Mía

Mucho músculo y poco sexo

Los esteroides anabólicos son sustancias sintéticas que trabajan con las hormonas sexuales masculinas (testosterona). Están diseñados para aumentar la masa muscular y la fuerza en personas que entrenan.

Un hombre con los músculos marcados y definidos.

Un hombre con los músculos marcados y definidos. Foto: www.fitness.com

La Razón (Edición Impresa) / Liliana Aguirre / La Paz

00:00 / 06 de julio de 2017

Tener un cuerpo fornido y tonificado es muy atractivo, pero para conseguirlo se precisa tiempo, disciplina, determinación, horas diarias de ejercicios y buena alimentación. Mucha gente no está dispuesta a ello y el mundo de los laboratorios químicos al percatarse de esto ha creado anabólicos que desarrollan la musculatura, pero si se toman en exceso pueden dañar el organismo y generar problemas irreparables en la sexualidad de ambos sexos, pero en especial en la de los hombres.

“Muchas personas entran en modas para mejorar su apariencia física y pueden recurrir a anabólicos de forma riesgosa”, explica el médico general Carlos Pérez.

Los esteroides anabólicos son sustancias sintéticas que trabajan con las hormonas sexuales masculinas (testosterona). Están diseñados para aumentar la masa muscular y la fuerza en personas que entrenan.

“Cuando existe abuso en su consumo se producen efectos como la atrofia testicular que genera reducción de espermatozoides y hasta el hecho de que un hombre no pueda tener erecciones”.

El médico detalla que estos químicos aumentan hasta 20 veces la concentración de testosterona en la sangre provocando trastornos endocrinológicos graves. “En las mujeres que los consumen, los efectos se ven en el desarrollo de gran musculatura, engrosamiento de la voz, alteración de los ciclos menstruales, crecimiento excesivo de vello y hasta cambios en las formas corporales”, dice.

El nutricionista de atletas Germán Mariaca coincide y explica que cuando se hacen ciclaje (dosificación) de estos químicos se lo suele hacer a deportistas de élite con una estricta supervisión médica. “Si no se controla bien los niveles en la sangre en un laboratorio es muy riesgoso. Se han visto casos fatales”, advierte.

Al ser estos productos un potenciador de testosterona deben ser administrados por un profesional, en base al peso y la talla de quien los ingiera. No los puede usar cualquier persona por más que vaya al gym y un entrenador se los recomiende.

Otro punto de vista lo brinda Guildo Guadama, quien además de entrenador físico fue Mister La Paz y suele preparar su cuerpo para una serie de competencias y certámenes. “Una persona que usa este tipo de productos debe tener un asesoramiento médico muy estricto, para tener toda la información sobre el producto y sus efectos en su organismo, más si busca desarrollar un cuerpo competitivo”.

Pero no todo está perdido, el cuerpo responde bien a una dieta balanceada, rica en proteínas, vitaminas, minerales, aminoácidos y oligoelementos. Esto sumado a los ejercicios diarios puede dar óptimos resultados sin riesgo ni daños.

“Un buen cuerpo es posible para todos, lo que se precisa es disciplina y amor propio. Implica sana alimentación y ejercicios diarios. Es cuestión de dar lo mejor de sí para obtener lo que se quiere”, dice Guadama.

La musculatura se va desarrollando poco a poco. Horas diarias realizando rutinas cardiovasculares ayudan a quemar grasa y levantar peso sirve para tonificar. Nada se logra de la noche a la mañana, pero la recompensa está en un cuerpo musculoso que rinda y también goce.

Fuentes: guildo guadama (entrenador x-body), jorge mariaca (nutricionista de atletas (armor gym) y carlos pérez (médico general).

Cuerpo y mente sanos

Además de daños reproductivos, el exceso de estos químicos generan una serie de lesiones hepáticas y cardiacas.

Se puede potencializar el músculo de forma natural con proteínas y aminoácidos.

Existen esteroides para quemar grasas y su uso se ha popularizado para bajar de peso, pese al peligro.

Una de las consecuencias del uso de estos químicos es que los hombres desarrollen mamas.

Federaciones de deportistas del mundo se oponen al uso de estos productos por el daño que ocasionan en la salud.

Prácticas

En 1930, los científicos descubrieron que los esteroides anabólicos podían facilitar el crecimiento del músculo en los animales de laboratorio, luego los implementaron para los humanos.

Efectos

Produce problemas  neurológicos similares a los causados por las drogas.

Músculos

Crece el daño de lesiones en la musculatura del cuerpo y desgarros en los mismos.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1
2 3 4 5 6 7 8
23 24 25 26 27 28 29
30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia