Animal Político

Unos con candidatos y otros no, las estrategias electorales

A casi un año y medio de las elecciones generales de 2014, cuatro frentes con mayor perfil exponen el estado en que se encuentra el diseño de sus estrategias electorales: MAS, UN, Verdes y MSM. Unos ya tienen aspirantes y otros intentan elegir al suyo en primarias difíciles.

La Razón / Ricardo Aguilar Agramont / La Paz

00:05 / 02 de junio de 2013

Resta poco, casi un año y medio para las elecciones generales de 2014 y se identifican cuatro fuerzas con mayor potencial de volumen de voto, sin el orden necesariamente: Unidad Nacional (UN), Movimiento Al Socialismo (MAS), Movimiento Sin Miedo (MSM) y la posible unión que surja de la alianza entre las agrupaciones regionales opositoras encabezadas por Verdad y Democracia Social (Verdes) de Rubén Costas, Primero  el Beni de Ernesto Suárez y Consenso Popular (CP) de Óscar Ortiz.

Con mayor o menor avance ya se encuentran trabajando en el diseño de sus estrategias electorales para los comicios, semanas después de que el Tribunal Constitucional Plurinacional declarara legal la eventual repostulación de Evo Morales y Álvaro García Linera. Animal Político supo que el responsable de la campaña de UN es el diputado Jaime Navarro. Éste afirma que es parte del equipo, pero aún “no hay una cabeza máxima”.

Información de buena fuente señala que UN ha contratado a la consultora de marketing electoral Greenberg Quinlan & Rosner, empresa conocida por el documental Our brand is crisis, de HBO, en el que se refleja el asesoramiento a Gonzalo Sánchez de Lozada en 2000 y que viene de hacer la campaña del conservador Henrique Capriles en Venezuela. Navarro dice que sólo son rumores y niega que su partido esté asesorado por esa compañía.

Verdes tiene como estratega al secretario de la Gobernación de Santa Cruz, Vladimir Peña. Éste  explica en qué fase se encuentra la elaboración del plan. Los asesores internacionales son Mauricio de Vengoechea y Marcos Magaña.

El MSM “es resistente a las consultoras internacionales” y trabaja con su misma gente: Patricia Grossman y Edwin Herrera. De todos, el MAS se encuentra mejor posicionado antes de la campaña propiamente dicha. De fuentes reservadas en ese partido, deducimos que su idea básica es posicionar a su candidato, Evo Morales, como "estadista", condición ausente antes.

UN, determinado a generar una sociedad opositora

Cualquier candidato fuera de la unidad es funcional a Evo Morales”, dice el diputado de Unidad Nacional (UN) Jaime Navarro, miembro del equipo que diseña la estrategia para las elecciones de 2014. “Los que piensan como el MAS (Movimiento Al Socialismo) deben estar con el MAS”, afirma en referencia indirecta al Movimiento Sin Miedo (MSM).

Recuerda que la “gran enseñanza” la dio el Beni (donde varias agrupaciones propusieron candidatos y se eligió al favorito de una encuesta). “Queremos repetir la experiencia: que la ciudadanía elija al candidato de la oposición”.

Samuel Doria Medina es su candidato, “pero quiere competir en unas primarias o en una encuesta”. La desventaja de la primera opción es el costo, sin embargo, es “el modo más directo en que escogería la ciudadanía”.

La idea —explica Navarro— es repetir la experiencia para el candidato a la Vicepresidencia y para los diputados uninominales, no obstante de que “se quisiera convencer” a las otras agrupaciones de que  se haga lo propio con senadores y diputados plurinominales. “La encuesta es menos directa, pero es creíble; lo complicado es lograr un pacto para que se respeten los resultados”.

El equipo considera que dos tercios de los votos no son cautivos del MAS y pueden ser disputados. Para ello “el marketing electoral hará lo suyo”, sin embargo, se centra en “arrebatar credibilidad al partido de Gobierno manejando los valores adecuados en la campaña”.

Calculando tiempos, dice que hasta fin de año las agrupaciones que se sumen al proyecto “de unidad” deberán tener un programa “mínimo” en común para proponerlo al país, además deberán haber definido la modalidad de elección de su binomio.

Acerca de la consultora  Greenberg, Quinlan & Rosner, afirma que asesora a UN “gente de confianza” y que luego verá si contrata a una empresa especializada, pues “de nada sirve tener al mejor equipo si no hay unidad”.

Para captar a la mayor cantidad de agrupaciones, UN propondrá una posición de centro que pueda “llamar a gente de izquierda como de derecha”. Hasta hoy, sus alianzas son con la agrupación Pacto de Integración Social (Pais), “es el ex MBL”; en Tarija, con el MNR; en La Paz, con Nueva Alianza Bolivia de Amílcar Barral. La alianza del Beni con Primero el Beni, el MNR, Verdes y Consenso Popular aún está vigente. Sobre el financiamiento, “nadie va a negar que parte de los medios los facilita Samuel, pero el resto son otros aportes”.

El MAS, una estrategia desde el peor escenario

El Movimiento Al Socialismo (MAS) es el que más claro tiene  su diseño. Piensa su estrategia considerando el peor escenario posible. Éste es, dicen, el voto nulo en las elecciones judiciales, en el que obtuvieron 42%, “con lo que no se gana una elección”. También toma en cuenta el peor momento de la oposición (el revocatorio), 33% (“no hay ninguna señal que diga que pueda irles peor”). “Resta un 25% de votantes oscilantes”. Ése es el mapa electoral que se plantea.

El desafío “es captar ese 25%” que está en ciudades y ciudades intermedias, y está formado por personas que han pasado de la pobreza a la clase media, intelectuales. “Esta gente no considera que su ascenso se debe a las condiciones favorables creadas por el Gobierno, sino que se atribuyen el éxito. Eso, paradójicamente, favorece a la oposición”. Luego, preven cómo hacer frente al posible discurso de la oposición para disputar a ese 25%, el que se centrará en “la generalización” de la corrupción, sin fijarse que son sólo “casos aislados”.

Entonces, “hace ya un año dijimos ‘se puede posicionar que somos buenos operadores de la economía’”. El MAS utilizará esto como una “fortaleza para atraer al grupo oscilante”. Así, el crecimiento, el funcionamiento de la inversión pública y la eficiencia serán sus banderas.

Asimismo, el MAS señala a la “eficiencia” como otro de los emblemas: en Economía están los bonos internacionales, saldos para hacer inversiones fuertes, posibilidad de incrementar salarios, etc. “Hacienda funciona”. “En Obras Públicas, igual”; ahí tenemos carreteras internacionales, industrialización, teleférico, “es decir funciona”, dice una fuente.

De este modo enumera cómo se posicionarán los logros de todos los ministerios y viceministerios de la rama “técnica” (Desarrrollo Productivo, Desarrollo Rural, Hidrocarburos) para probar que hay eficiencia en la gestión y contrarrestar los ataques opositores centrados en la corrupción.

También señala que “hay que posicionar que Evo ya es un estadista, maneja automáticamente los cuadros e índices”. Asegura que la fortaleza del MAS “es el liderazgo de Evo, nadie conoce el país mejor”.

Por otro lado, se sacará provecho de “ese pensamiento de la oposición que cree que nada ha cambiado y que parte de lo racial y dice ‘el indio no puede’”. Detrás de ese mapa de posibles votantes está el problema psicológico de la oposición que es “incapaz de reconocer la realidad”, “eso juega a nuestro favor”. El MAS es un partido hegemónico, “por lo que hay que modular el avance”.

Verdes dejará ‘intereses regionales por nacionales’

E l debate es ver si Verdad y Democracia Social (Verdes) sigue siendo regional o  construirá una alternativa nacional”, dice Vladimir Peña, secretario de la Gobernación de Santa Cruz y miembro del equipo de posicionamiento de la agrupación de Rubén Costas.

La alternativa nacional —dice— se llama Movimiento Demócrata Social y es el conjunto de alianzas de Verdes con otras agrupaciones como Primero el Beni, Líder de Chuquisaca  o Consenso Popular de Santa Cruz, aunque “no está cerrada a que se sumen más fuerzas”. Actualmente, se encuentran realizando lo que ellos llaman “diálogos demócratas” en ciudades capitales, intermedias y otras localidades.

Esos encuentros consisten en la presentación de su propuesta de alianza y su visión nacional; luego se  hace una interpretación de las problemáticas locales; después se oye los cuestionamientos y las propuestas de los asistentes, se va a hablar con distintas organizaciones del lugar como con mujeres o sectores profesionales.

Todo lo anterior quiere ser el desencadenante de un debate cuyas conclusiones formarán el proyecto de país hacia las elecciones. “Queremos representar un programa hecho por los bolivianos”, señala Peña. Al mismo tiempo, se encuentran trabajando para “generar la estructura” de una organización nacional. “Los Verdes dejamos de ser Verdes y así lo hacen todos para usar una misma sigla y abrir inscripciones”.

Hecho esto, pasarán a fijar una fecha para un congreso. “Ahí se debatirá si nuestro candidato va a competir en unas primarias o no, pero eso se decidirá después”.   Al preguntársele si trabajan con asesores internacionales, señala: “Hay cosas que es mejor mantenerlas en reserva”, aunque “existe un grupo de asesores que ha estado “acompañándonos”.

Sobre el financiamiento, asegura que toda ayuda “será legal” y comenzará con los aportes de los militantes, “instancias de cooperación, acuerdos con el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) y dos organizaciones internacionales”. Posteriormente “se abrirá una campaña para recaudar fondos”.

Hasta ahora —dice— han forjado el encuentro con organizaciones de todo el país. Las más importantes son Primero el Beni, de Suárez; Consenso Popular; Lider de Chuquisaca, de Sabina Cuéllar; colectivos de La Paz, El Alto y otras organizaciones; así como liderazgos sin militancia como Pepe Mercado, Bernard Gutiérrez y más.

MSM quiere ‘reconstituir una oportunidad histórica’

El Movimiento Sin Miedo (MSM) dirigirá sus opciones estratégicas hacia las elecciones sobre el objetivo de “reconstituir una opción histórica” que no se ha consolidado desde la instauración de la democracia”, apunta Edwin Herrera, su secretario político permanente. “No se trata de reconducir el proceso”, sino que va más allá, es decir, “reconstruir las ilusiones del retorno a la democracia” que nunca se hicieron realidad.

“El MAS ha   dilapidado esa oportunidad y volvió la frustración”, juzga. El dirigente, continuando con la metáfora de la reconstitución, señala que desde cinco “fracturas” que “existen hoy”, y que el MSM quiere reparar, girará su propuesta de país y su campaña.

La primera fractura tiene que ver con la eliminación de la pluralidad democrática. La segunda es económica, “se sigue con una economía primaria exportadora”. La tercera es la fractura indígena “con un Gobierno” que se ha dotado del discurso indigenista y llega al poder y “reprime a los indígenas”. La cuarta tiene que ver con un Gobierno que sufrió el “copamiento” de las instituciones y ahora hace lo mismo. Por último, se encuentra la “fractura ética”, que tiene relación con la corrupción y el prebendalismo.

El MSM quiere reparar esas fracturas “en condiciones muy inferiores”. ¿Cómo? Herrera responde que se dotaron de una base de propuesta programática que “sólo tiene el MSM, los demás no prepararon nada”.

Esa propuesta está siendo discutida con diferentes sectores mediante un método que puede ser calificado de artesanal, sin acudir aún a los medios de comunicación: “tocar puertas y discutir con profesionales, indígenas, campesinos y otros la reconstrucción económica, productiva, la autonómica, la institucional y la plurinacional”.

Para ello, el MSM ha logrado las siguientes alianzas hasta hoy: campesinos de Soracachi (Oruro); el bloque de profesionales en salud de La Paz y El Alto (que además ha propuesto la reforma del sistema de salud); Cochabambinos Unidos; Poder Ciudadano de El Alto; de Tarija, Vamos del sector urbano y otro grupo de Caraparí; el bloque del transporte del departamento de La Paz; los Lecos del norte de La Paz, los cocaleros de Caranavi, los cooperativistas de Tipuani y la comunidad de Cachuela Esperanza.

A partir de esas “articulaciones” se difundirá su propuesta primero “planta, talón, planta”. Además, estos mismos “buscan a sus pares, pues la comunicación no sólo es hacer espots”, afirma Herrera.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia