El Financiero

Orégano de Tomina, un negocio millonario para 1.200 familias

A tres horas de la capital de Bolivia, en el valle chuquisaqueño, se cultiva y produce una hierba aromática y medicinal que genera Bs 5.000.000 en ingresos para miles de productores campesinos

La Razón / Yuvert Donoso - Sucre

00:00 / 09 de junio de 2013

El orégano es el producto estrella de Tomina, municipio chuquisaqueño en el que 1.200 familias campesinas se dedican a cultivarlo. En 2012 vendieron 5 millones de bolivianos y este año sumarán 1 millón más.  

¿Por qué es extraordinario el orégano? Lo vemos espolvoreado sobre un pedazo de pizza, una ensalada, tomates horneados, pastas, sopas o ensaladas. Es una especia que no puede faltar en ninguna cocina por su característico  aroma. Pero también está en la lista de hierbas aromáticas curativas y contiene más antioxidantes que otras estudiadas.

En Bolivia, las hojas secas del orégano son el ingrediente en varios tipos de sopa como la de trigo o el ajiaco. En Europa, es infaltable en la comida italiana. En 2010 se exportaron unas 140 toneladas de orégano a Brasil y Uruguay.

La demanda continúa en esos mercados y además se sumaron otros dos: Francia y Canadá, países a los que se exporta aceite de orégano, producto que tiene varias cualidades medicinales, una de ellas es ser un antibiótico.

Desde la semana pasada, Tomina, un municipio ubicado a 180 kilómetros de Sucre, a tres horas de viaje por carretera, cuenta con una Planta de Especias y Condimentos. Una infraestructura productiva a cargo de la Unidad de Negocio de Especias y Condimentos (UNEC) de la cooperación canadiense a través de la Sociedad de Cooperación para el Desarrollo Internacional (Socodevi).

El orégano chuquisaqueño se alista para ser exportado en nuevos empaques, a granel en bolsas de papel kraft en su exterior y de polipropileno en su interior. Las primeras 1.100 bolsas, cada una de 15  kilogramos, atenderá a los mercados vecinos.

El director del Socodevi, Sébastien Valdivieso, reveló a El Financiero que la inversión en la nueva infraestructura fue de Bs 2,8 millones, financiados por el Gobierno de Canadá. Recordó que Tomina fue elegida por ser un lugar ideal para el emplazamiento de la planta por su ubicación geográfica y estratégica. La idea de invertir en cultivos de hierbas aromáticas se remonta a 2002, cuando las cooperativas de Agrocentral se sumaron al proyecto impulsado por la Fundación Valles. Poco después, en 2005, se creó UNEC.

En Chuquisaca se producen dos variedades de orégano y están codificadas como K1 y M1; son de Grecia y Siria. El objetivo es patentar una variedad 100% boliviana con base en los procesos de investigación y cruzamientos propios.

Valdivieso señaló que las proyecciones hasta 2017 mantienen el crecimiento constante de unas 80 toneladas (80.000 kilos) anuales. En 2013 se comercializará, en los mercados interno y externo, unas 220 toneladas de orégano seco; en cuatro años serán 650 toneladas para atender la demanda de este producto. Este año, el negocio generará 6 millones de bolivianos. En 2014 producirán 300 toneladas y sus ventas superarán el millón de dólares. A pesar de este esfuerzo, el consumidor boliviano prefiere el  orégano peruano que tiene menor calidad, lamentó Valdivieso.

“Pero vamos ganando espacio en el mercado nacional”, dijo. En los últimos cinco años las ventas anuales subieron de una a siete toneladas dentro del país. Estudios sobre el consumo del orégano en Bolivia estiman que la demanda es de 60 toneladas anuales.

Mujer, pilar del emprendimiento

La producción de orégano en Tomina  es un emprendimiento que tiene su base en el trabajo de la mujer.

Cerca de 15.000 personas trabajan anualmente en el Complejo Agroindustrial de UNEC en Tomina, el 80% son mujeres.

Este año las ventas llegarán a 220 toneladas. El total de la demanda boliviana alcanza a unas 60 toneladas, según un estudio de consumo de esta hierba aromática. El trabajo en los cultivos,  la investigación, la producción de semillas y en la nueva planta genera trabajo para las familias campesinas. “Estos niveles de trabajo vienen de la mano del número de familias implicadas en esta producción. Actualmente son 1.200 familias productoras de orégano y para 2017 pasarán las 3.600”, detalló el director de Socodevi, Sébastien Valdivieso.

Aunque no tiene un dato preciso, señaló que las familias que trabajan en este complejo han duplicado sus ingresos familiares y mejorado su calidad de vida en Tomina.

Apoyo de canadá en el agro

UNEC

La creación de UNEC es fruto de un proyecto inicialmente financiado por el Gobierno de Canadá a través de la Agencia Canadiense de Desarrollo Internacional en 1998, y ejecutado por la Sociedad de Cooperación para el Desarrollo Internacional (Socodevi), entidad canadiense con experiencia en el desarrollo de cadenas de valor agroindustrial cooperativo y desarrollo local.

Brasil y Uruguay demandan 97% de la producción

La participación de los miembros de Agrocentral impulsa a esta industria

El 97% del orégano seco que se produce en Chuquisaca es exportado a los países del Mercosur, particularmente a Brasil y Uruguay; mientras que a Francia y Canadá se vende el aceite de orégano, un valor agregado.

De acuerdo con los datos de la planta, proporcionados  por el director de Socodevi, Sébastien Valdivieso, “el 97% de la producción actual se exporta a países vecinos, particularmente a Brasil, que ocupa el primer lugar, y Uruguay, el segundo”.

En la Planta de Especias y Condimentos también se preparan los aceites esenciales que se exportan a Francia y Canadá. Son aceites esenciales de orégano y tomillo. Estos productos son resultado de un proceso adicional para dar valor agregado al producto, que consiste en extraer de estas especias (orégano, tomillo y otras)  sus esencias en forma de aceites.

Varios estudios señalan que el aceite de orégano es un antiséptico natural, puede matar o bloquear virtualmente el crecimiento de cualquier hongo, no es tóxico. Su uso es externo.

Este negocio empezó en 2008 cuando la Unidad de Negocio de Especias y Condimentos SA (UNEC) se constituyó como el principal exportador agrícola de Chuquisaca. Pero esta historia se remonta a 2002 cuando empezó esta actividad en Tomina con la participación de la Central de Cooperativas Agropecuarias de Chuquisaca (Agrocentral) y cinco de sus diez afiliadas. En esa época, la Fundación para el Desarrollo Tecnológico Agropecuario de los Valles (FDTA-Valles) también apoyó la construcción de esta cadena agroindustrial.

Para Socodevi, “la participación y compromiso mutuo, tanto en especies como en efectivo, de los gobiernos municipales, de las comunidades, de las familias productoras, de Agrocentral, de la gerencia, técnicos y trabajadores de UNEC, ha sido fundamental para el éxito del proyecto”, destaca la entidad en un boletín de prensa. financiamiento. El Gobierno de Canadá y Socodevi tienen como fin, a través del financiamiento, asistencia técnica y acompañamiento, desarrollar una cadena de valor agroindustrial en el sector de las especias con alto potencial de exportación, basado en la fórmula cooperativa en la que las familias productoras son dueñas de su propia empresa. “La meta final es la reducción de la pobreza de manera sostenible, permitiendo una repartición equitativa de los recursos económicos. Este proyecto se alinea plenamente con el Plan Nacional de Desarrollo”, con énfasis en la igualdad de género, destaca el boletín.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia