Escape

Escapes

Pintura de cabezas de caballo, en las cuevas de Lascaux (Francia). Con la luz de las llamas de las hogueras daban la impresión de moverse.

Pintura de cabezas de caballo, en las cuevas de Lascaux (Francia). Con la luz de las llamas de las hogueras daban la impresión de moverse.

La Razón (Edición impresa)

00:00 / 14 de octubre de 2012

En el Paleolítico ya había ‘cines’

A nuestros antepasados del periodo Paleolítico les gustaba, como a nosotros, entretenerse con imágenes animadas. Un estudio publicado por la revista Antiquity muestra que la repetición de partes del cuerpo en las pinturas rupestres que representan animales, o la profusión de patas, son un intento de los humanos de aquella época por crear movimiento. Con la ayuda de la luz de las llamas y las partes repetidas de los animales, se creaba el efecto de la animación, primitiva, pero animación al fin. Para el estudio se analizaron 53 obras halladas en diferentes cuevas en territorio francés. La que tiene mayor cantidad es la de Lascaux. Han sido encontradas “unas 20 representaciones de animales, principalmente caballos, con la cabeza, patas o cola multiplicadas”, afirma Marc Azema, de la Universidad de Toulouse-Le Mirail (Francia). También se hallaron “taumatropos”: discos con dibujos en sus caras (por ejemplo, un pájaro y una jaula) que, a ambos lados, tienen un pedazo de cuerda. Cuando ésta se estira, el disco gira rápidamente uniendo las

dos imágenes y la sensación de movimiento es evidente. (Muy Interesante.es.ox)

Un lugar para los libros libres

Libros Libres (Covarrubias 7, abajo derecha) acaba de abrir sus puertas en el barrio de Chamberí (Madrid). Es un espacio pequeño y acogedor con las paredes repletas de libros donde uno puede presentarse y elegir los volúmenes que quiera: todo es gratis. Sólo quien desee y pueda está invitado a pagar 12 euros al año y/o a donar un libro, aportar con café o cualquier otra cosa rica. Hay libros tan buenos, que sorprende. Y puede uno quedarse a leer allí mismo, en un buen sofá, mientras afuera el mundo se derrumba por la crisis. (El País)

La bulimia, una enfermedad real

Diana Spencer nació el 1 de julio de 1961 en Sandringham House, Norfolk (Inglaterra). Se casó con el príncipe Charles de Gales en 1981, lo que le dio popularidad acrecentada por su carácter afable y carisma. Tuvo dos hijos, los príncipes William y Harry. Su matrimonio afrontó altibajos y terminó en divorcio en 1996. Falleció en París el 31 de agosto de 1997 en un accidente de tránsito, junto a su compañero Doti Al Fayed y el chofer del automóvil; sobrevivió el guardaespaldas de Al Fayed, el único que tenía puesto el cinturón de seguridad. Diana sufrió durante años de bulimia,una especie de trastorno mental que se caracteriza por la ingesta descontrolada de alimentos, seguida por comportamiento compensatorio inapropiado para perder peso, como el inducir al vómito, ejercicio exageradamente vigoroso o uso de drogas para perder líquido. Es más común en mujeres en edad fértil y de clase social media a alta; las complicaciones son múltiples: dilatación gástrica y pancreatitis, a causa de los vómitos pueden aparecer problemas dentales, faringitis y esofaguitis, así como neumonitis química. El uso de diuréticos expone a la deshidratación. Son frecuentes el estreñimiento y las hemorroides. (Dr. Aníbal Romero Sandóval, Hospital Los Pinos).

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia