Animal Político

El MAS ante el escrutinio

El MAS es la consolidación del movimiento obrero desplazado por la relocalización de los años 80, cuyo modo de subsistencia migró en las formas de producción hasta convertirse en el movimiento cocalero, su principal bastión político.

La Razón / La Paz

00:05 / 08 de septiembre de 2013

Con el análisis central de nuestra edición, Animal Político termina el debate que abordó, en una serie larga, la situación de los partidos políticos antes de la inauguración oficial del año electoral, 2014. Reflejamos en este texto las virtudes y defectos, las debilidades y oportunidades, del Movimiento Al Socialismo (MAS), el partido del Gobierno actual.

Para nadie es ajeno que esta fuerza ha planteado un punto de inflexión en el sistema político del país,  al punto de convertirse en un movimiento hegemónico, quizás comparable —salvando las diferencias estructurales e ideológicas— con el Movimiento Nacionalista Revolucionario (MNR), desde tiempos de la Revolución Nacional a los años de la llamada democracia representativa, con ciertos periodos discontinuos.

El MAS es la consolidación del movimiento obrero desplazado por la relocalización de los años 80, cuyo modo de subsistencia migró en las formas de producción hasta convertirse en el movimiento cocalero, su principal bastión político. Nacido como un instrumento político en el Chapare, se ha extendido en todo el país, hasta cooptar a los principales sindicatos sociales, el de los campesinos, las mujeres campesinas, los colonizadores, los indígenas de tierras altas y bajas, y los cooperativistas, entre otros. Aliados con movimientos urbanos, de intelectuales y clases medias, aquéllos son la base del principal partido del país.

Considerado una “confederación” de movimientos sociales por parte de algunos analistas y estudiosos,     el MAS no está exento al desgaste, principalmente por los intereses particulares y corporativistas de sus movimientos, que en muchos casos derivan en una deficiente gestión pública, en corrupción y el soberbio abuso del poder político. Es decir, si bien su fortaleza radica en la conjunción en torno suyo de esos movimientos, aquélla puede convertirse también en la debilidad del MAS. Dependerá de su habilidad de administrar su fuerza para mantenerse en pie.

El editor

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia