Mía

9 consejos para un feliz retorno a clases

Desde acostumbrarse a la hora de levantarse hasta organizar un simulacro; todo vale a la hora de prepararse para las clases. La frase para comenzar: ‘el colegio es fácil’.

Organiza con los hijos un simulacro para ver cuánto se tardan en alistarse y desayunar para ir a clases hasta la puerta del colegio, así medirán bien sus tiempos. Foto: Dreamstime

Organiza con los hijos un simulacro para ver cuánto se tardan en alistarse y desayunar para ir a clases hasta la puerta del colegio, así medirán bien sus tiempos. Foto: Dreamstime

La Razón (Edición Impresa) / Miguel Vargas / La Paz

00:00 / 15 de enero de 2015

Pasan los días y el pánico llega a los estudiantes con las preguntas: ¿Tenemos todo listo para empezar las clases? ¿Este año será más fácil pasar de curso? ¿Cómo serán mis compañeros de clase? ¿Sacaré buenas notas? ¿Ya llegan las vacaciones de invierno? Las respuestas para todas estas preguntas, según la psicopedagoga Laura Salinas Reque, son más fáciles de formular si se asumen en familia.

“La frase más importante antes de empezar clases es: ‘el colegio es fácil’. Si entre todos tomamos conciencia de que lo único que pide la escuela es que se cumpla con los requisitos básicos —asistir a clases, atender las explicaciones, hacer las tareas y estudiar para los exámenes— no hay motivo para tener ningún problema”.

Para hacer más sencillo este tiempo de transición, mía presenta una lista de nueve consejos con el fin de que el colegio sea lo más llevadero posible y traiga satisfacciones a final de año.

1. Hagan las compras a tiempo. Si se adquieren los útiles a último momento será en medio de jornadas de compras llenas de estrés, con la posibilidad de olvidar siempre algo, de no comparar precios adecuadamente y de elegir artículos sin la calidad debida. Si compras todo con tiempo, ahorrarás dinero. “Hasta la compra de calzados debe ser con tiempo. No hay nada más incómodo que empezar clases con zapatos que te quedan ajustados por ser nuevos”, agrega Salinas.

2. Adelanten la hora de dormir. La editora de la revista digital  TravelingMom.com, Cindy Richards, cuenta que tiene la costumbre de adelantar la hora de dormir de sus niños de a 15 minutos por noche y también los despierta un lapso similar de tiempo más temprano hasta ajustarse a la hora de despertar para ir a clases. Esto hace que madrugar no sea tan traumático.

3. Reutilicen los útiles del año pasado. Familias.com menciona que es casi imposible que se gasten en diez meses todas las cosas que uno compra para la escuela. “Materiales como cuadernos, borradores, colores o mochilas muchas veces pueden ser totalmente funcionales para un ciclo escolar más. Dedica un día a organizar lo que usaron el ciclo anterior, eligiendo lo que puede ser útil todavía, ya sea para el mismo niño o su hermano menor”, señala el portal. La idea es reunir todas las hojas sin usar de los cuadernos, arrancarlas y hacer uno nuevo.

4. Prepara los uniformes para todo el año. El portal familias.com también recomienda tener en cuenta que los niños crecen muy rápido, por lo que los uniformes escolares necesitarán que se los refuerce en una primera instancia. Es bueno darle una puntada extra a los botones de camisa y, si vas a comprar algo nuevo, fíjate que sea en una o dos tallas más grande. Mientras, puedes ajustarlos con algunas puntadas con hilo y aguja y soltar las costuras cuando éstos les queden chicos, lo que seguramente sucederá a mediados de año.

5. Revisa el programa de estudio. Que las materias no les agarren desprevenidos... revisando el programa de estudios pueden tener una idea clara de lo que se viene en el año escolar. Esto implica hacer repasos en áreas que son especialmente complicadas de seguir. “Es un hecho que lo más fácil se aprende primero, así que hay que dedicarse a estudiar más al empezar el ciclo. Si se tienen buenas bases, el resto del año será sencillo. Si las bases son malas, aprender cada vez costará más”, dice el psicólogo Carlos Vargas.

6. Buscar nuevos amigos. Si el año pasado hubo problemas de indisciplina y bajo rendimiento, será bueno tratar de buscar refrescar el círculo afectivo actual. “Los niños son muy recelosos con los amigos, pero también se olvidan rápidamente de los conflictos, por lo que no es mala idea que trate de acercarse a otros grupos dentro del colegio. Si el niño ha sido víctima de bullying, se lo debe alejar de los matones y enseñarle ya en vacaciones a defenderse por sí mismo, para no empezar el año con miedo a los demás”, sostiene la psicopedagoga Salinas

7. Practiquen otras actividades. Eviten que el colegio sea la única actividad de los hijos, pues cualquier fracaso en este campo parecerá el fin del mundo. “Es ideal tener una actividad extracurricular sin ningún amigo de su entorno colegial, pues allí el niño podrá descargar el estrés sin necesidad de verse presionado, tendrá más oportunidades de adaptación a otros medios en un futuro”, recomienda Vargas.

Simulacro

Organiza con los hijos un simulacro para ver cuánto se tardan en alistarse y desayunar para ir a clases hasta la puerta del colegio, así medirán bien sus tiempos.

Odiadas

Sobre todo al empezar el año, se debe dedicar más tiempo a las materias que les son más difíciles. Si así lo hacen, a medio año verán que no son tan complicadas.

 Fuentes: Laura Salinas Reque, psicopedagoga. Carlos Vargas, psicólogo. travelrmommy.com, familias.com, consejos.com.mx.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia