Especiales

El territorio necesario para la integración

El país articula diversos bloques de integración. Es el territorio necesario, donde se encuentran y se hacen los contactos de la región, de acuerdo con los principios que marcan la ruta de la diplomacia boliviana.

Info doctrina de integración de Bolivia.

Info doctrina de integración de Bolivia.

La Razón / Mauricio Quiroz / La Paz

00:02 / 06 de agosto de 2013

En los últimos 20 años, expertos en derecho internacional e integracionistas bolivianos, basados en la situación geopolítica del país, acuñaron la frase “Bolivia, un país de contactos” o la pieza clave en las alianzas de Sudamérica, una doctrina que se fortaleció con el inicio de exportación de gas natural a Brasil. De hecho, Bolivia es la nación con más vecinos fronterizos en esta parte del mundo; es tránsito, casi obligado, para las personas y bienes de consumo que circulan entre el Pacífico y el Atlántico. Es el territorio geopolíticamente necesario en el continente.

Con la mirada al Atlántico, vía la cuenca del Plata, se ha consolidado una alianza a merced del Acuerdo de Complementación Económica 36 (ACE-36) que vincula al país con el Mercado Común del Sur (Mercosur). La zona económica rige desde 1996 y hoy, Bolivia espera ser miembro pleno.

La influencia geopolítica de Bolivia, que alberga todos los pisos ecológicos del continente —a excepción de la costa por dolorosos motivos históricos—, llega a la Comunidad Andina (CAN), el proyecto de integración más antiguo y accidentado de Sudamérica. Los procesos de articulación política aún no prosperan allí por efecto de los tratados de libre comercio que negociaron Colombia, Perú y Ecuador con Estados Unidos y Europa. El país acordó el ACE-22 con Chile, con la perspectiva de colocar hasta 7.000 ítems en el mercado vecino, estratégico por su cercanía con el Pacífico. Con Perú, el avance es mayor, pues está vigente el Tratado de Mercado Común, uno de los instrumentos de integración bilateral más avanzados de la legislación internacional. Es sobre la base de este escenario —descrito aquí a salto de mata— que el presidente Evo Morales asumió la decisión política de adherirse plenamente al Mercosur, un consumidor potencial de gas natural, pero que puede nutrirse de otros bienes de consumo producidos en el país. Adicionalmente, Morales dijo que no dejará la CAN, a pesar de los cortocircuitos que se generan con la puesta en marcha de los aranceles comunes en ambos bloques, reglas demoradas en el caso de los andinos. En los siguientes cuatro años, el país debe reafirmar sus sensibilidades y flexibilizar el proteccionismo del Mercosur. Los alimentos son clave para Bolivia con ventajas naturales y comparativas —disponibilidad de tierra fértil y agua— que no son poca cosa cuando se proyecta una población mundial de 8.400 millones para 2030, un lustro después del bicentenario boliviano. El Instituto Boliviano de Comercio Exterior (IBCE) calcula 30 millones de hectáreas para cultivar en el país (hoy emplea el 10%). El reto es eliminar la pobreza hasta 2025 y alimentar al mundo, un asunto que será parte del diálogo político en los próximos diez años.

Evo Morales reimpulsa el bloque de la izquierda sobre tres pilares 

Se reunieron en mayo para rendir homenaje a las Heroínas de la Coronilla, en Cochabamba, la ciudad que ha sido el escenario recurrente de las recientes citas internacionales de la izquierda. Allí, el mandatario boliviano Evo Morales y su colega venezolano, Nicolás Maduro, ratificaron, ya sin Hugo Chávez —fallecido en marzo—, una agenda de complementariedad. Morales aseguró que se trata de una relación alejada del libre mercado y la competitividad, basada en los valores de la solidaridad y el respeto a la soberanía, principios con los que protagonizó el relanzamiento de la agenda con Ecuador y la de la Alternativa Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (Alba), desde donde, incluso, proclamó una doctrina de defensa a cargo de las Fuerzas Armadas del bloque. “Un legado del Che Guevara y seguido por Chávez fue que los procesos de cambios revolucionarios no se dan aisladamente”,  son “necesarios los bloques”, aseguró el ministro Carlos Romero.

Así, el fortalecimiento del Alba, tras la ratificación de las agendas con Ecuador y Venezuela, la movilización de las bases sociales como el caso de la Cumbre Antiimperialista y el protagonismo que tuvo Evo Morales en el Foro de Sao Paulo son los primeros pilares que aparecen en la agenda regional, ya sin Hugo Chávez.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia