, y en el oriente boliviano, en general. Carlos Mesa, el analista Reymi Ferreira y el senador Germán Antelo lo consideran así. No obstante, afirmar esto no necesariamente significa desmerecer la elección de ninguna de las autoridades.

La politóloga Helena Argirakis matiza la afirmación al señalar la posibilidad de que el mensaje sea, en realidad, para sentar una presencia no necesariamente de vocación electoral, sino otra que busca la construcción de la estatalidad ya no desde la sede de gobierno. Al contrario, la analista María Teresa Zegada opina que se quiso dar continuidad a que sean mujeres quienes encabecen el Órgano Legislativo y que Tejada sea de un departamento u otro, en realidad, sería lo de menos.

El 17 de enero, la senadora por Santa Cruz Gabriela Montaño fue ratificada como presidenta del Senado. En la Cámara de Diputados no sucedería lo mismo, pues Tejada —diputada por ese mismo departamento— fue elegida como la nueva presidenta en una reunión entre el presidente Evo Morales y los miembros de la bancada del oficialismo. Tejada reemplazó a su correligionaria Rebeca Delgado, quien dejó el cargo.

La salida de esta asambleísta se realizó en medio de críticas que realizó a la manera de hacer política del Movimiento Al Socialismo (MAS). El conflicto comenzó a principios de noviembre, cuando la ahora expresidenta observó a Carlos Romero, ministro de Gobierno, por haber “provocado problemas” al remitir a la Asamblea Legislativa un proyecto de Ley de Extinción de Dominio reñido con la Constitución Política del Estado (CPE).  El hecho derivó en un intercambio de palabras subido de tono. Ya destituida, la diputada expresó, como crítica, el deseo de que se hubiera constitucionalizado el principio del “ama llunku” (que podría ser traducido como “no seas lame botas”).

Mesa afirma que con la posesión de dos representantes de Santa Cruz se ve una “estrategia lógica de Gobierno para penetrar políticamente” a la región oriental del país. “El MAS ha sido derrotado contundentemente en Beni, pero esto no significa que no haya crecido electoralmente. El porcentaje de votación que tenía en Santa Cruz, Beni y Pando en 2005 no es el mismo que hoy, que es mucho mayor que cuando comenzó su administración”.

Argirakis hace recuerdo de que el oriente “no tiene aún” una estatalidad consolidada. “Tal vez tenga que ver con la idea del vicepresidente Álvaro García Linera de afirmar los siete ejes geopolíticos a partir de una estatalidad policéntrica, gobernando con una vocación plurinacional. (La designación de Tejada y Montaño), más que una movida electoral, puede ser un mensaje de territorialización del Estado y de construcción desde el oriente”, asegura.

Casi en esa línea, el diputado Galo Bonifaz (MAS) había justificado la elección de ambas mujeres bajo el criterio de alternancia regional. “Lo que se maneja es que el departamento de La Paz ya ha tenido la presidencia de la Cámara en las gestiones 2010 a 2012 (con Héctor Arce); la pasada gestión ha estado el departamento de Cochabamba; entonces ahora le tocaría a otro departamento, en este caso Santa Cruz, Oruro, Potosí u otro”.

Antelo, de la opositora Convergencia Nacional (CN), cree que, después de los resultados del Beni, la principal alcaldía en Santa Cruz, presidida por Percy Fernández, y del “fracaso” del interinato de la Gobernación en Tarija, “hay un interés vigente de penetrar en el oriente, sur y norte del país. Santa Cruz es un elemento fundamental en esa estrategia, me imagino que se quiere consolidar un poder a nivel nacional, porque ahora sólo lo tiene en el occidente”.

Aún así, considera que la cuestión podría tratarse de una señal de Morales para tener una “mejor imagen” en el oriente. En su criterio, el Presidente quiere mostrar una “nueva cara” poniendo a representantes del departamento y acercándose al sector productivo; “pero eso no es suficiente”.

Ferreira, por otra parte, ve que hay una intención del MAS fundada en un recelo electoral, en contradicción con la opinión de Argirakis. “Al MAS le preocupa que Beni, Pando y Santa Cruz sean los departamentos más grandes —éste último el más poblado del país— y no tenga la mayoría en ellos. Una forma de contrarrestar eso es acercarse más, probablemente una medida sea nombrar en las cámaras a dos personas de la región”, dice este académico.

Además —señala— el Gobierno está realizando un acercamiento con el sector productivo del departamento y también con el encuentro con los empresarios agropecuarios, dándoles seguridad jurídica, incentivos a la producción y otras medidas. “Esto da muestras de que el Gobierno está preparando una estrategia en función de la elección del próximo año”. En el plano político la designación quiere mostrar que el Gobierno no es “andinocéntrico”, juzga.

Zegada no coincide con ninguna de las interpretaciones anteriores y cree que la designación de Tejada responde más bien a la intención del Presidente de persistir en que sean mujeres las que presidan las cámaras, independientemente del lugar al cual representan.

“Lo que parece que ha ocurrido es que se quería dar continuidad a que sean dos mujeres las presidentas de las cámaras. Se ha encontrado en Tejada un personaje que podría cubrir las expectativas que se tiene de esa responsabilidad”, declara.

Generalmente, en la elección de directivas en las cámaras —dice Zegada— se busca un equilibrio territorial, partidario y de género. “A nivel de género quizás hemos estado sobrerrepresentadas la última época, ahora se ha optado por lo mismo, lo que es bueno. Lo que se descompensa son los equilibrios regionales. los resultados del censo sobre Santa Cruz no justifican que deba tener en peso en estos niveles”.

Mesa —en contraste evidente— piensa que se estaría “incentivando” una visión de distribución regional de la que no se considera partidario, a saber: “Seguir con la lógica de afirmaciones o negaciones regionales y nombramientos que dan una señal a una región, entiendo por qué ocurre pero no me parece saludable”. Para el expresidente, se debería nombrar  en estos cargos indistintamente del género, o sea de acuerdo con el “valor intrínseco de la persona, independientemente de cuál es la departamento de procedencia.

Antelo afirma algo similar, pues no está de acuerdo en que se nombre al presidente de una cámara por haber nacido en una determinada región. “La capacidad de gestión es la que debe primar al momento de poner a alguien en estos sitiales. Además, son presidencias que deben velar por lo nacional. Seria absurdo que desde ese puesto se favorezca al lugar de origen del representante”.

Argirakis menciona —al referirse al nombramiento de Tejada— que hay “cosas por debajo sucediendo en el MAS. Se habló de su pasado político en cartas que la desmerecían. Inclusive tuvo que escribir una carta aclaratoria poniendo a disposición su designación”.

En efecto, hubo comentarios en el MAS que recordaban que la nueva presidenta de la Cámara Baja  fue diputada suplente de Roberto Landívar, de Acción Democrática Nacionalista (ADN). De 2002 a 2003 fue diputada por Nueva Fuerza Republicana (NFR). Ambos partidos de ultraderecha. Posteriormente, en 2008, fue expulsada de NFR por haberse sumado al MAS.

En defensa de Tejada, Argirakis sospecha que “parte del masismo ha olvidado lo durísimo que fue apoyar al MAS en Santa Cruz en esas épocas en que Tejada y Montaño arriesgaron su integridad”. Se acuerda de tiempos en que, en Santa Cruz, una facción urbana del MAS, liderada por la agrupación Santa Cruz Somos Todos, hizo el contrapeso a sectores conservadores que pretendían boicotear la Asamblea Constituyente, que se disponía a aprobar el régimen de autonomías en la Constitución Política del Estado.

Sea como fuere, lo evidente en este caso es la insistencia de Morales en los liderazgos de mujeres. Al respecto, Mesa afirma que “con seguridad” es en el Gobierno del MAS en el que ha habido mayor presencia femenina en altos cargos.

Ferreira asegura que Morales “ha sido consecuente con el reconocimiento de las capacidades políticas e intelectuales de las mujeres desde la Asamblea Constituyente”. Argirakis, por su parte, observa una suerte de “relajo” en “algunos” de los funcionarios varones del partido de Gobierno, lo cual “ha llevado a una revalorización de las mujeres, porque se ve la entrega que ponen y le siguen el ritmo al Presidente, un ejemplo claro de eso es Montaño”.

‘Hay una estrategia de incidencia en el oriente’: Carlos Mesa,  expresidente de Bolivia

Morales ha destacado en su administración el rol de la mujer en su gabinete, en la Asamblea Constituyente y en las presidencias de las Asambleas. En cuanto a la cuestión regional, está claro que hay una estrategia lógica del Gobierno para conseguir una penetración política en el oriente boliviano. La última elección fue derrota, pero el MAS está creciendo en esa región.

‘Es un mensaje para las élites cruceñas’: Helena Argirakis es politóloga

Se trata de un mensaje para las élites cruceñas. Lo que éstas no valoraron en su momento, porque tienen a las mujeres como a un pedazo de carne, contrasta con nuestra revalorización impulsada por el proceso de cambio. Me parece meritorio. Esto no significa que no se puedan hacer críticas, lo ocurrido en Sucre (la violación) es bochornoso, para lo cual no hay palabras.

‘Una señal de Morales para mejorar su imagen’: Germán Antelo, senador opositor

La posesión de dos mujeres cruceñas en las cámaras puede tratarse de una señal de Morales para mejorar su imagen en Santa Cruz y en el oriente, sin embargo eso no es suficiente para nadie, porque al margen de que se designe a un cruceño del MAS, hombre o mujer, en Santa Cruz sabemos que la visión de ese partido es la de imponerse y quedar como única fuerza política.

‘Se descompensan equilibrios regionales’: María Teresa Zegada es analista política

Con la elección de dos cruceñas preocupa que se descompensen los equilibrios regionales. En aras de cuidar la integralidad nacional, se debería haber buscado a alguien de oriente y también de occidente sin especificar un departamento, de manera que ambos sectores del país se sientan bien representados. No creo que se esté cuidando que haya balance.

‘Es algo altamente  simbólico y consecuente’: Reymi Ferreira es analista político

La presidencia de dos cruceñas en las cámaras de la asamblea es algo altamente simbólico. Es consecuente con el reconocimiento que hizo Morales de la calidad intelectual de las mujeres. En cuanto a lo territorial, no se puede negar que hay una intencionalidad marcada del MAS para Santa Cruz, eso corresponde con el liderazgo del Presidente que crece.

Jordan, la derrota de la candidata oriental

Dos mujeres del oriente de Bolivia, pertenecientes al Movimiento Al Socialismo (MAS), eran posesionadas como las máximas autoridades del Órgano Legislativo cuando casi simultáneamente, a pocos días, otra sufría una derrota electoral en su tierra, Beni. Jessica Jordan perdió la elección contra Carmelo Lens.

Al respecto, ya hace unas semanas los sociólogos benianos Wilder Molina e Ismael Guzmán hacían notar a Animal Político que el electorado beniano era de rasgos “muy conservadores”.  La analista Helena Argirakis también lo considera así y detalla que “se trata de una mujer joven y bonita; si hubiera sido mayor... Hay una asociación perversa de que las jóvenes y bonitas son tontas. Hay un triple prejuicio, uno por su género y otro por lo generacional y otro por el aspecto físico”.

Adicionalmente, dice, Beni es un territorio de “resistencia” donde se atrincheraron las “fuerzas reaccionarias” de Bolivia. “No sé si habrían otros resultados con una candidata indígena o de otra edad.” El expresidente Carlos Mesa no cree que el fracaso de la beniana haya sido por uno de los prejuicios que menciona Argirakis, sino por el involucramiento excesivo del presidente Evo Morales.

“No fue por la candidata, que no me pareció mala, sino que habría que preguntarse si era inteligente que Morales endosara totalmente la candidatura. En el Beni decidieron que era una especie de binomio”, que fue contraproducente, en su criterio. Mesa discrepa con la opinión que vincula la discriminación de género al oriente, no cree que el problema sea regional. “Es un error ligar discriminación y Santa Cruz, pues la discriminación fue generalizada en todo el país”.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2
3 4 5 6 7 8 9
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia