Mía

Examen de sangre para detectar cáncer de mama

En los casos en que existen antecedentes familiares, es posible saber si la paciente es susceptible a este mal.

Luciano Gutiérrez Paz, ginecólogo-obstetra. Foto: Wara Vargas

Luciano Gutiérrez Paz, ginecólogo-obstetra. Foto: Wara Vargas

La Razón (Edición Impresa) / Andrea Azcui A. / La Paz

00:00 / 06 de noviembre de 2014

Uno de los mayores enigmas para la medicina es la causa del cáncer. Mientras unos lo atribuyen a agentes externos, también se maneja como hipótesis la posibilidad de mutaciones espontáneas de los genes y, por tanto, la probabilidad de que el mal sea heredado.

En todo caso, la detección temprana de la enfermedad no solo permite atacar el problema con mayores posibilidades de superarlo, sino que quien lo padece puede mejorar su calidad de vida sustancialmente.

Si en la familia existe algún antecedente de cáncer de mama, la ciencia permite ahora detectar con anticipación la presencia del mal en el cuerpo. El estudio consiste en la toma de una muestra de sangre de la paciente, la cual es enviada a Inglaterra para un análisis especializado en laboratorios de alta tecnología.

Luciano Gutiérrez Paz, ginecólogo-obstetra, explica que el cáncer de mama y de ovario pueden ser herencia familiar. “Antes había que mandar a las pacientes al exterior, pero ahora, al saber de este componente hereditario, se las puede ayudar a detectarlo con un análisis (de sangre) cuyos resultados están listos en un lapso aproximado de 40 días”, afirma.

Entre los factores que condicionan el desarrollar cáncer de mama están el fumar, no tener hijos, el suministro de hormonas, o, como ya se mencionó, el contar con antecedentes de esta enfermedad en la familia.

Para prevenir la enfermedad, el también ginecólogo obstetra especializado en reproducción humana Luciano Gutiérrez Pérez recomienda  la visita anual al ginecólogo a partir de la primera menstruación y luego al inicio de la vida sexual. En la ciudad también ya se cuenta con modernos equipos de mamografía que facilitan un diagnóstico más preciso.

“Con la tecnología se accede a cosas que estaban muy limitadas, como el uso de marcadores tumorales que permiten que la mujer que ya tiene el gen del mal confirme o descarte si está predispuesta a desarrollarlo. Si es que no fuera así, puede hacer una vida normal, lo que no significa que no exista la posibilidad de enfermar, o que se olvide del ginecólogo y los controles que toda mujer debe realizarse una vez al año” sostiene.

Si una es propensa al cáncer es más fácil operarla antes de que éste se manifieste; la decisión es difícil, pero es más saludable extirpar la glándula sana y sustituirla con una prótesis que enfrentar una quimioterapia o radioterapia, que disminuyen mucho la calidad de vida.

El 95% de los casos de cáncer pueden ser curados si se detectan en etapa temprana, coinciden los galenos, quienes además afirman que se ha diagnosticado que una de cada diez mujeres tiene el riesgo de tener cáncer de mama entre los 40 y 65 años.

El estudio que Gutiérrez refiere lo hace a través de Lab Clinics, laboratorio que ya cuenta con los marcadores tumorales y que además importa una vacuna contra el cáncer de mama (Gardecil), que si bien no otorga una eficiencia del 100%, actúa sobre dos tipos de agentes (entre otros) que lo causan.

Asimismo, la entidad aplica el examen Armony para conocer, durante el embarazo, si el niño está sano (o sufre de síndrome de down, enfermedades cromosómicas e incluso conocer el sexo); se hace tomando una muestra de ADN fetal libre en sangre del intercambio sanguíneo feto-madre y se envía a EEUU o España.

Fuente: Doctor Luciano Gutiérrez Paz (ginecólogo obstetra perinatólogo) Doctor Luciano Gutiérrez Pérez (ginecólogo obstetra, reproducción humana) Centro Vida (Av. 6 de Agosto esq. Campos Edif. Iturri 2B / 2432671)

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia