Mía

La primavera llegó a Cyrus

Lo único que queda de Hannah Montana en Miley Cyrus es el color de cabello. La joven decidió despojarse de una vez de ‘poses buenas’.

La Razón / Iblin Linarez.

05:00 / 19 de septiembre de 2013

¿Será que a la vida de la exchica Disney llegó la primavera? Pues todo dice que sí porque Miley Cyrus se empeña en quitarse la ropa. Recién se la vio meneándose desnuda sobre una bola de demolición en su nuevo video Wagnerianos Ball, y es que, señores, la niña ha crecido.

Es inevitable notar que aquella chica que encarnaba a la cándida Hannah Montana posa como llegó al mundo en el clip, a lo que la cantante de 20 años sugiere que “si tan sólo la gente pudiera dejar de ver lo obvio y usaran su imaginación, comprendería la vulnerabilidad del clip”.

Wrecking Ball —para quienes no lo notaron y sólo posaron sus ojos en “lo obvio”— es una balada pop que cuenta la historia de una chica que está desesperada porque su relación la destruye y no puede hacer que su novio se enamore locamente, como ella lo está de él.

El video se estrenó el lunes 9 de septiembre y en 24 horas ya se había reproducido 19,3 millones de veces. Miley se hizo viral y se la pasó agradeciendo a sus seguidores, los Smilerz, en Twitter. Pero es evidente que no sólo sus fans lo vieron, porque las críticas no granizaron sobre la también actriz, algo maravilloso en el mundo de la publicidad, porque sale gratis.

Miley no sólo se menea en una bola de acero: también lame cadenas, martillos, sacude sus caderas y trasero con osos de peluche al estilo twerk (baile sexual en que se sacuden las caderas de un lado al otro, común en la cultura afroestadounidense), saca la lengua y hace sugestivos movimientos pélvicos, que ya se vieron en su video We can’t stop, en el que aparece medio desnuda, como adelanto de lo que se vendría. Miley apunta a ser una máquina de publicidad y lo está logrando, obviamente en pos de promocionar Bangerz, su cuarto álbum, que sale a la venta el 8 de octubre.

Así, tras su actuación en los MTV VMA en agosto, interpretando Blurredlines, el éxito de Thicke, vestida en un traje de baño de látex color carne, la polémica ahora es parte de la vida de Cyrus.

Una joven explosiva

Bangerz significa “explosivos”, como los efectos que provocó la artista con su nuevo álbum e imagen. Ella declaró a la revista Billboard que quería borrar de iTunes las canciones de su anterior trabajo, Can't Be Tamed, y que Bangerz es en realidad el primero de su carrera. En éste, la joven participó en la composición de las letras, en la producción y en el concepto de los videos.

Por el momento sólo se lanzaron dos singles: We can’t stop y Wrecking Ball, pero han sido suficientes para encender la chispa de la curiosidad por este trabajo que cuenta en créditos con Pharell, will.i.am, Future, Inter y otros reconocidos productores y escritores, así como comparte micrófono con el rapero Nelly y la princesa del pop, Britney Spears.

Miley es la chica del momento. Todos hablan de ella, mal o bien, pero hablan. “Simplemente me estoy divirtiendo. Cómo me etiquete la gente no importa en realidad (…). Nunca quiero parecerme demasiado a nadie”, declaró en una entrevista en los 40.com.

Sin embargo, en el afán de despojarse de algo más que ropa, parece que quiere que la gente se olvide de que alguna vez fue la niña que cantaba sobre las actitudes positivas y confiar en la familia, algo que como Hannah Montana proclamaba. “Sólo actuaba”, explicó a los medios cuando la serie de Disney finalizó. Por eso quiere separar a la rubia bien portada, la niña que toda madre quiere para amiga de su niña, de la provocativa, sexy y rebelde Miley, lista para devorar a los hombres con sus labios rojos y envuelta en trajes de baño diminutos, casi inexistentes.

La Miley de ahora no apunta a ser el ejemplo de nadie y lo ha dejado claro: “No me quiero presionar demasiado con ser un modelo a seguir porque tengo 20 años y no estoy preparada para ser madre o para cuidar de alguien. Tampoco quiero parecer otra persona diferente a la que soy porque ése no es mi trabajo, mi trabajo es hacer música”, agregó en la entrevista.

Sus actitudes también pueden entenderse, si se quiere jugar el papel de psicólogo, de las de una joven pidiendo ayuda. “Si ponen atención en mis ojos, se van a dar cuenta de que en verdad estoy triste, inclusive más que la letra de la canción”, explicó  sobre el concepto de  Wrecking Ball, aunque quizá muy pocos se concentraron en sus ojos.

El reto que le sigue  no es sólo pensar en qué más puede quitarse aparte de la ropa, sino en la forma en que esta polémica marque un hito en su carrera  y no se quede como una simple anécdota olvidable. El tiempo tendrá la palabra.

Famosa

Miley Cyrus protagonizó la serie de Disney Hannah Montana de 2006 a 2011. Cumple en noviembre 21 años. Su actual pareja es el actor Liam Hemsworth.  

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia