Escape

Escapes

A lo ancho y largo de las 106 hectáreas de extensión de Suoi Tien Park, en Saigón (Vietnam), no hay espacio para el aburrimiento: se puede disfrutar de las piscinas y toboganes (fotografía), del acuario subterráneo, las montañas rusas y saltos en bicicleta sobre una granja de cocodrilos. Foto: pixieandrotter.com

A lo ancho y largo de las 106 hectáreas de extensión de Suoi Tien Park, en Saigón (Vietnam), no hay espacio para el aburrimiento: se puede disfrutar de las piscinas y toboganes (fotografía), del acuario subterráneo, las montañas rusas y saltos en bicicleta sobre una granja de cocodrilos. Foto: pixieandrotter.com

La Razón

00:00 / 11 de agosto de 2013

Parques temáticos un poco raros

Visitar la que era la casa de Pablo Escobar, el fundador del Cártel de Medellín, y, además, disfrutar de atracciones como el Acuasaurus, con toboganes, piscinas y cascadas artificiales, o alojarse en uno de los seis hoteles que hay en su interior, es posible en el parque temático Hacienda Nápoles, que fue confiscada por el estado colombiano en los 90. Tiene, también, la avioneta con la que Escobar introdujo droga en Estados Unidos, según publica Quo.es. En Dinamarca, un empresario dedicado a los caramelos es el dueño de BonBon Land, donde las atracciones tienen nombres como Perro que se tira pedos y en el que se puede degustar exquisiteces tales como pañales usados o cacas de gaviota. En Kunming, China, 80 personas que miden entre 79 y 130 cm son los habitantes del Imperio de los enanos, un parque en el que algunos turistas han manifestado que sospechan de que los empleados sufren explotación, informa la misma página web. Los propietarios argumentan que les pagan mejor que a cualquier lugareño. También en Asia, concretamente en Vietnam, está Suoi Tien Park. Y es que, entre tanta cosa extraña, no podía faltar un lugar de diversión dedicado... a la religión. En este caso, la budista. Se puede comprobar cómo es la vida eterna que espera a los pecadores, destinados al infierno, o conocer el Palacio del cielo. Pero también tiene una playa artificial, un zoológico, parque de agua y varias atracciones para, de verdad, pasarlo bien, que es de lo que se trata.

Esquilo y la tortuga mortal

Esquilo de Eleusis fue un poeta griego. Nació en el año 524 a.C. Su principal actividad estuvo ligada al teatro, en el que realizó innovaciones tanto en la escenografía como en la forma de los diálogos. Esto le confirió a sus obras un aire dramático, por lo que le considera como el precursor del teatro trágico.

Algunas de sus obras son La Orestíada, Los siete contra Tebas, Prometeo encadenado y Las suplicantes. Un oráculo le advirtió que moriría aplastado por una casa y, temeroso, Esquilo se fue a vivir fuera de la ciudad, donde murió a consecuencia del golpe que le provocó una tortuga que le cayó en la cabeza: un águila la había arrojado desde gran altura al tratar de abrir el caparazón para comerse al reptil. Una lesión en la cabeza puede resultar fatal cuando produce hemorragia dentro del cráneo. La gravedad depende de la magnitud del golpe, la altura desde la que ha caído el paciente o si es producto de un accidente de tránsito con impacto en la cabeza. Si el paciente presenta pérdida de conciencia posterior al golpe, vómito, convulsión, zumbido en el oído, visión borrosa o cambios de conducta, hay que dejarlo en observación y realizarle una tomografía de cráneo para determinar si tuvo fractura de cráneo o hemorragia interna. Paradójicamente, Esquilo siempre decía: “Ni aun permaneciendo sentado junto al fuego de su hogar, puede un hombre escapar a la sentencia de su destino”. Dr. Aníbal Romero Sandóval, Emergencias Hosp. Arco Iris.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia