Financiero

El FMI sugiere a los gobiernos redoblar la transparencia fiscal

Un estudio precisa que 40% de los gobiernos produce estadísticas fiscales que abarcan la totalidad de la administración y otro 20% prepara balances como mínimo de sus tenencias de activos y pasivos financieros

Promoción. El Servicio de Impuestos Nacionales de Bolivia realizó en julio la primera Feria de Cultura Tributaria en la ciudad de El Alto.

Promoción. El Servicio de Impuestos Nacionales de Bolivia realizó en julio la primera Feria de Cultura Tributaria en la ciudad de El Alto. Foto: ann.com.bo

La Razón / Svetlana Salvatierra

00:00 / 18 de noviembre de 2012

La transparencia fiscal es un elemento crítico de la eficacia de la formulación de políticas y control del riesgo, pero la crisis reciente puso de relieve los puntos ciegos de los gobiernos y la necesidad de mejorar normas, y vigilar la declaración de datos fiscales.

El sitio web del Fondo Monetario   Internacional (FMI) difunde un nuevo estudio que recomienda afianzar las normas sobre declaración de datos fiscales, así como promover una adopción más rápida de las mismas en los países miembros y mejorar la manera en que este organismo multilateral y otros similares vigilan la transparencia fiscal.

En los últimos 15 años, tanto las prácticas como las normas sobre declaración de datos fiscales mejoraron, “pero la crisis reciente puso de relieve que, incluso en las economías avanzadas, los gobiernos no comprenden cabalmente su situación fiscal ni los riesgos que la rodean”, subraya el estudio (www.imf.org).

Las normas sobre transparencia fiscal, internacionalmente aceptadas, incluyen al Código de buenas prácticas de transparencia fiscal y el Manual de estadísticas de finanzas públicas preparados por el FMI, así como las Normas internacionales de contabilidad para el sector público realizada por la Federación Internacional de Contadores.

El estudio muestra que “durante ese periodo mejoraron de manera constante la exhaustividad, la calidad y la puntualidad de la declaración de datos sobre las finanzas públicas de toda una gama de países de distintos niveles de ingreso”.

Precisa que alrededor del 40% de los gobiernos ahora producen estadísticas fiscales que abarcan la totalidad del gobierno general, y el 20% de los gobiernos preparan balances como mínimo con sus tenencias de activos y pasivos financieros.

“Éste es el momento ideal para replantearnos el enfoque que aplicamos a la promoción de la transparencia fiscal”, señaló Carlo Cottarelli, titular del departamento de Finanzas Públicas del FMI. “La crisis nos ha recordado que contar con información exhaustiva, fidedigna y puntal sobre las finanzas públicas constituye el cimiento de una gestión fiscal eficaz. También puso de relieve las deficiencias de las normas y las prácticas de declaración de datos fiscales. Por lo tanto, el fortalecimiento de la transparencia fiscal tendría que ser un elemento central de las políticas de respuesta de todo gobierno a la crisis”.

Deficiencias. Según el FMI, pese a los avances realizados hasta la fecha, los gobiernos aún no tienen del todo claro la situación fiscal de base ni los riesgos que la rodean. Esto se demuestra en las deudas y los déficits fiscales que la crisis sacó a relucir en Grecia y Portugal. Lo mismo ocurrió en Estados Unidos, donde los problemas financieros de empresas semipúblicas como Fannie Mae y Freddie Mac pasaron inadvertidos hasta que se necesitaron rescates estatales.

En países con extensos sectores bancarios como Irlanda, Islandia y el Reino Unido, el shock más fuerte para las finanzas públicas fue producto de la cristalización de grandes pasivos —principalmente implícitos— del gobierno ante el sector financiero, precisa el estudio.

“Estas deficiencias de la transparencia fiscal se debieron a una combinación de lagunas e incompatibilidades de las actuales normas sobre declaración de datos fiscales, demoras y discrepancias de la adhesión de los países a dichas normas, y una falta de vigilancia multilateral eficaz del cumplimiento de las normas”, enfatiza el documento.

Además, el estudio examina la relación entre la transparencia fiscal y los resultados en materia fiscal y el avance de la promoción de esta transparencia fiscal a lo largo de la última década. El resultado es que deben haber cambios. Esto significa que tienen que mejorarse las normas sobre declaración de datos fiscales, incluido el Código de buenas prácticas de transparencia fiscal del FMI. “Será necesario ampliar la cobertura institucional de los informes fiscales; reconocer una variedad más amplia de flujos, activos y pasivos, y elaborar nuevas normas para el control del riesgo y las proyecciones fiscales”.

En cuanto al esfuerzo más concertado por acelerar la implementación de las normas, se señala que se requiere afianzar los grupos que dentro de cada país promueven la transparencia fiscal, como las legislaturas, las instituciones supremas de auditoría y los consejos fiscales.

Y por su parte, el FMI y otras instituciones multilaterales deben brindar un asesoramiento más práctico sobre cuestiones como la adopción de la contabilidad en valores devengados y la supervisión fiscal de sociedades pública.

Asimismo, el estudio plantea que “en particular el FMI debe reemplazar el actual informe sobre observancia de códigos y normas en materia de transparencia fiscal por un sistema más analítico, modular y graduado de evaluación de las prácticas que siguen los países para declarar datos fiscales y sus resultados”.

IFAC reúne a contadores de 126 países

IFAC, la Federación Internacional de Contadores, fue fundada en 1977. Está compuesta por 159 miembros y asociados en 124 países, que representan a unos 2,5 millones de contadores en la práctica independiente, industria y comercio, el sector público y la  educación. www.ifac.org

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2
3 4 5 6 7 8 9
24 25 26 27 28 29 30

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia