El Financiero

‘El presupuesto del BID para Bolivia creció cinco veces más este año’

Baudouin Duquesne:Es representante del BID en Bolivia. En diciembre concluirá una gestión de cinco años en el país para luego asumir la misma responsabilidad en Haití. Hace una evaluación y destaca el crecimiento en la inversión y ejecución de proyectos en seis áreas concretas. Recuerda que en 2008 el presupuesto anual que tenía el BID para Bolivia era de $us 74 millones y se incrementó a $us 315 millones para 2013. Lamenta el constante cambio de personal en la contraparte nacional.

Economista. El representante del BID en Bolivia, Baudouin Duquesne, asumió el cargo en 2008.

Economista. El representante del BID en Bolivia, Baudouin Duquesne, asumió el cargo en 2008. Foto: Miguel Carrasco

La Razón / Édgar Toro Lanza

00:00 / 30 de septiembre de 2012

— ¿Cómo evalúa su gestión como representante en el país?

— En estos cuatro años y medio que estoy en Bolivia se ha fortalecido la relación con el Gobierno. Hay mucho respeto, cortesía, las relaciones son óptimas y eso también ha generado un incremento significativo de los recursos del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) que está prestando al Estado boliviano.

— ¿A cuánto ascienden esos recursos que otorgan a Bolivia?

— Cuando llegué en 2008, el BID tenía $us 74 millones al año, y ahora estamos con $us 315 millones anuales. El presupuesto del BID para Bolivia creció cinco veces más este año.

— ¿A qué se debe ese incremento de recursos?

— A la mejora en la ejecución que permite tener un mejor flujo de recursos. Hubo varias gestiones por parte de la representación de Bolivia en el banco que permitió gestionar los recursos. Bolivia decidió cambiar su mezcla de recursos entre concesionales y de capital ordinario. Ahora subimos los recursos de capital ordinario a 80% y los recursos concesionales al 20%. Esto hace que Bolivia reciba mayores ingresos. Otro gran aporte fue el trabajo que se hizo en la Representación. Cuando llegué, esta delegación tenía 35 personas, ahora somos 60; se duplicó el personal. Hemos incrementado la parte técnica, antes había siete especialistas, ahora tenemos 17. Esto permite ofrecer mejor servicio al país, estar más cerca del cliente y responder más rápido. Por eso, también tenemos una mejor ejecución. En 2008 nuestra ejecución anual era de $us 47 millones y este año estamos por encima de $us 200 millones.

— ¿En qué áreas se invierten estos recursos?

— Estamos en seis áreas. En los temas de infraestructura, transporte, agua y saneamiento y dos sectores sociales: educación y salud. Se sumó el último proyecto  de modernización del Estado. Al margen de esos seis pilares de nuestra estrategia en Bolivia, tenemos dos áreas transversales que son el cambio climático y género y diversidad.

— ¿Cuáles son las regiones donde se ejecutan los proyectos?

— Estamos con actividades en todo el país. Por ejemplo, trabajamos en Cochabamba con el tema de energía para hacer la planta hidroeléctrica de Misicuni y la línea de transmisión Cochabamba-La Paz; también podemos citar la electrificación rural en Oruro. En temas de salud, nuestro enfoque está en el departamento de Potosí. No hay una regla ni tampoco dividimos los recursos por regiones, hacemos un buen balance para las inversiones en el país.  

— ¿Qué proyectos de desarrollo productivo ejecutaron?

— Tenemos una ventanilla del sector privado que se llama Fomin que tiene 50 operaciones en Bolivia. Son proyectos para mejorar la calidad de producción, las cadenas de valor y las exportaciones. Personalmente, un proyecto que me gusta mucho es la creación de la Ruta del Vino en Tarija. Permitió reunir a varias bodegas de vino. Es una mezcla de vino, jamones, queso de cabra, turismo y toda la gastronomía. Es un proyecto de producción y actividad que debe ser imitado.

— ¿Cuánto invirtieron en ese proyecto regional?

– El BID invirtió $us 1 millón y la contraparte $us 450 mil. Es un proyecto que tuvo bastante impacto por la dinámica que generó en el departamento de Tarija.

— ¿Cuáles son los otros proyectos productivos?

— El proyecto Criar tiene como vocación mejorar la producción agrícola en las zonas más deprimidas del país. Se identificaron 11 tecnologías adecuadas para las zonas del campo que tienen impacto en la producción.

La idea es entregar a los campesinos un bono de $us 900 y ellos ponen $us 100. Les permite tener riego por goteo y secaderas de frutas. Hay 11 tipos de tecnología para que ellos los compren;  (este mecanismo de bonos) tiene buen impacto porque beneficia al campesino y le permite diversificar su producción. Este proyecto se ejecuta en el altiplano y los valles interandinos. La gente mejoró sus ingresos en promedio el 30%.

Los otros dos proyectos productivos son la tecnología que producen las empresas de Bolivia  y las entregan a los productores a través de ferias y la educación productiva en coordinación con el Ministerio de Educación para la capacitación técnica. En este caso, el objetivo es crear un modelo de educación técnica y productiva desde la escuela.  

— ¿Cuáles son los tres proyectos de mayor impacto del país?

— El proyecto de agua por el número de conexiones que se realizaron y que tuvo mucho impacto en la población. El segundo proyecto es Barrios de Verdad, que si bien se desarrolló en La Paz tuvo su repercusión en varios municipios del país. El tercer proyecto de impacto es Pronarec, un programa de riego muy beneficioso.  

— ¿Qué dificultades tuvo con la contraparte en Bolivia?

— Lo que fue difícil para nosotros fueron los cambios de personal en las instituciones públicas. No sé cuántos ministros de Agua y Planificación he conocido. Esta rotación de personas es muy perjudicial para la ejecución de las operaciones porque cada vez que se cambia una autoridad perdemos muchos meses antes de la ejecución de un proyecto.

Eso es lo que me afectó.

Perfil

Nombre: Baudouin Duquesne

Nació: 23-11-1960

Profesión: Economista 

Cargo: Representante del BID en Bolivia

Un enamorado de Bolivia

“Soy economista, pero mi verdadera profesión es economista de la salud”, afirma el representante del BID en Bolivia por la formación que tuvo. Nació en Bruselas y por su trabajo recorrió el mundo desde África, pasando por Europa del Este, Norteamérica, Centroamérica, hasta llegar a Sudamérica. A fines de este año culmina su gestión en Bolivia. A partir del 15 de enero de 2013 asumirá el cargo de representante del BID en Haití. “Estoy enamorado de Bolivia. El mejor recuerdo que me llevo son sus cielos azules porque vengo de un país (Bélgica) donde  200 días del año hay lluvia”, expresa. “Bolivia será inolvidable porque aquí nació mi hija Alicia”, destaca.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia