domingo 5 dic 2021 | Actualizado a 13:58

Macri busca un baño de gente en recta final hacia las elecciones en Argentina

Con un despliegue de seguridad que el gobierno pretende que pase desapercibido, el presidente se mostrará junto al alcalde capitalino Horacio Rodríguez Larreta, a quien los sondeos auguran la reelección.

El presidente de Argentina, Mauricio Macri, durante un parasdo discurso Foto: AFP - archivo

/ 28 de septiembre de 2019 / 11:32

El presidente Mauricio Macri apuesta a darse un baño de gente este sábado en la capital argentina, donde se lanzará de lleno en la campaña por su reelección que aparece esquiva a casi un mes de los comicios, en medio de una dura crisis económica.

Enmarcado por una recesión de más de un año y una inflación indomable, el mandatario liberal aspira a entusiasmar a los votantes para revertir el golpe de las primarias del 11 de agosto, cuando el peronista Alberto Fernández lo superó en 17 puntos y se posicionó como favorito a las presidenciales del 27 de octubre.

"Lo veo muy entusiasmado al Presidente, muy bien y animado para que se dé el milagro", dijo a radio Led el vocero presidencial, Iván Pavlovsky.

Macri, de 60 años, arranca una gira de "30 ciudades en 30 días". La primera parada es en las Barrancas de Belgrano, un coqueto barrio de clase media acomodada en Buenos Aires, su bastión histórico, donde el oficialismo espera congregar a más de 25.000 personas.

Con un despliegue de seguridad que el gobierno pretende que pase desapercibido, el presidente se mostrará junto al alcalde capitalino Horacio Rodríguez Larreta, a quien los sondeos auguran la reelección.

En la línea de partida este sábado Macri "se juega todo", porque si no logra la concurrencia esperada se termina su campaña, estimó el analista político Raúl Aragón.

Las encuestas pronostican que en las urnas se profundizará la tendencia a favor de Fernández, quien incluso podría ganar en primera vuelta, para lo cual necesita 45% de los votos u obtener al menos 40% y superar en más de 10 puntos a su escolta.

"Parte de la solución"

"Somos parte de la solución, no del problema", afirmó Macri, quien clama por "un poco más de tiempo para resolver los problemas económicos".

El presidente dice aspirar a completar las reformas del Estado y ajustar las cuentas públicas que argumenta le dejó en descalabro su antecesora peronista de centroizquierda Cristina Kirchner (2007-2015) y actual compañera de fórmula de Fernández.

En el oficialismo, atizan el temor a "un regreso al pasado" del proteccionismo kirchnerista y resaltan la decena de causas por presunta corrupción que pesan sobre la expresidenta, que ella atribuye a una persecución político-judicial.

"Es importante ir a la marcha para saber que somos muchos, que no estamos solos. Hubo mucha desazón (tras las primarias). Se podía sentir una tristeza muy grande, un volver al pasado", declaró el cineasta Juan José Campanella, premiado con un Óscar en Hollywood y puntal en la convocatoria macrista.

"Yo entiendo las críticas al Gobierno y algunas las comparto, pero volver a abrir las puertas de las celdas a gente que nos robó me parece que es un tremendo error", agregó.

Pero a tal punto el pronóstico electoral es adverso que la imagen de Macri prácticamente desapareció de las campañas de otros dirigentes de su propia coalición "Juntos por el Cambio".

Deudas

Al asumir en diciembre de 2015, Macri dijo que domar la inflación en alza sería "lo más fácil de lograr", prometió "pobreza cero" y auguró "una lluvia de inversiones extranjeras".

La inflación ya acumuló 30% entre enero y agosto, tras apuntar 47,6% en 2018; las inversiones no llegaron pese al respaldo político de Estados Unidos y potencias europeas. La pobreza afecta a uno de cada tres argentinos y el desempleo llegó a su punto más alto en 14 años (10,6%).

La moneda se depreció 68% desde enero de 2018 con múltiples corridas que el banco central sofocó a costa de reservas y de llevar la tasa de referencia por encima del 80%, de las más altas del mundo.

Una corrida cambiaria en abril de 2018 llevó a Macri a acudir al Fondo Monetario Internacional, del que obtuvo un auxilio financiero por 57.000 millones de dólares a 36 meses a cambio de un estricto programa de ajuste fiscal, que colaboró con poner en jaque su aspiración reelectoralista. (28/09/2019)

Comparte y opina:

Expresidente argentino Macri procesado por espionaje

El exmandatario argentino anticipó que apelará la decisión del juez de Dolores (200 km al sur) ante la Cámara Federal de Mar del Plata.

Mauricio Macri. Foto: AFP

/ 1 de diciembre de 2021 / 18:43

El expresidente de Argentina Mauricio Macri (2015-2019) fue procesado por supuestamente haber ordenado espiar ilegalmente, cuando era jefe de Estado, a familiares de los 44 marinos fallecidos en el hundimiento del submarino militar ARA San Juan en 2017, resolvió este miércoles el juez a cargo de la investigación.

Macri fue acusado de realizar «acciones de inteligencia prohibidas en carácter de autor, en virtud de haber posibilitado la producción de tareas de inteligencia ilegal, haber generado las condiciones para que se pudieran llevar a cabo, almacenado y utilizado datos sobre personas», según el fallo de 174 páginas del juez federal Martín Bava.

El expresidente y principal líder de la oposición de centro-derecha en Argentina enfrentará el proceso en libertad, pero el juez prohibió su salida del país y le embargó 100 millones de pesos (unos 943.000 dólares al cambio del día), de acuerdo a la resolución.

«He dicho que es una persecución política que termina en esto que ya todos sabíamos», reaccionó Macri ante la prensa en Chile, donde se encontraba al enterarse de su procesamiento, durante una visita en su calidad de presidente de la Fundación Fifa.

Para Luis Tagliapietra, abogado querellante y padre de uno de los tripulantes fallecidos, el fallo del juez «es contundente, muy claro, muy preciso».

«Siento mucho cansancio, estoy agotado, son cuatro años de lucha y todavía nos queda mucho camino por delante. Es un paso importante que dimos, pero falta mucho todavía», expresó Tagliapietra a la AFP.

El exmandatario argentino anticipó que apelará la decisión del juez de Dolores (200 km al sur) ante la Cámara Federal de Mar del Plata.

Al ser convocado a declaración indagatoria, el pasado 3 de noviembre, Macri se negó a responder preguntas y se limitó a defender su inocencia en un escrito presentado ante el juez, a quien había intentado, sin éxito, recusar en dos ocasiones.

«No espié a nadie, yo nunca mandé en mi gobierno espiar a nadie. Jamás vi ningún informe de ningún familiar del ARA San Juan ni de ningún otro buque», dijo Macri en el escrito.

Otros procesados

La querella sostiene que los familiares de los militares fallecidos en el hundimiento del ARA San Juan fueron objeto de escuchas telefónicas y otras interceptaciones por parte de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) durante el año en que buscaron conocer la suerte de la embarcación y de los marinos.

Durante el gobierno de Macri «nos han mentido desde el primer día sobre lo que ocurrió con nuestros hijos. Nos han demonizado, nos han atacado, nos han espiado. Esa red de espionaje fue muy completa, nos han infiltrado, seguido, filmado, fotografiado. Las peores prácticas de la represión ilegal, salvo la violencia física», afirmó Tagliapietra.

El submarino ARA San Juan, un TR-1700 de fabricación alemana con 66 metros de eslora, desapareció en noviembre de 2017 con 44 personas a bordo cuando hacía el trayecto de Ushuaia (3.200 km al sur) al de Mar del Plata (400 km al sur de Buenos Aires).

La nave hundida fue hallada un año más tarde, a 900 metros de profundidad, con ayuda de las marinas de otros países. La querella sostiene que el lugar del hundimiento había sido detectado mucho antes.

En su fallo, el juez consideró que a «tenor de la información reunida, la intencionalidad expresa y la sistematicidad de los documentos analizados en esta causa, permiten afirmar que esa producción de inteligencia ilegal tenía un destinatario: Mauricio Macri».

«En todos los documentos se ve la matriz ideológica y la causa motivacional que llevó a la AFI a producir esa información», añadió.

Macri es el doceavo procesado en esta causa, por la que también están imputados los entonces jefes de los servicios de inteligencia, Gustavo Arribas y Silvia Majdalani.

«Con la cantidad de procesados que hay, nosotros vamos a solicitar que se agrave la figura a asociación ilícita y con ella pedir la prisión preventiva de los procesados», anticipó Tagliapietra.

Las causas del hundimiento se investigan en otro expediente en un juzgado de la ciudad de Caleta Olivia.

Comparte y opina:

Argentina elige presidente, sumida en una grave crisis económica

El presidente Mauricio Macri aspira a ser reelecto, para lo cual debe revertir el resultado de las primarias del 11 de agosto, en las que quedó a casi 17 puntos del opositor Alberto Fernández.

Una mujer vende flores bajo propaganda política, en Buenos Aires. Foto: AFP

/ 25 de octubre de 2019 / 18:43

Los argentinos eligen este domingo presidente entre modelos antagónicos para enfrentar su peor crisis económica en 17 años, con una deuda millonaria y un mercado crispado que provocó esta semana una nueva depreciación monetaria de 5,86%, en un clima de agitación política y social en la región.

El presidente liberal Mauricio Macri aspira a ser reelecto, para lo cual debe revertir el resultado de las primarias del 11 de agosto, en las que quedó a casi 17 puntos del opositor Alberto Fernández, un peronista de centro-izquierda cuya compañera de fórmula es la expresidenta Cristina Kirchner (2007-2015).

La diferencia a favor de Fernández se fue ampliando desde las primarias, según sondeos.

"Renace la esperanza (…) Cristina y Alberto representan eso", resumió el sentir de muchos argentinos José Murad, un educador de 44 años, en el acto de cierre de campaña de Fernández la noche del jueves en Mar del Plata.

En un país en recesión desde hace más de un año, con alta inflación (37,7% a septiembre), aumento de la pobreza (35,4%) y con los mercados en ebullición, las miradas están puestas en lo que sucederá el lunes, tras la jornada electoral.

De confirmarse en las urnas los pronósticos, Fernández podría ganar en primera vuelta, ya que le alcanza con obtener más del 45% de los votos o más del 40% y superar en más de 10 puntos al segundo más votado. De lo contrario, el balotaje será el 24 de noviembre.

Dilemas argentinos

Quienquiera que resulte electo gobernará un país dividido. Para muchos un eventual retorno del peronismo es "un desastre". "Creo en Mauricio, le hace falta tiempo para cambiar esto. Y por supuesto los Fernández, ni pensarlo. Ya demostraron lo que hacen", comentó Alejandro Arguello, de 53 años, en el acto de cierre de campaña del presidente en Córdoba.

Dando por seguro su triunfo, Fernández declaró: "Que los argentinos estén tranquilos, vamos a respetar sus depósitos en dólares". Aludió al fantasma del "corralito" durante la crisis del año 2001, cuando se retuvieron depósitos bancarios y se pesificaron los que eran en dólares.

Con décadas de inflación y devaluaciones cíclicas, los argentinos están acostumbrados a refugiarse en el dólar como forma de ahorro por lo que los controles de cambio y de capitales los ponen en alerta.

La moneda argentina se depreció un 70% desde enero de 2018. En la semana previa a los comicios se recalentaron los mercados y el tipo de cambio, que el viernes pasado era de 60,73 pesos por dólar, se ubicó este viernes en 64,51 pesos, una depreciación de 5,86% al cierre del horario bancario.

"Vine a cambiar dólares porque como se vienen las votaciones sabemos que todo se va a ir para arriba (encarecer)", dijo a la AFP Cristian Golán, un chofer de 23 años, a las puertas de una casa de cambio.

En medio del nerviosismo de la gente que se agolpó a comprar dólares para cubrirse, corren rumores de un feriado bancario y cambiario para lunes y martes.

"Está muy difícil (comprar dólares). Hay un par de lugares donde ya no hay y está explotado (lleno) de gente, hay lugares donde el dólar blue (mercado negro) está como en 71 pesos", dijo Bárbara, una estudiante de 29 años.

A mediados de 2018, en medio de una corrida cambiaria, Macri acudió al Fondo Monetario Internacional (FMI) que le otorgó un auxilio financiero de 57.000 millones de dólares a tres años, a cambio de un programa de fuerte ajuste fiscal, que le jugó en contra al presidente a la hora de la votación.

Aún falta la liberación de 13.000 millones, pero el FMI espera el resultado electoral para negociar.

¿Sí se puede?

Fernández plantea una tregua de 180 días a sindicatos y movimientos sociales para retomar el crecimiento económico.

Bajo el lema "Sí, se puede", Macri pide un voto de confianza pues asegura que la mejoría económica vendrá ahora, tras haber "consolidado las bases" con su política de austeridad.

Los primeros resultados se conocerán a las 21H00 (23H00 GMT) y los definitivos pueden estar a la medianoche (03H00 GMT), adelantó el ministro del Interior, Rogelio Frigerio.

Con las preferencias acaparadas por Fernández y Macri, esta primera vuelta, a la que están convocados 34 millones de argentinos luce prácticamente como un balotaje. Los otros cuatro candidatos suman entre todos menos de 15%, siendo el exministro de Economía Roberto Lavagna el mejor posicionado.

También se renueva la mitad de la Cámara de Diputados y un tercio del Senado y se elige gobernador de la provincia de Buenos Aires y alcalde de la capital.

Argentina acude a esta elección en momentos de crispación y descontento en la región, con protestas y disturbios violentos en Chile, Bolivia, Haití y Ecuador. (25/10/2019)

Comparte y opina:

Macri y Fernández tratan de calmar a los mercados tras desplome en Argentina

Macri anunció el miércoles beneficios salariales y recortes de impuestos, en un intento por rescatar apoyo electoral de cara a las presidenciales de octubre por parte de sectores cansados de sus políticas de austeridad.

El presidente Mauricio Macri en conferencia de prensa después de las elecciones primarias del domingo. Foto: AFP

/ 14 de agosto de 2019 / 22:39

El presidente Mauricio Macri y el candidato Alberto Fernández lanzaron este miércoles mensajes conciliadores, en un intento por calmar a los mercados que se desplomaron y amenazan con profundizar la crisis económica en Argentina, tras el revés electoral del mandatario en las primarias del domingo.

"Mi tarea es asegurar la gobernabilidad. El diálogo es el único camino. La incertidumbre ha generado mucho daño y nos obliga a ser responsables. Quiero transmitir tranquilidad en este proceso electoral que ha comenzado", dijo el mandatario en un mensaje difundido antes de la apertura de los mercados.

Más tarde, el mandatario dijo que mantuvo "una buena y larga conversación" con Alberto Fernández. "El se comprometió a colaborar en todo lo posible para que este proceso electoral, y la incertidumbre política que genera, afecte lo menos posible a la economía de los argentinos", dijo en Twitter.

La conversación también fue destacada por Fernández, quien afirmó en una rueda de prensa que tiene "toda la vocación de hablar y ayudar a superar este trance".

En reacción a las primarias en las que la fórmula de Fernández con la expresidenta Cristina Kirchner consiguió 47% de los votos, el lunes la moneda argentina se depreció casi 20% y la bolsa de Buenos Aires cayó 38% mientras se derrumbaban acciones y bonos argentinos en Nueva York y algunas consultoras asomaban el riesgo de una cesación de pagos.

"Nuestra propuesta no supone riesgos de default, supone sí una lógica de funcionamiento distinta", dijo Fernández, a la vez que reprochó que desde el oficialismo se sembraran "dudas inexplicables" en los mercados internacionales, "diciendo que éramos como Venezuela".

Este miércoles, la moneda argentina siguió perdiendo valor y cerró en 62,18 pesos por dólar; una depreciación de 6,19% con respecto al martes. La Bolsa cerró con una baja de 1.86%.

Beneficios salariales

Macri anunció el miércoles beneficios salariales y recortes de impuestos, en un intento por rescatar apoyo electoral de cara a las presidenciales de octubre por parte de sectores cansados de sus políticas de austeridad.

Macri, quien en las primarias solo consiguió 32% de los votos, anunció modestos bonos salariales, una reducción impositiva para los trabajadores y pequeñas empresas, y la congelación del precio de la gasolina durante 90 días.

Además habrá un aumento del salario mínimo, actualmente de 12.500 pesos mensuales (208 dólares) y que se encuentra por debajo del costo de la canasta básica, aunque no precisó el monto.

Según Fernández, esas medidas para estimular el consumo "no están mal, pero en el contexto pueden ser muy riesgosas. Deseo que salgan bien", dijo.

Según el candidato, Macri se encuentra "en una condición muy compleja de candidato y presidente. Le pido que prime la de presidente".

Las medidas se extenderán hasta fin de año y tendrán un costo fiscal de 40.000 millones de pesos (unos 665 millones de dólares). Macri, que termina su mandato el 10 de diciembre, lleva a cabo un programa de fuerte ajuste acordado con el Fondo Monetario Internacional a cambio de un crédito de 56.0000 millones de dólares.

"Cansados"

Los argentinos, que se encuentran ya afectados por una inflación de 22,4% entre enero y junio, temen un nuevo golpe por efecto de la depreciación de la moneda. En el anualizado, junio a junio, la inflación acumuló 55,8%, una de las más altas del mundo.

"Lo que les pedí fue muy difícil, fue como trepar el (monte) Aconcagua. Están afectados y cansados. Llegar a fin de mes se transformó en una tarea imposible", admitió el presidente sobre sus tres años y medio de gobierno.

La intención del gobierno es que las medidas abarquen a 17 millones de trabajadores y sus familias, así como a pequeñas y medianas empresas.

"Reflejan la necesidad de enfocarse en los sectores que más han sido afectados por la crisis económica y que le dieron la espalda al presidente en las primarias. Muestran la necesidad de recuperar a por lo menos una parte de esos votantes", estimó Paula García Tufro, experta del Atlantic Council. (14/08/2019)

Comparte y opina:

Cien ‘Evitas’ homenajean en Argentina a Eva Perón a 100 años de su nacimiento

Tras concentrarse en el Obelisco, las "Evitas" marcharon por la céntrica avenida 9 de Julio hasta el hoy ministerio de Salud y Desarrollo Social.

Mujeres elegantes vestidas como la Primera Dama de Argentina (1946-1952) Eva Perón (1919-1952), gritan consignas en la plaza de la República durante una manifestación. Foto: AFP

/ 6 de mayo de 2019 / 23:54

Un centenar de mujeres vestidas como la mítica Eva Perón desfilaron el lunes por el centro de Buenos Aires para celebrar los cien años del nacimiento de la llamada "abanderada de los humildes" en Argentina.

"Nunca pensé que me iba a pasar ser ella. Soy hija de un peón rural y una sirvienta. Evita nos cambió la vida. Si no fuera por ella yo no estaría hoy acá", dijo a la AFP Ana Tula, una actriz de 65 años que participó de la convocatoria, en la que las mujeres se vistieron con distintos atuendos que remitían a algunas de las estampas más conocidas de la vida de Eva Perón.

La iniciativa fue descrita como "artístico-política y autogestiva" por las organizadoras de uno de los numerosos homenajes a la segunda esposa del tres veces presidente Juan Perón (1945-1955, 1973-1974).

Tras concentrarse en el Obelisco, las "Evitas" marcharon por la céntrica avenida 9 de Julio hasta el hoy ministerio de Salud y Desarrollo Social.

En ese lugar, el 22 de agosto de 1951 una concentración de dos millones de personas acompañó la propuesta de la Confederación General del Trabajo (CGT) de pedirle a Eva Perón que acompañara en la fórmula presidencial a su esposo, que buscaría ese año la reelección.

Nueve días más tarde, Evita, enferma de cáncer y por presión de las fuerzas armadas, declinó su candidatura en un célebre mensaje emitido por radio y conocido como "el renunciamiento histórico".

"Evita es una inspiración permanente, un faro, un modelo a seguir", dijo Marina Chmielarczyk, de 37 años, mientras hacía sonar su bombo con la cara de Eva Duarte dibujada en uno de sus parches.

Con un pañuelo verde en las muñecas, símbolo de la lucha por la legalización del aborto en Argentina, algo de lo que estiman Eva Duarte apoyaría, las "Evitas" realizaron una procesión de tono opositor al gobierno del presidente liberal Mauricio Macri, rodeadas de varios centenares de manifestantes.

"Evita está viva en su pensamiento. Su pensamiento es lo que más me representa del peronismo. Si hoy tuviera que elegir diría la frase de ella: "Donde hay cada necesidad hay un derecho", afirmó Silvia Lobo, una docente jubilada de 54 años, al recordar a la dirigente peronista que alzó la voz de los pobres.

Eva, el mito

Nació el 7 de mayo de 1919 en Los Toldos, un pueblo a 200 km de Buenos Aires, adonde llegó a los 15 años. Fue actriz de teatro y cine hasta que en 1944 conoció a Perón y su vida se transformó. Murió de cáncer a los 33 años, el 26 de julio de 1952.

"Fueron solamente siete años en la vida política y pasó a la inmortalidad. Hay un antes y un después para las mujeres a partir de la emergencia de Eva como líder popular. Es una figura bisagra. Ella inaugura un período de creciente presencia de las mujeres en la vida pública y en la política", afirma la sindicalista Estela Díaz.

En Argentina, el voto femenino fue aprobado en 1947 a instancias de Eva, cuya imagen perdura en billetes de 100 pesos, pese a que el gobierno actual dejó de imprimirlos.

En el país, es aún blanco de odios y amores. Mítico emblema del peronismo, se convirtió en una figura de culto también en el extranjero.

En 1978, Andrew Lloyd Webber llevó a las tablas la vida y muerte de Eva, con algunas licencias históricas, en un musical pop que han protagonizado para el cine y el teatro desde Madonna con Antonio Banderas hasta Elena Roger con Ricky Martin. (06/05/2019)

Comparte y opina:

Verdes o celestes, la disputa por el aborto gana la calle en Argentina

A cien metros de allí, separadas por vallas, las activistas celestes que se oponen a la legalización del aborto ruegan "por las dos vidas", en alusión a madre e hijo.

Centenares de personas a favor de la ley del aborto se manifiestan hoy en el exterior del Senado en Buenos Aires.

/ 8 de agosto de 2018 / 22:17

«Aborto legal, en el hospital», entonan una y otra vez decenas de miles de mujeres de pañuelo verde, en una masiva vigilia frente al Congreso argentino, a la espera de una histórica votación.

A cien metros de allí, separadas por vallas, las activistas celestes que se oponen a la legalización del aborto ruegan «por las dos vidas», en alusión a madre e hijo.

En la calle, el entusiasmo de las jóvenes de verde copó la escena pese a que en el Senado el proyecto de legalizar la interrupción voluntaria del embarazo parece hacer agua por un voto mayoritariamente conservador.

«Nadie te obliga a abortar, no me obligues a parir. La maternidad será deseada o no será», se lee en un cartel que sostiene Sol Barel, estudiante de veterinaria de 24 años.

Parada en la calle, con un antifaz verde pintado en el rostro, Barel espera que «los senadores voten por nosotras, estamos en sus manos», dijo a la AFP.

«Abajo el patriarcado, se va a caer. Arriba el feminismo que va a vencer»: las jóvenes no cesan en sus cánticos contra la penalización del aborto que atribuyen a la sociedad machista y a la influencia de la Iglesia católica. «Saquen su rosario de nuestros ovarios», agregan cantando.

Estudiantes

Adolescentes de colegios públicos arrancaron temprano. La tarea: pintarse el rostro con brillantina verde, escribir lienzos enormes a favor del aborto legal, concentrarse en un solo edificio, marchar por las calles de Buenos Aires hasta el centro.

A su paso, muchos aplaudían y les gritaban «íVamos las chicas!», otros miraban con aire de reproche o directamente las interpelaban.

Pelucas, pantalones, sacos, camisetas, todo es verde. «Estamos haciendo historia», se congratulan las adolescentes convencidas de que la ley saldrá. Si no «la lucha recién empieza», sostienen.

«Esto no es aborto sí o aborto no, es aborto legal o aborto clandestino», afirma Adriana Saucedo, de 57 años, en alusión a uno de los lemas de la Campaña Nacional por el Aborto Legal, Seguro y Gratuito, lanzada hace 15 años.

Entonces «éramos muy pocas que nos atrevíamos. Esto no vuelve atrás, es la revolución de las hijas», asegura.

Según datos de ONG, unos 500.000 abortos clandestinos se realizan al año en Argentina, y por esa causa mueren un centenar de mujeres. La cuarta parte de ellas menores de 25 años.

«Las muertes por abortos clandestino son femicidios en manos del Estado», sostiene Brenda Ontiveros, de 19 años.

A lo largo de la jornada, suman más y más personas. La mayoría mujeres, pero también muchos varones acompañan, aunque la consigna es que no coopten la lucha feminista.

En algunas esquinas hay escenarios por los que desfilan artistas, en distintas carpas se organizan debates y charlas para amenizar la vigilia que se extenderá hasta la hora de la votación tarde en la noche.

El lado celeste de la vida

Pasar del verde al celeste demanda una larga caminata y rodear vallas fuertemente custodiadas. Menos gente movilizada por «las dos vidas», y la tranquilidad de sentirse casi seguros ganadores de la jornada.

«Soy catequista y desde la concepción hay vida humana, para mí», dice Violeta Torres, de 52 años, venida desde La Matanza, en la periferia oeste de Buenos Aires.

Con una estatuilla de la virgen de Itatí envuelta en una tela celeste, esta madre de 4 hijos y abuela de 4 nietos solo interrumpe su rezo del rosario para hablar con la AFP.

Los pañuelos celestes se mezclan con banderas argentinas. «Hoy tenemos la posibilidad de estar representados por personas que defienden la vida. Mañana si Dios quiere, como vienen anunciando, lo que debemos hacer es comprometernos a no dejar abandonadas a las mujeres», se escucha la voz de un hombre desde los parlantes.

Del lado celeste, hay muchos más varones entre los manifestantes.

«No es el cuerpo de la mujer, el hijo está en su cuerpo», enfatiza Agustín Guzmán, de 20 años, católico ferviente, que porta un cartel con un dibujo de un feto y la leyenda: «No soy un error, soy un ser humano». (08/08/2018)

Comparte y opina: