Tendencias

Una reflexión sobre la sociedad y el espacio

El griego Jannis Markopoulos ha tejido estrechos lazos con el país y participará en el Pabellón Bolivia, en Venecia.

La Razón (Edición Impresa) / Miguel Vargas

00:00 / 14 de mayo de 2017

El Pabellón Bolivia ya tiene a su equipo trabajando in situ para la Bienal Internacional de Arte de Venecia 2017. Los tres artistas ya están en la ciudad italiana junto a los curadores. El creador paceño José Ballivián llevó las obras desde Alemania —donde se elaboraron— y ahora ha comenzado el montaje de la muestra Esencia. El equipo nacional cuenta en su propuesta con la instalación de un reconocido artista griego, Jannis Markopoulos, quien ha tejido una estrecha relación con el arte boliviano.

Markopoulos nació en Atenas el 7 de julio de 1962. Estudió en la Escuela de Artes de la Aristotle University of Thessaloniki (1984-1986) en su país natal y continuó su formación en la Hochschule der Künste en Berlín (1987-1991), Alemania. Ha trabajado en pintura, instalación, objetos y representaciones. Su interés últimamente se ha centrado en las instalaciones; en ellas ha utilizado tanto objetos pequeños y esculturas con materiales diferentes como instalaciones de gran magnitud, entre las que se incluyen montajes al aire libre que ya atrajeron la atención del público artístico internacional.

Su carrera incluye piezas inolvidables: The Sling logró el segundo lugar de la I Bienal Internacional de Austria 2002. También están los brillantes caballos de látex, tamaño natural, atados a la fachada de la embajada italiana (1998) o la instalación Anthropos de la serie de proyectos psicológicos Living Pictures (instalaciones con gente), que mostró un ser humano vivo en una jaula del Zoológico de Berlín.

Sus trabajos en Bolivia también han despertado el interés de los curadores de Esencia. Infected by Enthusiasm fue la instalación que Markopoulos presentó junto con Sol Mateo en la Bienal Siart 2013 (curaduría de Sandra de Berduccy), donde se trabajó el concepto de la infección a través de esculturas realizadas con fibra de totora. En la versión de 2016 (curaduría de Joaquín Sánchez), continuó analizando el tema de “la inflamación aguda de una o más articulaciones causada por la infección por el arte”. “A la artritis supurativa le pueden seguir ciertas infecciones bacterianas: las articulaciones se inflaman, calientan, existe dolor, y se llenan de pus, que erosiona su cartílago, causando daño permanente si no se trata rápidamente, con antibióticos, drenaje del pus, y mover la articulación”, se reseñó.

Para la Bienal de Venecia —que se abrirá el 13 de mayo y permanecerá hasta el 26 de noviembre— prepara la instalación Amphibian Spaces, que analiza la teoría filosófica del “claustro social”, que es el que aleja a un ser humano de sus compañeros a través de la sobrevaloración del individuo por encima de la sociedad. Con este trabajo, Markopoulos invita a reflexionar sobre las sociedades divididas en las que se manifiesta la fragilidad del espacio. Para ello recurrirá nuevamente a la intervención del espacio, esta vez con pliegos gigantes de papel.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia