Especiales

G77+China plantea erradicar la pobreza hasta el 2030

La apuesta del G77 será planteada a la ONU para las metas del posmilenio

Retrato. Representantes de 119 Estados saludan en la foto oficial de la cumbre del 50 aniversario del Grupo de países en vías de desarrollo y China (G77+China) en Santa Cruz.

Retrato. Representantes de 119 Estados saludan en la foto oficial de la cumbre del 50 aniversario del Grupo de países en vías de desarrollo y China (G77 China) en Santa Cruz. Foto: Ángel Illanes

La Razón (Edición Impresa) / Mauricio Quiroz / Santa Cruz

02:52 / 16 de junio de 2014

El grupo más numeroso de países de la Organización de Naciones Unidas (ONU) —que agrupa a dos tercios de sus miembros y donde vive cerca del 60% de la población mundial— propuso erradicar la pobreza hasta 2030 como principal aporte de cara a los compromisos globales que se fijará la organización posteriores a 2015.

El planteamiento del Grupo de países en vías de desarrollo y China (G77+China), que celebró el fin de semana una cumbre extraordinaria por el 50 aniversario del bloque, se halla plasmado en la Declaración de Santa Cruz de 242 puntos, suscritos por las 119 delegaciones que asistieron al evento. “Hacemos hincapié en que la erradicación de la pobreza debe seguir siendo el objetivo central y conductor de la agenda para el desarrollo después de 2015. Estamos firmemente convencidos de que la agenda para el desarrollo debe reforzar el compromiso de la comunidad internacional de erradicar la pobreza para 2030”, se lee en el artículo 205 del documento.

Para lograr este objetivo, la declaración de la cumbre “Por un Nuevo Orden Mundial para Vivir Bien” del G77+China recupera el contenido de los Objetivos del Milenio acerca de la asistencia que deben recibir los países en vías de desarrollo.

“Instamos a los países desarrollados a que cumplan su compromiso de asignar el 0,7% del ingreso nacional bruto a la asistencia oficial para el desarrollo y aumentarla (la asistencia) al 1% del ingreso nacional bruto para el año 2030”, refiere el acápite 112.

El documento posee 242 puntos inscritos en 45 páginas y aborda un conjunto de enunciados sobre la cooperación de los países del sur, la solidaridad entre los pueblos y la no injerencia en temáticas internas, tópicos sobre los que coincidió la mayoría de los 102 oradores que se inscribieron para participar de la plenaria de la cumbre del G77+China.

Muchos de los oradores emplearon incluso 30 minutos en sus intervenciones lo que alargó la última de las dos jornadas del foro mundial. Primero, el embajador de Bolivia ante la ONU, Sacha Llorenti, presentó un resumen de nueve puntos y pidió a los invitados reducir el tiempo de la exposición de sus criterios e ideas.

La sesión comenzó cerca de las 09.00 y se prolongó hasta las 19.00. Para esa hora, el presidente Morales ya había delegado la coordinación de la reunión al canciller David Choquehuanca. Poco antes, el Mandatario presentó un resumen de 22 puntos de la declaración  lograda en Santa Cruz.

Al término del encuentro, solo quedaron 12 presidentes, el resto dejó el cónclave antes de su culminación por problemas de agenda.

A pedido de Argentina, la declaración condenó los “fondos buitre” que paralizan la reestructuración de la deuda externa de los países  del bloque y repudió el espionaje. También respaldó a Venezuela, el Congo e instó a Argentina y el Reino Unido a Negociar sobre las islas Malvinas.

El G77+China formuló pedidos para combatir la exclusión, las prácticas industriales desestabilizadoras del ecosistema, el sistema de comercio vigente y el monopolio impuesto por los ricos, así como la adopción de nuevas formas culturales contrarias al consumismo y despilfarro capitalistas, un nuevo orden financiero internacional y un mundo pluripolar. Con esta plataforma y la invitación a Rusia, Morales anunció el relanzamiento del bloque para garantizar su presencia protagónica en la definición de la agenda global posterior a 2015, año fijado para cumplir los Objetivos de Desarrollo del Milenio aprobados en 2000. 

Viene una cumbre industrial

En agosto, Bolivia será sede de otro foro mundial: uno sobre la gobernanza de los recursos naturales y la industrialización.

Los delegados que participaron en la cumbre del aniversario 50 del Grupo de países en vías de desarrollo y China acogieron, en el acápite 91 de la declaración final, la iniciativa planteada por Bolivia como coordinadora del grupo.

El evento, que se realizará en coordinación con la Organización de las Naciones Unidas para el Desarrollo Industrial (ONUDI), la Comisión Económica para América Latina y el Caribe, la Comisión Económica para África, la Comisión Económica y Social para Asia y el Pacífico y la Comisión Económica y Social para Asia Occidental, se celebrará en Tarija en agosto de 2014.

La decisión, adoptada en Santa Cruz, está vinculada con el principio de la cooperación Sur-Sur.

La inédita cumbre de Santa Cruz

Sur

El bloque apunta a que en base de la cooperación Sur-Sur, la comunidad internacional importe el paradigma del Vivir Bien.

Clima

La cumbre abrió con proclamas para el establecimiento de una nueva relación con la naturaleza, la erradicación de la miseria y una sinergia entre ricos y pobres.

Planeta

Evo Morales invocó la necesidad de salvar a la humanidad y a la Madre Tierra, mientras que Ban Ki-moon, secretario general de la ONU, pidió una sinergia entre el norte globalizado y el sur emergente.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia