El Financiero

Metalmecánicos desean forjar su progreso con créditos y tecnología

Trabajadores de al menos 1.000 talleres se organizaron en 12 asociaciones

La Razón (Edición Impresa) / Gabriela Imaña / El Alto

00:00 / 15 de marzo de 2015

Seguridad social, financiamiento para mejor tecnología y construir maquinaria para los gobiernos subnacionales son los objetivos de los trabajadores en metalmecánica de El Alto, que de lunes a domingo trabajan arduamente para cubrir la demanda de productos de la población.

A 15 minutos de la Ceja, en la zona de Pacajes, decenas de hombres y mujeres doblan, cortan, sueldan y embellecen el metal convirtiendo el acero, fierro, cobre o aleaciones en máquinas semiindustriales, puertas, cortinas, marcos, cajas de medidores de luz, entre otros productos como jaulas para mascotas, parrillas y adornos que fabrican para los sectores de la industria, la construcción y las necesidades de la población.

“Fabricamos, por ejemplo, máquinas para carpintería, como los cepillos, la cortadora y otras, y máquinas para minería, como las chancadoras, máquinas para carnicería y muchos más productos”, dijo el secretario ejecutivo de la Federación Regional de Metal Mecánica y Ramas Anexas de El Alto (Fermmcra), Freddy Aquino.

Esta Federación, creada el 6 de marzo de 2010, el mismo día del aniversario de El Alto, cuenta hoy con 12 asociaciones, cada una conformada por entre 50 y 100 unidades productivas “en crecimiento, pero afectadas por varios problemas”, agregó.

A principios de este mes, representantes de la Fermmcra se reunieron con la nueva ministra de Desarrollo Productivo y Economía Plural, Verónica Ramos, y sus colaboradores para abordar la Estrategia Productiva del Sector de Metalmecánica, informó el dirigente José Soliz. “Hicimos dos mesas de trabajo: perspectivas tecnológicas y seguridad industrial y economía plural, donde se abordarán las demandas del sector”, precisó.

Una de las principales necesidades está relacionada con la adquisición de créditos. “Nos ha quedado pendiente un acuerdo a través del Banco de Desarrollo Productivo para que podamos fortalecer a las unidades productivas con recursos y maquinaria de punta”, sostuvo Soliz.

Pedidos. Estas herramientas de trabajo les permitirán a los al menos 1.000 talleres que se dedican a realizar productos en metal generar mayor empleo, abastecer el mercado local y llegar al mercado internacional.

“Tendremos dos reuniones con los gobiernos departamentales para que nuestro sector contribuya al progreso y seamos proveedores de maquinaria agropecuaria”, añadió.

El segundo mayor requerimiento del sector tiene que ver con la protección social. “Para acceder a una jubilación que vaya acorde con las necesidades del sector”, subrayó Soliz, quien en sus ratos de ocio elabora  artesanías con residuos de metal.

El dirigente afirmó que en El Alto hay familias enteras que se dedican a la elaboración de estos productos. “Hay madres de familia que se dedican a la metalmecánica y que trabajan muy bien”, destacó. “Cada zona de la ciudad tiene una especialidad en metalmecánica. No tenemos por qué estar compitiendo. Hay llanteros, cerrajeros, muelleros, chapistas, hojalateros y mucho más”, enlistó.

Dijo que la Fermmcra está en vísperas de firmar un convenio con la Universidad Pública de El Alto para que se pueda implementar un centro de investigación para la construcción de nuevas máquinas en el rubro.

Agrupación nacional

Proyección

El dirigente Freddy Aquino informó que actualmente la Fermmcra sostiene conversaciones con federaciones similares de Cochabamba y Santa Cruz para conformar una confederación nacional y para resolver de manera conjunta los problemas del sector.

Jóvenes migrantes hallan una oportunidad en el oficio

“Somos formadores de conocimientos”, subrayó el secretario ejecutivo de la Fermmcra, Freddy Aquino, quien destacó que su sector forma de manera empírica a nuevos jóvenes que requieren tener una fuente laboral.

“Cuando llegan muchachos del área rural o jóvenes que saliendo del colegio no cuentan con los recursos necesarios para estudiar, buscan trabajo y éste es uno de los primeros lugares donde recurren. Los capacitamos para que nos ayuden y al paso de dos años, generalmente deciden abrir su propio negocio”, dijo.

Capacitación. El dirigente sostuvo que este sector recibe a gente con ganas de aprender a trabajar en el rubro del metal.

“No somos egoístas, contamos con el conocimiento y no tenemos inconveniente de enseñarlo”, manifestó.

“Lo que hace falta son cursos de capacitación para reforzar nuestros conocimientos”, afirmó por su parte el secretario ejecutivo de la Asociación Metal Sur,  Nelson Calle, para quien la enseñanza es parte del oficio.

Resaltó que cada sección de metalmecánica requiere una especialización específica. “El pintado de puertas metálicas, nuevos sistemas de soldadura o la elaboración de nuevos productos son solo algunas de las necesidades que tenemos”.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia