Escape

Escapes

Este es el retrato que Alberto Schommer le hizo al pintor Salvador Dalí. El fotógrafo, considerado el maestro del retrato, recibió en 2013 el Premio Nacional de Fotografía en España a sus 85 años. Foto: www.elcorreo.com

Este es el retrato que Alberto Schommer le hizo al pintor Salvador Dalí. El fotógrafo, considerado el maestro del retrato, recibió en 2013 el Premio Nacional de Fotografía en España a sus 85 años. Foto: www.elcorreo.com

La Razón (Edición Impresa)

00:00 / 26 de julio de 2014

El Prado recibe  a Schommer

Los retratos de Alberto Schommer (Vitoria, 1928) llevan detrás un proceso de reflexión que tiene más que ver con la pintura que con Instagram. No hay disparos casuales, ni siquiera instantes decisivos. Flanqueado entre 18 fotografías suyas y 13 cuadros de otros, que se desafían de pared a pared en el Museo de El Prado, el 21 de julio Schommer se reveló contra el signo de los tiempos: “Una fotografía no puede hacerse banalmente”. Se sabe, como poco, desde los retratos psicológicos que realizó en Abc y El País. En su serie sobre la Transición en España desplegó sabiduría multidisciplinar y osadía propia de los tiempos: retrató al cardenal Tarancón levitando agarrado a un crucifijo, a Suárez con un interrogante sobreimpreso en la frente y al poeta José Hierro como un imán de libélulas y mariposas. El País informa que en el marco de PhotoEspaña, el fotógrafo inauguró Máscaras, una exposición singular en El Prado, midiendo sus retratos con los de Goya o Ribera, en un diálogo que demuestra que la complejidad de sus imágenes le emparenta con la introspección de la pintura. El fotógrafo es también un maestro de la luz, la llave maestra que le permitió despojar a sus modelos de la mirada: “El primer retrato que hice así fue el de Alberti, aunque no era mi intención. He hecho infinidad de retratos, pero las máscaras son una forma única de que tengan una gran fuerza interior”. Las máscaras obligan a detenerse en rasgos que suelen ser relegados por la intensidad de los ojos.

La asfixia de Nikola Tesla

Aunque se nacionalizó estadounidense, Nikola Tesla nació en Smiljan —la actual Croacia— el 10 de julio de 1856, estudió física en Viena y Praga, además revisó los archivos de la biblioteca del Vaticano relativos al manejo de la electricidad. Migró a EEUU donde conoció a Tomas Edison, con quien trabajó en la electricidad continua. Abandonó la compañía por desacuerdos con Edison sobre el desarrollo de sus inventos y porque incumplía con los pagos. En asociación con Westinghouse construyó motores y transformadores de corriente continua en alterna para la distribución de electricidad alterna en ciudades.

Murió el 7 de enero de 1943 en plena II Guerra Mundial, se especula que fue asfixiado. El oxígeno es un nutriente básico para el funcionamiento del organismo y del cerebro en especial, la falta de este elemento puede dejar secuelas o incluso la muerte cuando la falta se prolonga, las causas pueden ser desde inmersión en agua, por paro respiratorio secundario a otra enfermedad, por obstrucción de las vías respiratorias al atorarse con algo en la boca. Se debe actuar según sea la causa que provocó el cuadro, dando palmadas en la espalda cuando se trata de un menor o si es el caso de un adulto mediante compresiones enérgicas con el puño por debajo de las costillas tomándolo por detrás. Tras la muerte de Tesla se extraviaron varios de sus apuntes y modelos de su laboratorio, estos proyectos fueron a parar a manos de científicos nazis. Dr. Aníbal Romero Sandóval, Emergencias Hosp. Arco Iris

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia