Escape

Caravana ecológica

El colectivo Marea Creciente partirá de México, en enero de 2014, y pretende recorrer todos los países de América Latina.

La Razón (Edición impresa) / Liliana Aguirre

02:36 / 13 de octubre de 2013

Es un bus austero por fuera, por lo que —a primera vista— a nadie se le cruzaría por la cabeza que está equipado para emprender una travesía desde México hasta la Patagonia.

“Lo del bus es algo afortunado que nos permite llegar a muchos lados. Es como nuestra nave, tiene un espíritu propio y en él viajamos cargados de proyector, imágenes, pancartas y gente; además que llama mucho la atención, los niños quieren entrar. Despierta la curiosidad”, explica desde México Mayeli Sánchez, miembro del colectivo ecologista Marea Creciente, a quien Escape contactó a través del teléfono.

Con el recorrido por todo el continente, la intención de esta organización es conocer las iniciativas que se generan en América Latina a favor del medio ambiente, desde los usos tradicionales de cada uno de los pueblos que esperan visitar.

“Cristian Guerrero nació en Ecuador, pero tiene un espíritu gitano, por ello viaja por diferentes partes del mundo. Él estudió antropología en EEUU y en ese país participó en el colectivo Primero la Tierra. En ese proceso se hace del autobús que fue un trabajo colectivo para echarlo a andar y equiparlo”, explica Mayeli.En 2010, el bus pasó a ser parte de Marea Creciente, una vez que Cristian puso su mirada en el sur. Él es quien tendrá la responsabilidad de conducir el vehículo.

“El bus es un intento de ser congruente con lo que estamos pensando. Tiene un baño seco, una cabina con asientos de madera en la que viajamos sentados, una pequeña cocina y un espacio para dormir. Además usa biocombustible con un sistema especial”, detalla Mayeli.

Y como los tres mosqueteros, a Mayeli y a Cristian se suma Jorge Tadeo. Así un antropólogo y dos biólogos afinan los detalles para comenzar su aventura continental el primer mes de 2014.

“Tenemos una visión de ecologistas. Nuestro propósito es impulsar un cambio radical para salvar nuestro planeta. Es necesario buscar la transformación del sistema”, advierte Mayeli.

Si bien entre los tres miembros de Marea Creciente no hay un afán de protagonismo, el que acapara todas las miradas y la atención es el bus, especialmente en las manifestaciones en defensa del medio ambiente y en movilizaciones por diferentes demandas en Ciudad de México.

Precisamente en una de esas acciones fue bautizado como el Chebús, porque durante una huelga de estudiantes de la UNAM (Universidad Nacional Autónoma de México) el motorizado permanecía estacionado frente al auditorio Ernesto Che Guevara y la gente que pasaba por ahí habitualmente le puso Chebús.

Pero si de acción se trata, el autobus ha sido parte de anécdotas memorables como cuando en 2011 llegó a todo motor a una manifestación en Cancún, cuando los líderes de los países del G-8 participaban de un encuentro en México.

“Creemos en una revolución que nos permita divertirnos y ser felices. Hay que conectarnos y respetar las diferentes formas con las que interpretamos la realidad. Además, hay que perder la seriedad porque no nos lleva a nada”, reflexiona la bióloga y activista por la ecología.

En esa lucha, Marea Creciente compartió con otras iniciativas como la caravana que recorrió desde la cuna del maíz —originario de México, la zona de Tehuacán y Cuicatlán— hasta la capital.

El colectivo Tinta Negra diseñó la Mazorca Libertaria, un personaje que da vida a un campesino que decide organizar un movimiento en defensa de los campesinos bajo todo el simbolismo que se generó en torno al grano de maíz.

En la última etapa del recorrido, en el Distrito Federal, donde el bus circuló por la avenida Reforma, que cruza gran parte de la capital mexicana, de inmediato se armó la fiesta popular en la calle.

“Fue maravilloso ver a bandas de jazz, hip hop y ska sobre el bus interpretando su música y acompañados de Mazorca Libertaria impregnando el ambiente de alegría”, recuerda Mayeli. Estos jóvenes no se ponen límites porque siempre se abren a más. En 2010 dos de ellos estuvieron en Cochabamba, Bolivia, en el encuentro por los derechos de la Madre Tierra.

“Cristian y yo participamos de la Conferencia Mundial de los Pueblos sobre el Cambio Climático y los Derechos de la Madre Tierra. En los diez días que estuvimos nos enamoramos de ese país”, asegura la activista mexicana. Ella afirma que se le quedaron grabados en la memoria los paisajes y la esperanza que sintió en las personas que conoció en el encuentro.

Llegar al país les significó un gran esfuerzo. Cristian viajó en autobús desde Ecuador con el interés de contactar a otras comunidades y compartir la información que recabó durante su cruzada sobre las grandes industrias que afectan a los pueblos latinoamericanos .

El viaje es inherente a este colectivo y si bien su bus ha recorrido gran parte del territorio mexicano, ahora se viene el desafío de cruzar el continente de punta a punta.

“Como en 2014 vamos a cruzar de norte a sur, tenemos grupos aliados, en distintos países, con los que coincidimos y estamos buscando más”, precisa Mayeli.

Si bien aún no tienen una ruta fija para el viaje, planean ir a todos los países que puedan y donde quieran compartir las iniciativas y las problemáticas locales.

Para alcanzar las metas planteadas en este su periplo se apoyarán en las nuevas tecnologías, con las que filmarán y documentarán todo lo que vivan en cada país. Además, planearon hacer transmisiones  de radio y video en directo, a través de software libre. En Guatemala, el primer país que van a visitar, el grupo ya tiene contactos para conocer más del problema de la minería que afecta a las comunidades.

Está previsto que el viaje se desarrolle durante un año, todo 2014. Esperan ser parte de la COP 20 (la Conferencia de las Partes sobre el Cambio Climático) que se llevará a cabo en diciembre de ese año, en Perú, y en la que participarán representantes, públicos y privados, de 194 países Lo fundamental para que el proyecto de Marea Creciente sea exitoso es contar con el apoyo de las personas. Cada historia de vida enriquece y ayuda a conocer un problema del continente. El grupo espera que la gente los contacte para armar su plan de ruta. “Si les interesa que lleguemos a sus localidades y ser parte de esto nos pueden escribir a [email protected]”, invita Mayeli desde México.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1
2 3 4 5 6 7 8
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia