La Revista

domingo 13 jun 2021 | Actualizado a 10:59

‘Las Niñas’ y ‘Antidisturbios’, favoritas en los Premios Platino

'Adú' como 'La boda de Rosa' pelean por la nominación en la categoría de Mejor Dirección de la mano de sus realizadores, Salvador Calvo e Icíar Bollaín, apartado en el que también es candidato el director español Fernando Trueba como realizador de la película colombiana 'El olvido que seremos'.

Serie Antidisturbios

Por AFP

/ 11 de junio de 2021 / 15:05

Las niñas y Antidisturbios, con seis candidaturas cada una, son las propuestas españolas que parten con más opciones en la lista de 20 candidaturas por categoría de la VIII Edición de los Premios Platino del Cine y el Audiovisual.

Así, la película de Pilar Palomero lidera la lista corta de los galardones en su vertiente cinematográfica, mientras que la serie de Rodrigo Sorogoyen e Isabel Peña acumula el mismo número de selecciones con las categorías dedicadas a la pequeña pantalla, quedando ambas como cabeza de las opciones españolas para los Platino.

La gala de entrega tendrá lugar el próximo 3 de octubre en IFEMA Palacio Municipal de Madrid. Antes de la celebración, se anunciarán los cuatro finalistas por categoría de los premios, que se revelarán próximamente.

Las niñas parte con opciones como Mejor Película Iberoamericana de Ficción, categoría en la que Adú y La boda de Rosa también concurren.

Por su parte, tanto Adú como La boda de Rosa pelean por la nominación en la categoría de Mejor Dirección de la mano de sus realizadores, Salvador Calvo e Icíar Bollaín, apartado en el que también es candidato el director español Fernando Trueba como realizador de la película colombiana El olvido que seremos.

En el ámbito interpretativo cinematográfico, Candela Peña, por La Boda de Rosa y Patricia López Arnáiz, por Ane, compiten en la categoría de Mejor Interpretación Femenina, mientras que en Mejor Interpretación Masculina los candidatos españoles son Javier Cámara por Sentimental, también candidato por la cinta colombiana El olvido que seremos, y Mario Casas, por No Matarás.

En el caso de actores y actrices de reparto, que los Platino reconocen por primera vez, optan Nathalie Poza (La Boda de Rosa) y Verónica Echegui (Explota Explota) en Mejor Interpretación Femenina de Reparto y Alberto San Juan (Sentimental) y Juan Diego Botto (Los Europeos) en Mejor Interpretación Masculina de Reparto.

Por su parte, entre las candidatas a Mejor miniserie o teleserie cinematográfica están Antidisturbios, La casa de papel, Patria y Vamos Juan.

Además, los aspirantes españoles a la nominación como Mejor Creador de Serie, otra de las novedades entre las 22 categorías de los Premios Platino, son Aitor Gabilondo por Patria, Álex de la Iglesia por 30 Monedas, Álex Pina por La casa de papel y Rodrigo Sorogoyen e Isabel Peña por Antidisturbios.

Hovik Keuchkerian y Raúl Arévalo por Antidisturbios, Álvaro Morte por La casa de papel y Eduard Fernández por 30 Monedas pelearán por la nominación a la Mejor Interpretación Masculina en miniserie o teleserie.

Mientras, en la misma categoría para Mejor Interpretación Femenina en miniserie o teleserie las candidatas son Daniela Santiago por Veneno, Elena Irureta por Patria, Inma Cuesta por El desorden que dejas y Vicky Luengo por Antidisturbios.

En el caso de las candidaturas de Mejor interpretación de reparto en series, buscarán ser finalistas Bárbara Lennie por El desorden que dejas, Ester Expósito por la serie mexicana Alguien tiene que morir, Najwa Nimri por La casa de papel, Loreto Mauleón y Susana Abaitua por Patria en la categoría femenina.

En la contraparte masculina han sido candidatos Ernesto Alterio por la producción mexicana Alguien tiene que morir, Manolo Solo por 30 Monedas, Patrick Criado por Antidisturbios y Rodrigo de la Serna por La casa de papel.

Los actores Elena Rivera, Erick Elías, Hovik Keuchkerian, Macarena Gómez, Pilar Palomero y Salvador Calvo han sido los encargados de desvelar las 20 candidaturas por categoría de los premios en un acto presentado por Ainhoa Arbizu celebrado en la Sala Roja de los Teatros del Canal de Madrid.

Dicho acto ha contado con la presencia de Isabel Díaz Ayuso, presidenta de la Comunidad de Madrid, José Luis Martínez Almeida, alcalde de Madrid, Enrique Cerezo, presidente de EGEDA, Raúl Berdonés, presidente de Fundación Secuoya, Adrián Solar, presidente de FIPCA, y Miguel Ángel Benzal, director general de EGEDA y Premios Platino.

Comparte y opina:

Los gigantes de Wall Street avanzan paso a paso en el mundo bitcóin

Bancos, corredores y firmas de inversión buscan ahora satisfacer a algunos clientes que sienten que perdieron una oportunidad

Medallas de bitcóin

Por AFP

/ 13 de junio de 2021 / 10:56

Apostar al bitcóin y otras divisas virtuales es arriesgado, legalmente incierto, pero potencialmente muy lucrativo. Ante este dilema, los gigantes de Wall Street avanzan entre entusiasmo y escepticismo.

El presidente del mayor banco estadounidense, JPMorgan Chase, tiene una visión definida sobre el asunto.

«Si me piden mi consejo, les diría que no se acerquen», sostuvo Jamie Dimon a fines de mayo durante una audiencia parlamentaria.

Pero «no es mi papel decirle a la gente cómo gastar su dinero», añadió. Su banco estudia actualmente cómo ayudar a sus clientes a ingresar en el campo de las criptomonedas.

Impulsadas durante la pandemia por algunos inversores pequeños con tiempo y dinero, las monedas virtuales se dispararon en 2020 e inicios de 2021.

Bancos, corredores y firmas de inversión buscan ahora satisfacer a algunos clientes que sienten que perdieron una oportunidad.

El tradicional gestor de carteras State Street anunció así el jueves la creación de una división dedicada a activos digitales.

El miércoles, el presidente de la casa de corretaje en línea Interactive Brokers afirmó que sus clientes podrán cambiar criptomonedas en su sitio para el final del verano boreal.

Robinhood

Como sus competidores Charles Schwab y Fidelity, Interactive no permite actualmente adquirir monedas virtuales como el bitcóin y el ethereum, pero ofrece productos financieros vinculados a estos valores que evitan que el inversor los tenga directamente en su cartera.

En cambio la aplicación Robinhood o la plataforma Coinbase permiten comprarlas.

La firma ForUsAll, que gestiona fondos de retiro de unos 70.000 empleados, hizo el lunes un acuerdo con Coinbase para permitir a sus clientes que incluyan 5% de criptomonedas en sus fondos.

El banco de negocios Morgan Stanley indicó en marzo que permitirá a sus clientes más ricos invertir en fondos en bitcóin. Y Goldman Sachs lanzó recientemente un equipo dedicado al corretaje de criptomonedas.

Fidelity Investment, uno de los mayores gestores de activos en el mundo, propone desde 2018 servicios de corretaje y depósito de estos activos reservados para grandes inversores como los hedge funds y se prepara para lanzar nuevos productos asociados al bitcóin.

Este tipo de productos podrían facilitar el acceso de los particulares a invertir en criptomonedas.

A pesar de una apertura progresiva, este tipo de activos siguen siendo riesgosos.

Hackers

La reglamentación no es clara y los robos por parte de hackers son frecuentes. Sobre todo, su volatilidad es enorme: el bitcóin pasó de unos 30.000 dólares a inicios de año, a 63.000 a mediados de abril, para colocarse en 34.000 dólares a inicios de junio.

«Los especuladores y quienes temen perderse una buena oportunidad continuarán volcándose hacia las criptomonedas esperando ganar mucho dinero», destacó Ian Gendler, de la consultora Value Line.  

Este especialista desaconseja a sus clientes invertir en criptos por los riesgos demasiado elevados y la imposibilidad de estimar su valor: al contrario de una empresa o una materia prima, las criptomonedas no están respaldadas en ningún activo tangible, y a diferencia de las monedas, no están garantizadas por un gobierno.

Las criptomonedas «valen lo que el próximo inversor esté dispuesto a pagar», definió Gendler.

Para Chris Kuiper de la consultora CFRA, ese tipo de activos emergentes vino para quedarse. Su uso crecerá «a medida que el marco legal y regulatorio se construya», predijo.

(13/06/2021)

Comparte y opina:

Los suizos rechazan prohibir los pesticidas sintéticos

Estas primeras tendencias, que confirman los sondeos realizados en las últimas semanas, fueron elaboradas por el instituto gfs.bern para la televisión pública

Un personaje de paja junto a un cartel electoral en Senarclens, Suiza occidental, antes de la votación de dos iniciativas que intentan prohibir el uso de pesticidas

Por AFP

/ 13 de junio de 2021 / 10:49

Los suizos rechazaron este domingo propuestas para prohibir los pesticidas sintéticos, aunque dieron su visto bueno a reforzar la lucha contra el terrorismo o la ley sobre el covid-19, según las primeras proyecciones.

Estas primeras tendencias, que confirman los sondeos realizados en las últimas semanas, fueron elaboradas por el instituto gfs.bern para la televisión pública tras el cierre de los colegios electorales. Los resultados definitivos se conocerán en la noche.

Las dos iniciativas populares contra los pesticidas han generado debates acalorados entre agricultores durante la campaña en un país que alberga uno de los mayores fabricantes de productos fitosanitarios, el grupo Syngenta, que fue comprado en 2017 por el gigante chino ChemChina.

Iniciativas

La primera iniciativa, «Por una Suiza libre de pesticidas sintéticos», pedía la prohibición de estos productos en un plazo de 10 años, así como la importación de bienes alimentarios producidos en el extranjero con pesticidas sintéticos o que los contengan.

La segunda, «Por un agua potable limpia y una alimentación saludable», pedía que se endurezcan los requisitos para otorgar subvenciones gubernamentales a los agricultores.

La propuesta pedía que se concedieran sólo a las granjas que no utilicen pesticidas, que proscriban el uso preventivo o regular de antibióticos y que puedan alimentar a los animales con el forraje que ellas mismas producen.

Los suizos rechazaron ambas iniciativas, que los ecologistas y la izquierda apoyaban frente a la oposición del gobierno, por un 61% de los votos, según las estimaciones.

(13/06/2021)

Comparte y opina:

Fallece el director Dennis Berry, que estuvo casado con Jean Seberg y Anna Karina

Nacido en Estados Unidos, Dennis Berry vivía en París desde los años 1970. Se casó en 1972 con la actriz estadounidense Jean Seberg, protagonista junto a Jean-Paul Belmondo de la mítica A bout de souffle (Sin aliento) de Jean-Luc Godard en 1960.

Foto: AFP

Por AFP

/ 13 de junio de 2021 / 10:49

El director, guionista y actor estadounidense Dennis Berry, que estuvo casado con dos iconos de la Nouvelle Vague francesa Jean Seberg y Anna Karina, murió el sábado a los 76 años, informó este domingo su agente a la AFP.

«El director Dennis Berry falleció en París el 12 de junio a las 09.45. Rodeado de todo el amor de sus amigos, va a reencontrarse con Anna Karina», fallecida en 2019, dijo su agente Ouarda Benlaala.

Nacido en Estados Unidos, Dennis Berry vivía en París desde los años 1970. Se casó en 1972 con la actriz estadounidense Jean Seberg, protagonista junto a Jean-Paul Belmondo de la mítica A bout de souffle (Sin aliento) de Jean-Luc Godard en 1960.

La pareja ya estaba separada cuando la intérprete murió en París en 1979.

En 1982, Berry se casó con otro ícono de la Nouvelle Vague, la danesa Anna Karina, que trabajó en varias películas de Jean-Luc Godard, entre ellas Pierrot Le Fou (Pierrot el loco).

Dennis Berry, hijo del también director John Berry, interpretó pequeños papeles junto a grandes estrellas, como Alain Delon o Jean-Paul Belmondo, y bajo la dirección de cineastas de renombre, como Jules Dassin, Eric Rohmer, Jacques Rivette, Carlo Lizzani, Jacques Deray o André Téchiné.

Como director, firmó en 1975 El gran delirio, su primer filme, con Jean Seberg e Isabelle Huppert. En 2017, dedicó un documental a su mujer: Anna Karina, recuerda. Su última película, Salvajes, se estrenó en 2019.

Comparte y opina:

Perú cumple una semana sin saber quién será nuevo presidente

Castillo aventaja a su rival por 49.000 votos (50,14% versus 49,86% de Fujimori) tras escrutarse el 99,93% de las mesas de sufragio del balotaje del domingo pasado.

La derechista Keiko Fujimori y el izquierdista Pedro Castillo. Fotos: AFP

Por AFP

/ 13 de junio de 2021 / 10:46

Perú cumplió este domingo una semana sin saber quién será su nuevo presidente, mientras el izquierdista Pedro Castillo mantiene una ligera ventaja en el lento escrutinio y la derechista Keiko Fujimori insiste en denunciar «fraude».

Castillo aventaja a su rival por 49.000 votos (50,14% versus 49,86% de Fujimori) tras escrutarse el 99,93% de las mesas de sufragio del balotaje del domingo pasado, que la Misión de Observación Electoral de la Organización de Estados Americanos (OEA) consideró limpio y sin «graves irregularidades».

Perú, que tuvo tres presidentes en 2020, sufre la incertidumbre, mientras Fujimori, moviliza a sus seguidores a las calles para denunciar «fraude» y «hechos muy graves» en la votación y el escrutinio.

Castillo, en tanto, se siente ganador y pidió a los suyos la noche del sábado «paciencia» y «serenidad». También instó a «no caer en la provocación, ya que estamos en un momento crítico».

«Hay mucho en juego: quién es el ganador en momentos que la distancia es muy corta y no sabemos a ciencia cierta el volumen de votos contestado […], y está en juego la legitimidad del proceso electoral», dijo a la AFP la analista Sonia Goldenberg.

«Hay la sensación de ambos lados de que el Jurado Nacional de Elecciones (JNE) no es confiable, lo cual es grave en una coyuntura como ésta, y tampoco sabemos si los dos candidatos van a aceptar el resultado», añadió.

El JNE, que revisa el escrutinio del órgano electoral (ONPE) y proclama al vencedor, está bajo presión de los partidarios de ambos candidatos, que diariamente se manifiestan afuera de su sede en el centro de Lima.

¿Le alcanzará?

El JNE todavía debe resolver los pedidos de impugnación de miles de votos y de cientos de actas de mesas de sufragio, sobre todo por parte de Fujimori, la última esperanza que ella tiene para revertir los resultados.

«Keiko igual puede ir acortando distancia, pero es muy difícil que le alcance. Puede que se dé vuelta el resultado, no es imposible, pero cada vez es más difícil», dijo a la AFP la politóloga y académica Jessica Smith.

«En el caso de que Keiko diera vuelta el resultado, los que van a acusar fraude son los partidarios de Castillo», afirmó.

El analista Hugo Otero dice que Fujimori, ante lo que parece ser una inminente victoria de Castillo, intenta sembrar dudas sobre la legitimidad del proceso electoral.

«Es la manera de librarse del fracaso, de la caída», declaró a la AFP el exasesor del difunto expresidente Alan García.

«Queremos transparencia»

El sábado en la noche Fujimori participó en un colorido y bullicioso mitin con miles de seguidores en la plaza Grau de Lima, donde repitió sus denuncias de fraude.

«Estamos aquí para se respete nuestro voto, para que se analicen las actas, queremos una elección transparente», dijo la candidata de 46 años, quien deberá ir a juicio por supuesto lavado de dinero si pierde el balotaje.

Un fiscal anticorrupción pidió el jueves prisión preventiva para ella, por supuestamente infringir las reglas de su libertad condicional por el caso de aportes ilegales del gigante de la construcción brasileño Odebrecht.

La solicitud fiscal elevó la tensión en medio del lento escrutinio, en un país sumido en convulsiones políticas desde hace un quinquenio, y será resuelta por un juez el 21 de junio.

Toda la tensión generada tras el balotaje se suma a los estragos que causa la pandemia, que deja 188.000 muertos en el país con la mayor tasa de mortalidad por covid-19 en el mundo.

«Venezuela chavista»

Fujimori dijo a corresponsales extranjeros el sábado que la «izquierda internacional está interviniendo» en Perú, en alusión a los saludos de líderes latinoamericanos a Castillo por su «victoria», entre ellos del mandatario argentino Alberto Fernández, el boliviano Luis Arce y la vicepresidente nicaragüense Rosario Murillo.

Las congratulaciones provocaron notas de protesta del gobierno peruano a los embajadores de esos países, dijo la cancillería.

La hija del encarcelado expresidente Alberto Fujimori también fustigó al mandatario saliente, el centrista Francisco Sagasti, quien llamó el jueves a varias personas ligadas a ambos bandos para buscar calmar los ánimos, entre ellas al premio Nobel peruano Mario Vargas Llosa.

El laureado escritor de 85 años apoyó a Fujimori activamente desde España, donde reside, pese a su pasado antifujimorista.

«No queremos que el Perú se convierta en la Venezuela chavista o de [Nicolás] Maduro», dijo Fujimori en el mitin de la plaza Grau, repitiendo un latiguillo de campaña.

Sin embargo, el principal asesor económico de Castillo, Pedro Francke, aseguró a la AFP en entrevista el viernes que sus ofertas de cambio no tienen «nada que ver con la propuesta de Venezuela».

Comparte y opina:

‘El hombre que devoraba las palomas’ explora la impunidad en Chile

La obra se basa en un hecho verídico, la muerte de un joven de 17 años, Rodrigo Briones Ortíz, asesinado por una milicia el 12 de octubre de 1992, después del regreso de Chile a la democracia.

Foto: elmostrador.cl

Por AFP

/ 13 de junio de 2021 / 10:43

El director de teatro chileno Cristian Flores Rebolledo indaga en El hombre que devoraba las palomas, presentada en Montpellier, Francia, la violencia y la impunidad en Chile, un país marcado aún por la dictadura (1973-1990) del general Augusto Pinochet.

El hombre que devoraba las palomas, fruto de años de investigación en los barrios de Santiago de Chile, fue estrenada el viernes, en primicia mundial, en el festival Printemps des Comédiens de Montpellier, sur de Francia.

La obra se basa en un hecho verídico, la muerte de un joven de 17 años, Rodrigo Briones Ortíz, asesinado por una milicia el 12 de octubre de 1992, después del regreso de Chile a la democracia.

Es la tercera obra de la trilogía Justicia, utopía y militancia, que incluye Yo maté a Pinochet (2013) y El país sin duelo (2018).

En la obra, Cristian Flores, 38 años, y la compañía Teatro Los Barbudos abordan «el tema de la justicia sobre todo los casos de impunidad que se registraron en plena democracia».

«Para mí tenía que ver con la continuidad de la violencia del Estado sobre la ciudadanía entre el periodo de la dictadura y la democracia», explicó Flores a la AFP.

La obra, resultado de una residencia en el teatro La Vignette de Montpellier, escenifica el encuentro de dos soledades en un improbable y frágil refugio, una torre de agua agrietada en la que Arturo intenta en vano capturar palomas para matar el hambre.

Después de huir de la prisión y la tortura, este hombre destrozado, que presenció la muerte del joven Rodrigo, decide convertirse por venganza en «un asesino de asesinos».

Arturo ve aparecer como en un sueño a Alicia, una mujer sin edad que vive en la negación de la violencia de la sociedad que la rodea.

El énfasis está en la actuación de los actores -los chilenos Carla Casali Escudero y Claudio Riveros Arellano- quienes parecen volcados hacia la lucha contra el silencio y lo no dicho abrumadores.

En ese mundo donde impera lo arbitrario «estamos solos, no tenemos con quien hablar», se lamenta Alicia. El diálogo que entabla con Arturo es, sin embargo, el comienzo de la liberación.

Cristian Flores Rebolledo, que tiene una maestría en teatro y artes escénicas de la Universidad de Chile, nació, construyó y descubrió el teatro en el popular barrio La Victoria de Santiago, conocido por haber sido un semillero de protesta política y social, especialmente bajo la dictadura.

Teatro político y popular

Su planteo artístico apunta a un teatro «popular y político», que combina la investigación, lo documental y la ficción.

«Siempre me gustó el teatro popular o el teatro político o la mezcla de ambas cosas», dijo Flores a la AFP.

Flores, que ya estuvo en el teatro La Vignette en 2017 con la obra Yo maté a Pinochet, en la que exploraba las heridas abiertas de su país, también presenta este año en Montpellier Un país sin duelo.

En esta obra evoca los silencios y heridas de tres generaciones de mujeres de una misma familia frente a la tortura, especialmente la violencia sexual.

Augusto Pinochet murió en Chile en 2006 sin ser juzgado por los crímenes de la dictadura, que dejó más de 3.200 muertos y 38.000 torturados.

«No es la dictadura lo que nosotros exploramos, lo que exploramos es el resultado de la dictadura y el acuerdo con la democracia que tenía que ver con esta transición», dice Flores, que actualmente reside en Berlín.

Lo hace a través de un teatro anclado en la realidad de las clases trabajadoras, en un país marcado por profundas desigualdades sociales.

«Volvemos atrás porque nos interesa dar una nueva mirada o hacer nuevas preguntas sobre ese período en relación con la realidad de hoy», agregó Flores, que se inspira en autores como el ruso Antón Chéjov y el francés Jean-Paul Sartre.

Comparte y opina:

Últimas Noticias