El Financiero

Couchsurf, una nueva forma de viajar y ahorrar

La tendencia es una de las tantas que acompañan el desarrollo de la tecnología.

Estadía. Los turistas nacionales o extranjeros pueden dejar sus comentarios en las cuentas de los anfitriones. Éstos sirven como referencia para otros viajeros.

Estadía. Los turistas nacionales o extranjeros pueden dejar sus comentarios en las cuentas de los anfitriones. Éstos sirven como referencia para otros viajeros. Foto: Alejandra Rocabado

La Razón (Edición Impresa) / W. Vásquez, J. Castel / La Paz

00:00 / 26 de febrero de 2017

El dormir en un sofá, en una habitación o en un inmueble privado sin pagar un centavo y compartir además las costumbres de la familia del anfitrión es, gracias a la tecnología, una opción real para los viajeros empedernidos decididos a recorrer varios países.

Para tener estas experiencias el turista puede recurrir a páginas como Couchsurf, que cuenta con socios bolivianos en sus registros. “Airbnb, Couchsurf y Village Monde son las nuevas tendencias en el mundo de los viajes”, considera Raúl Pérez, asesor de la Agencia Municipal para el Desarrollo Turístico La Paz Maravillosa.

Couchsurf es una red social de ayuda al viajero que ofrece a sus miembros hospedaje gratuito y participación en las actividades del hogar. El objetivo es que ambas partes compartan sus experiencias. La plataforma auspicia cada año aproximadamente a 400.000 anfitriones y 4 millones de usuarios.

Esta red funciona bajo los preceptos de buena fe, pero posee también algunos sistemas de seguridad que permiten tener referencias del huésped y el anfitrión. La verificación tiene un costo de aproximadamente $us 20 y se basa en las opiniones y comentarios, tanto positivos como negativos, realizados por ambos actores luego de la estadía. De esta manera, los usuarios califican a la persona con la que se compartió la estadía y señalan si es de confianza para que las posibilidades de vivir una experiencia desagradable sean casi nulas.

¿Cómo solicitar un espacio?

El turista debe crear una cuenta en la plataforma de Couchsurf, explicar las razones del viaje y detallar si está acompañado y por cuánto tiempo se quedará. Uno o varios anfitriones pueden aceptar o no la solicitud.

Secretaría de Turismo desconoce la actividad

El alquiler a turistas de habitaciones o viviendas particulares desde páginas web es una cuestión aún no abordada por la Secretaría Departamental de Turismo y Cultura, la cual tiene entre sus funciones la autorización, verificación y fiscalización de las solicitudes de inscripción de los prestadores de servicios turísticos de la región, entre ellos los de hospedaje.

Joel Sánchez, responsable del Control y Fiscalización de Operadores Turísticos y Hospedajes, dependiente de la Secretaría de Turismo y Cultura, reconoció que no estaba informado sobre el modelo de negocios mientras miraba la plataforma de Airbnb en una tableta. “Nosotros trabajamos sobre la base del Decreto Departamental 079, de Tipificación de infracciones y procedimiento de sanciones para el control a personas naturales y jurídicas dedicadas a la prestación de servicios turísticos en el departamento de La Paz”, del 12 de octubre de 2015, afirma.

“Todo operador debe contar con NIT, matrícula de Fundempresa y estar registrado en el padrón municipal para luego obtener su licencia turística, si no cuenta con esto infringe toda norma”, indica.

Sánchez agrega que al momento no se registraron reportes o denuncias sobre este tema. “Sin embargo, la persona que se sienta incómoda por alguna actividad así puede llamar al teléfono 2125016”.

Según Helga Cisneros, de la Cámara Hotelera de la Paz, en el departamento “existen cerca de 400 establecimientos, entre hoteles, hostales y alojamientos”.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia