Especiales

Iván Canelas: ‘La población no tendrá que migrar para vivir bien’

Iván Canelas Alurralde, gobernador de Cochabamba. Foto: Fernando Cartagena

Iván Canelas Alurralde, gobernador de Cochabamba. Foto: Fernando Cartagena

La Razón (Edición Impresa) / Angélica Melgarejo / Cochabamba

00:00 / 14 de septiembre de 2015

— ¿Qué proyección tiene para Cochabamba hacia 2020, cuando termine su mandato?

— Con la implementación del Programa de Gobierno Departamental se avizora a Cochabamba con cinco regiones de economía autosustentable, sin que la población necesite migrar, porque contará con lo necesario para vivir bien y trabajar por su región. Se prevé un crecimiento anual del PIB del 6%, generando anualmente 114.000 empleos dignos, con mejor cobertura y calidad en los servicios de salud, educación, energía eléctrica, agua potable, alcantarillado y comunicación; incidiendo en la reducción de la pobreza extrema del 18 al 9%.

— ¿Cómo compatibilizará esta agenda con la 2025 planificada por el Gobierno nacional?

— Las metas proyectadas para 2020 serán resultado e impacto de la inversión pública y de las políticas sociales implementadas por los gobiernos nacional, departamental y municipal; en coordinación con el sector privado y los movimientos sociales. El Programa de Gobierno 2015-2020 se sustenta en cuatro ejes —económico, social, ambiental y político institucional— articulados a la Agenda Patriótica 2025. Además, ciencia, tecnología e innovación son herramientas básicas para la implementación. Aprovechando la ubicación geográfica del departamento —en el corazón de Bolivia— y otras ventajas naturales de la Llajta como el clima y su paisaje, se impulsa el turismo como otro rubro económico, con impacto en la generación de empleo y efecto multiplicador para el resto de los sectores económicos como transporte, gastronomía, hotelería, artesanía y otros.

— ¿Cuál es la vocación económica y los rubros que permitirán generar recursos?  

— Por su diversidad de pisos ecológicos, Cochabamba ha adquirido en las últimas décadas distintas vocaciones económicas y sociales, según regiones. Los valles son proveedores de productos agropecuarios para el mercado departamental, nacional y la exportación. En el área metropolitana la industria, la manufactura y la artesanía que produce alimentos, textiles, metalmecánica, derivados de cuero y de madera, se ha posesionado como un sector que encadena y arrastra al desarrollo de otros sectores; además en las últimas décadas esta región se constituye en el referente para la atención con servicios de salud especializada, así como en la educación superior con afluencia de estudiantes no solo del interior sino de países vecinos como Brasil, Perú, Chile y otros. A esto se suma la minería, que sistemáticamente toma fuerza e importancia y junto con los hidrocarburos genera excedentes económicos. La ampliación de la capacidad de refinación e industrialización de hidrocarburos en el valle y plantas hidroeléctricas configuran a Cochabamba y Bolivia como el centro energético regional.

— ¿Cómo encara la gobernabilidad en el departamento?

— La gobernabilidad en el departamento tiene como cimientos a la gestión pública participativa, a la interacción y corresponsabilidad que sostiene el gobierno departamental con las organizaciones y movimientos sociales, con el sector privado, así como la coordinación intergubernamental con el nivel nacional y municipal, bajo la consigna de gestión transparente y corrupción cero. Afortunadamente 42 de 47 municipios cuentan con alcaldes y con la mayoría de concejales identificados con el proceso de cambio liderado por el presidente Evo Morales; sin embargo, la relación con los municipios de oposición, por lo menos hasta el momento, es franca y de cooperación en el marco del respeto mutuo, incluso en algunos casos mejor que con los municipios afines al MAS-IPSP. La posible oposición de fuerzas se disipa frente a las necesidades de solución de las problemáticas concretas y de las demandas sociales. Instancias aglutinadoras de fuerzas como el Consejo Metropolitano Kanata y las Mancomunidades de Municipios en las cuatro regiones restantes, se constituyen en espacios de gestión que facilitan el proceso de gobernabilidad, y de toma de decisiones para acciones conjuntas en la solución a problemáticas comunes.

— ¿Qué impulsará el Estatuto Autonómico?

— El Estatuto Autonómico departamental de Cochabamba impulsará la desconcentración administrativa del gobierno departamental y de la gestión pública en general, con la finalidad de optimizar y potenciar el desarrollo integral económico, social y productivo de las regiones y del departamento, permitiendo disminuir las inequidades y las asimetrías que generan la migración campo-ciudad. Las regiones y las mancomunidades se fortalecerán con la designación de los subgobernadores, que serán la representación y presencia del gobierno autónomo departamental en sus territorios. Se establece como instancias de planificación y gestión del desarrollo integral del departamento, a las cinco regiones: Cono Sur, Valle Alto, Trópico, Andina y Metropolitana, que coordinan con las organizaciones e instituciones en cada región.

— ¿Cuáles son las tareas pendientes más urgentes?

— Entre las dificultades que debe superarse en el departamento se prioriza la atención para revertir la inseguridad ciudadana, la contaminación ambiental, la generación de basura no tratada, el congestionamiento vehicular en la región metropolitana. Otro aspecto es el desafío del desarrollo productivo y la generación de empleo digno.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia