Mía

Mantén la calma en las fiestas

Organizarte de la mejor manera y cerrar los ciclos serán claves para que las fiestas de fin de año se desarrollen sin ningún problema.

 Mantén la calma en las fiestas. Foto: Víctor Gutiérrez e Internet.

Mantén la calma en las fiestas. Foto: Víctor Gutiérrez e Internet.

La Razón / Liliana Aguirre / La Paz

00:00 / 13 de diciembre de 2012

Angustia, enojo y frustración pueden alterar el buen clima que debería reinar en las fiestas de fin de año. Con tanto ajetreo en compras, viajes, cenas, dinero y más, puedes estresarte y perder el control.

Pero no te asustes, respira con calma y sigue algunos de los consejos que los expertos de MÍA te brindan para sobrellevar esa incómoda situación y así poder disfrutar de unos agradables días en familia.

“Hay gente que se siente con mucha presión en fin de año porque tiene que cumplir tareas a nivel laboral que resumen el trabajo de toda una gestión y también porque se centran demasiado en las fiestas de diciembre y en la obligación de tener que pasar tiempo con la familia”, explica la psicóloga Patricia Alfaro.

La presión de tantas actividades por cumplir genera ansiedad, la que puede traernos problemas y enojos con la pareja, los hijos, los amigos o la familia en general. “La mejor opción para evitar tensiones es organizarnos. Para ello debemos cerrar cada una de las esferas: familiar, laboral y  personal”, agrega Alfaro.  

“Al relacionarte con los familiares, debes recordar que se trata de una época en la que cada una de las personas busca agradar a las demás y que también debe lidiar con sus propias tensiones”, expone, por su parte, la psicóloga Lizette Gallegos.

Tampoco hay que olvidar que el dinero y los gastos son factores que pueden generar tensiones.

Conocer nuestro límite

“En las fiestas de fin de año, recuerda que debes reconocer tus propias limitaciones a nivel económico, personal, familiar y social. Para lo económico, por ejemplo, elabora un presupuesto para que no te sobrepases en los gastos”, precisa Gallegos.

A nivel personal debes reconocer el grado de empatía que tienes con cada uno de tus familiares, ya que esto evitará discusiones, e incluso peleas, que puedan afectar las fiestas. “Conversa en familia sobre las actividades que se realizarán y, si todos están de acuerdo con ellas, esto también generará bienestar”, agrega.

En la misma línea, los profesionales indican que siempre hay que prever antes que lamentar, por eso es mejor organizar las compras y no hacer todo a último momento. “Puede suceder que en la cena de Navidad estén familiares conflictivos o que los hijos no quieran comer; estas situaciones hay que manejarlas de la mejor forma y saber que no a todos les puede gustar lo que haces. Lo que debes hacer es concentrarte en estar bien y disfrutar de lo que haces”, agrega la psicóloga Katia Oporto.

Para lidiar con todos sin perder los estribos necesitamos abrir nuestro propio espacio. “Escapa. Date cinco minutos para ti misma, esto te brindará el espacio necesario para respirar e identificar lo que te molestó o te hizo renegar”, agrega Oporto.

Un espacio en épocas estresantes evitará que te desfogues con la gente que no lo merece. La idea es botar toda la energía negativa; para hacerlo puedes tomar una hoja de papel y escribir las cosas que lograste o algún poema para ti misma  que te subirá los ánimos.

Date un respiro

Como la Navidad y el Año Nuevo son fuente de situaciones estresantes, es muy recomendable trabajar el diálogo interno para que seas más tolerante y te des un respiro.

En vez de darte latigazos, lo mejor es alegrarte por las cosas buenas que has hecho y olvidar el mal rato que pudiste pasar con un mal vendedor, en el tráfico o preparando u ordenando la comida.

“El diálogo interno es la mejor forma de resolver el estrés. Lo mejor que uno puede decir o hacer es usar el diálogo interno y hablar consigo mismo”, agrega Oporto.

La idea no es meterse en una cápsula y no salir de allí, sino mostrar la mejor actitud para que las cosas se desenvuelvan positivamente.Recuerda también que deberás lidiar con las emociones, sentimientos y estados emocionales de toda una familia, por ende, deberás desarrollar la tolerancia y evitar encuentros que no lleven a nada.

Así que disfruta de estas fiestas y no dejes que el estrés te gane y arruine estos momentos especiales.

Pareja

En Navidad y Año Nuevo busca un espacio para reforzar los lazos de pareja, puesto que los preparativos de las fiestas de fin de año ocasionan malos entendidos. No olvides expresar tu amor, no sólo en estas fechas, sino en cualquier momento para compartir.

Actitud

Jamás te tomes las cosas a pecho y mantén siempre una actitud positiva, eso te mantendrá lejos de los conflictos. Estar vivos y festejar un año más es una razón suficiente para una sonrisa y las mejores ganas de celebrar las fiestas.

Serenidad

Hay que tener en cuenta que si perdemos la serenidad ante cualquier provocación o crítica sobre la organización en estas fiestas, se creará un torbellino que se sumará a otros que puede generar un huracán devastador y nefasto. Evítalo.

Fuente: Lizette Gallegos, psicóloga, Katia Oporto, psicóloga y Patricia Alfaro, psicóloga.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia