El Financiero

PB fabrica máquina que mejora la calidad de la fibra de la llama

Una descerdadora aumentará la velocidad de limpieza en 144 veces

La Razón (Edición Impresa) / Wálter Vásquez / La Paz

00:00 / 07 de septiembre de 2014

Los productores de fibra de llama de siete municipios se beneficiarán con la primera máquina descerdadora fabricada en Bolivia que aumentará en 144 veces la velocidad de limpieza del vellón. El artefacto ayudará a duplicar el precio del producto y a posicionarlo en el mercado internacional.

La construcción del prototipo, que le quita las cerdas o pelos gruesos a la fibra de llama, tomó 180 días y tuvo un costo total de Bs 481.198, de los cuales el 54% fue financiado por Pro Bolivia y el 46% por el municipio orureño de Turco (considerado por ley como la Capital de la Ganadería Camélida Sudamericana), donde se instalará el equipo en los próximos días.

La máquina permitirá descerdar hasta 72 kilogramos de fibra por día, acelerando en 144 veces el trabajo de una persona, que logra obtener como máximo medio kilo, informó el director de Pro Bolivia (PB), Óscar Alcaraz.

El desarrollo de la descerdadora responde a una estrategia de apoyo al Complejo Integral Textil Camélidos y se complementa con las actividades de los Centros de Innovación Productiva Textil Camélidos de Potosí y El Alto, los cuales estarán dedicados a la prestación de servicios especializados que van desde el descerdado de fibra de llama hasta el teñido de lana, el desarrollo de productos, laboratorios de análisis de fibra, capacitación e investigación con maquinaria y técnicos especializados  en el sector textil.

El prototipo beneficiará a miles de habitantes de los municipios orureños de Turco, Totora, Choquecota, Curahuara de Carangas, Achocalla, Sabaya y Corque, caracterizados por la crianza de camélidos, los que podrán aprovechar no solamente la carne sino también la fibra de las llamas, cuya calidad puede llegar a ser similar a la de alpaca, luego del descerdado.

A diferencia de lo que sucede con otras fibras, como la de alpaca, en el país actualmente se aprovecha principalmente la carne y en muy poca proporción la fibra, por la presencia de cerdas o pelos gruesos.

El ganadero Eleuterio Choque, de profesión veterinario, dijo que la descerdadora permitirá “duplicar” el precio de la fibra de las aproximadamente 300.000 llamas que hay en Turco, la que hoy en muchos casos se regala a los intermediarios junto con la piel.

Cifras. Según datos del Ministerio de Desarrollo Rural y Tierras, Bolivia es el primer productor de llamas del mundo, con 2,6 millones de cabezas. El precio de su fibra varía de acuerdo con el color. La más blanca se vende entre Bs 8 y 10 la libra, y la negra y gris entre Bs 6 y 7. Los productores pretenden que la máquina descerdadora permita que el precio se ubique entre los Bs 15 y 18, lo que se equipararía al precio de la fibra de alpaca, que alcanza los Bs 20 por libra.

Bolivia tiene unas 500.000 alpacas cuya fibra tiene mercado asegurado ya que la Compañía de Productos Camélidos (Coproca) la compra y exporta a países de América y Europa, una situación que los criadores de llamas pretende emular a través del incremento de la oferta del producto, que será posible gracias al descerdado mecánico.

La calidad de la fibra de los camélidos se mide según los rangos de micronaje de fibras finas establecidas en el país. El vellón de vicuña presenta entre 10 y 16 micrones, el de alpaca entre 19 y 35 micrones y el de llama entre 18 a 40 micrones, aunque con el descerdado mecánico esta última fibra pueden alcanzar niveles similares a los primeros, informó Pro Bolivia.

Mercados potenciales

Los países que importan fibra de pelo fino peinado y sin peinar son China (7.000 toneladas métricas anuales), Italia (3.000) y Reino Unido, Corea del Sur, Japón, Francia y Alemania (unos 1.000), los que se constituyen en potenciales compradores para la fibra de llama boliviana.

El artefacto es económico y consume poca energía

La primera descerdadora mecánica construida por los técnicos de Pro Bolivia consumirá poca energía y resulta 40% más económica que otras máquinas similares fabricadas en el exterior.

El prototipo, construido por un equipo de siete profesionales, tiene 3 metros de largo, 1 metro de ancho y 1,90 de alto, un peso aproximado de 600 kg y funciona con alimentación monofásica de 220 voltios, que es más común en el área rural y en instalaciones domiciliarias, detalló el ingeniero Eduardo Escolari. La descerdadora, agregó, tendrá un consumo “muy bajo, de 1,5 kw, un poco más que el consumo de una plancha (1,2 kw).

Ronald Quispe explicó que la máquina fue construida casi en su totalidad con implementos nacionales, para su fácil mantenimiento, y resulta ser 40% más económica que máquinas similares fabricadas en Canadá o Brasil. Marco Flores dijo que el prototipo permitió desarrollar nueva tecnología en el país para darle valor agregado al sector productor primario de camélidos, que hoy trabaja con muy bajo rendimiento.

Mario Tejeda, especialista sectorial textil de Pro Bolivia, recordó que antes de la elaboración del prototipo se realizó un estudio de la maquinaria construida en Europa y otros países que actualmente funciona en plantas industriales como Coproca o Altifibers.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia