Especiales

Bolivia y Chile pasaron de buscar confianza a reclamar ‘buena fe’

Choquehuanca recuerda que el país aún espera las propuestas de Chile

La Razón (Edición Impresa) / Mauricio Quiroz / Calama

14:41 / 24 de marzo de 2016

El monumento del combate de Calama está a unos 200 metros del puente Topáter, un sitio emblemático para la historiografía de Bolivia, pues allí cayó Eduardo Abaroa junto con otros héroes civiles en su intento por detener la invasión chilena que había comenzado el 14 de febrero de 1879 en Antofagasta.

Justamente en ese sitio, el 10 de abril de 2007, militares de Bolivia y Chile protagonizaron un inédito homenaje al boliviano Abaroa y a los héroes que cayeron en esa contienda bélica, justamente el 23 de marzo de 1879. Este hito marcó el punto más alto del desarrollo de la denominada agenda de los 13 puntos que tenía que ver con la recuperación mutua de la confianza.

Casi nueve años después, La Razón llegó hasta este sitio, el 7 de marzo. En el lugar ya no está la plaqueta recordatoria que descubrieron los ministros de Defensa, Walker San Miguel (Bolivia) y José Goñi (Chile), en ocasión del inédito acto que incluyó un desfile.

En el zócalo del obelisco hay una sola plaqueta en la que se lee un texto general: “Guerra del Pacífico 1879-1883. Combate de Topáter, 23 de marzo de 1879. Durante la campaña de Antofagasta, de febrero a octubre de 1879, fuerzas chilenas, con la misión de ocupar Calama, combatieron y vencieron aquí a tropas bolivianas”.

Tras este homenaje, que incluyó un desfile militar, altos jefes militares de Bolivia y Chile intercambiaron visitas y gestos de amistad, mientras, en el ámbito diplomático, los vicecancilleres avanzaron por lo menos un año más hasta firmar el acta en la que se encomendaron los estudios técnicos para atender el pedido boliviano de un acceso al mar, útil y viable. Las conversaciones se prolongaron hasta los primeros meses del gobierno del presidente Sebastián Piñera (2010-2014). El canciller David Choquehuanca asegura que a fines de 2010, Chile interrumpió unilateralmente las conversaciones luego de haberse comprometido a presentar una propuesta.

El jefe de la diplomacia boliviana recuerda que justo a fines de 2010 se produjo la inédita visita de un canciller de Chile a Bolivia. En efecto, Alfredo Moreno visitó en esos días La Paz, pero no se avanzó en las propuestas sobre las que se conversó entre 2006 y 2008.

LITIGIO. Durante los siguientes dos años, Bolivia preparó la demanda internacional contra Chile, la que finalmente fue entregada en La Haya. En abril de 2013, el país reclamó un fallo a la Corte Internacional de Justicia (CIJ) para que este tribunal declare que Chile tiene la obligación de negociar “de buena fe” una salida soberana al mar, sobre la base de propuestas realizadas en anteriores conversaciones.

“Los 13 puntos han quedado en el papel, ni un tema de los 13 puntos ha avanzado (…). En la primera gestión (de Michelle Bachelet) hemos socializado (el documento), espero que ahora sea para desarrollar y aterrizar en soluciones concretas a los 13 puntos”, declaró el presidente Evo Morales el 11 de marzo de 2014, en Santiago de Chile, en un conversatorio organizado por la Fundación Progresa al que acudieron, además de periodistas, intelectuales de izquierda y congresistas. El Presidente llegó ese día a la capital chilena para participar de los actos de la segunda investidura de la mandataria Michelle Bachelet, quien —luego del primer proceso de diálogo— asumió el proceso legal planteado por Bolivia. En septiembre de 2015, la demanda venció la objeción preliminar a la que apeló Santiago.

En este nuevo escenario, el agente de Chile ante la CIJ, José Miguel Insulza, anticipó —en una entrevista con La Razón— que su país seguirá “en forma disciplinada, leal y de buena fe” este litigio acatando las normas del alto tribunal internacional, aunque “siempre dispuesto a dialogar y escuchar”. El agente, que fue secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), señaló que ambos países deben buscar un escenario de respeto y cooperación debido a su vecindad. “Toda otra opción es, a la larga, inútil. Al final del juicio, quedaremos solos frente a frente y obligados a convivir y entendernos”, remarcó.

Las relaciones entre Bolivia y Chile en tan solo siete años pasaron de las inéditas  señales de acercamiento militar y diplomático, negociaciones reservadas, hasta momentos de tensión bilateral sin diálogo político, además del juicio ante la CIJ que busca el diálogo.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia