Animal Político

Yo sí apoyo a la chinita peruana Yarita Lizeth

Su tema, que es un hit en reproducciones en Twitter, ha logrado más repercusión por el debate originado alrededor del uso, desuso y mal uso del teleférico que por la exquisitez musical de la cantante peruana o de la letra tan desgarradora de un amor que angustia a la protagonista.

La Razón (Edición Impresa) / Erick Ortega / La Paz

00:05 / 01 de febrero de 2015

Ala Yarita Lizeth yo la apoyo desde lo más profundo de mi ser. Porque la Yarita se hace a la popular y no lo logra. Se hace a la cool new indigenista y es un fracaso rotundo. Me identifico, pues.

Ella se fue —sin mayores aspavientos— hacia Tiwanaku y a otros lugares sagrados sin necesidad de pedir permiso a autoridades y demás dioses pequeños del olimpo boliviano. Ella, “aliada con el licor”, humanizó todo aquello en una simple canción, que, por cierto, se titula como la frase entrecomillada de este párrafo.

Su tema, que es un hit en reproducciones en Twitter, ha logrado más repercusión por el debate originado alrededor del uso, desuso y mal uso del teleférico que por la exquisitez musical de la cantante peruana o de la letra tan desgarradora de un amor que angustia a la protagonista.

Viendo el video solito es pues una publicidad regia de la que se dice ciudad maravilla. Ahí están el lago Titicaca, Tiwanaku (que es el mismísimo salón de eventos presidencial), algo de Sopocachi, Cota Cota y la zona Sur vista desde arriba, obviamente.

Pero, habrase visto cuánta desfachatez subirse al teleférico a filmar un video y todavía con esas escenas. Quizás si fuera nacional o una de esas muchas bodas que se hacen y filman los fines de semana en las alturas paceñas, se podría perdonar tanto atrevimiento... pero no es el caso. Bueno, el patriotismo (más específicamente paceñismo) saltó a la fama nuevamente gracias a la Yarita Lizeth.

Y sí, al teleférico rojo, amarillo y verde o de cualquier color hay que respetarlo porque es parte de nosotros. Pero tampoco así a nivel Cancillería y con ese rasgado de vestiduras tan llevado al extremo.

Quizás la Cancillería debería ver también la expulsión de bolivianos de España y su padecimiento en los Centros de Internamiento para Extranjeros. O se debería ver otros temas más importantes que la desfachatez de la Yarita al abrazarse y besarse en el teleférico.

Desde mi escritorio, yo la banco a la “Chinita más bonita”. Porque tuvo la osadía de mostrar lugares nuevos de la ciudad que de tanto verlos pareciera que han perdido su magia. Y además porque anunció que se pedirá disculpas por su video. Eso es pues ver el vaso medio lleno, siempre... siempre.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1
2 3 4 5 6 7 8
23 24 25 26 27 28 29
30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia