Monday 20 May 2024 | Actualizado a 00:15 AM

Wilstermann obtiene un empate con sabor a victoria en Brasil

El Aviador se consolida en la segunda posición de la serie C con siete puntos, Atlético Paranaense es el líder con 10 unidades, ya clasificado

/ 29 de septiembre de 2020 / 22:43

Wilstermann empató este martes sin goles con Atlético Paranaense en su visita a Curitiba, con lo que mantiene intacto el sueño de clasificar a octavos de final. El cuadro brasileño dominó las acciones pero fue inefectivo en la puntada final, entretanto el de Bolivia se defendió con uñas y dientes.

Desde el inicio del lance, el cuadro dueño de casa arremetió contra el arco visitante pero se topó con una muralla defensiva que evitó la apertura del marcador. En el conjunto boliviano destacaron los zagueros Edward Zenteno, Ismael Benegas y los goleros Arnaldo Giménez y Luis Ojeda, este último reemplazó al titular, que salió lesionado, en la recta final de la primera etapa.

Con el paso del tiempo, la última línea de Wilstermann se fue asentando y de apoco le tomó pulso al cotejo aprovechando la desesperación del local.

Con este resultado, Wilstermann se consolida en la segunda posición de la serie C con siete puntos, Atlético Paranaense es el líder con 10 unidades, ya clasificado. En el fondo marchan Peñarol y Colo Colo, con seis a falta de una fecha para la conclusión de la fase de grupos.

En el último episodio Wilster visita a Colo Colo y  Peñarol recibe a Paranaense, ambos partidos el 20 de octubre. Los dos primeros pasan a octavos, el tercero recala en la Copa Sudamericana y el cuarto se queda sin nada.

La ficha técnica

(29/09/2020)

Comparte y opina:

Klopp es todo lo que está bien

Jorge Barraza, columnista de La Razón

/ 19 de mayo de 2024 / 22:12

Lidera, inspira, alienta, contagia, alegra, motiva, respalda, enseña…

Lloraron los del Mainz en 2008, lloraron los del Dortmund en 2015, lloran hoy los del Liverpool. Sólo en tres clubes ha estado Jürgen Klopp en sus 24 temporadas como entrenador, en los tres hay un denominador común: amaron tenerlo, lamentaron despedirlo.

Lloraremos, también, los hinchas de todos los equipos. Klopp es patrimonio de todos, lo queremos, queremos que esté siempre ahí, al borde del campo dando indicaciones, riendo con su sonrisa Kolynos, palmeando a sus jugadores, estrechando la mano del técnico rival.

¿Es el mejor entrenador de la historia…? Posiblemente debiera ser incluido en ese análisis, quizás subiría al podio. Los ha habido más eficaces, más revolucionarios, con mejor verbo, pero nunca deberá ser considerado apenas como un notable estratega o un genio táctico.

Klopp es mucho más que eso: es un líder espiritual, un amigo de sus jugadores, un increíble fabricante de mística, el sujeto que dará esperanza a los hinchas apenas llegar y los hará felices durante toda su estadía.

TAMBIÉN PUEDE LEER:

Prócer del fútbol bien jugado

Ni Guardiola ni Ferguson ni Ancelotti, por ganadores que sean, son capaces de generar la atmósfera de entusiasmo que crea este alemán de 57 años. Él simplemente mejora todo lo que toca. Guardiola es sin duda el número uno de todos los tiempos, pero no establece este tipo de relaciones afectivas con los hinchas ni deja la estela de cariño que riega Klopp.

Imaginemos la tristeza liverpooliana. Hoy, cuando acabó el partido ante el Wolverhampton, Jürgen dijo adiós después de casi nueve años de romance con Anfield. Ha decidido tomarse un año sabático para descansar, disfrutar de su esposa, ver fútbol por la tele, tomar clases de cocina y de baile. Anhela ser un hombre común, ir al supermercado, al cine, estar muchas horas en su casa, jugar con su perro. «Esta será la primera vez en mi vida en la que no tengo una idea real de lo que haré, y eso es exactamente lo que quiero».

El público no sabe que un entrenador de élite ejerce a tiempo completo 24/7. Sir Alex Ferguson comenta en su libro Liderazgo que, todos los días, 6,30 de la mañana ya estaba sobre el césped de Old Trafford, con un té en la mano, inspeccionado con el canchero el estado de la hierba. Y terminaba cada jornada muy, muy tarde por la noche. Lo mismo podría contar Klopp. O Guardiola. En ese nivel es así.

Se quedó sin energías, reveló. Han sido 24 años seguidos de entrenamientos, partidos, charlas, viajes, planificación, videos, concentraciones, ruedas de prensa…

Después de ser un discreto futbolista de Segunda División del modesto Mainz 05, le confiaron la dirección técnica del equipo, que parecía condenado a Tercera. Ganó seis de sus primeros siete juegos y se salvaron del descenso en la última fecha. Tras dos años intentando estabilizarlo, consiguió ascenderlo por primera vez a los 99 años de vida del club.

Ya en Primera, lo clasificó a la Copa UEFA 2005-2006, lo que para los hinchas era como ser campeones del mundo. En 2007 perdieron la categoría, pero apareció el Klopp que veríamos más tarde, el de la lealtad: se quedó a remarla en Segunda. Y ahora el Mainz es un equipo permanente de la Bundesliga 1.

Tras ocho años en Mainz, ya había ganado un prestigio y subió varios escalones: en 2008 lo contrató el Borussia Dortmund, que había tenido una temporada de espanto: decimotercero entre dieciocho. Pero llegó el optimista de Klopp y empezaron a remontar. Y una vez hechos los retoques necesarios al plantel y darle su impronta, ganaron dos ligas seguidas, en 2011 y 2012. Al curso siguiente llegaron a la final de la Champions. Fue una época de oro del club amarillo, le pelearon el reinado al Bayern Munich, de presupuesto mucho mayor.

Luego de siete años con los borusser, decidió tomarse un descanso, como ahora, pero apenas cuatro meses después de dejar el Signal Iduna Park apareció el Liverpool. Y nadie le dice no al club con más hinchas de Inglaterra. Luego de ser el dominador casi dictatorial del fútbol inglés (y europeo), al Liverpool se le habían juntado las vacas flacas, las brujas enterraron sapos en el césped de Anfield y las lechuzas anidaron en el vestuario. Y quedó entre tinieblas. Treinta años sin ganar una liga. Conste que en ese lapso el Liverpool fue dos veces campeón de Europa, lo cual es muy festejable, naturalmente, pero el hincha quiere el trono local, para mirar a los vecinos desde lo alto del orgullo. Para peor, su archirrival, Manchester United, ganó en ese lapso ¡13 ligas…! Y lo pasó en el historial.

Treinta años de sequía, hasta que un día apareció el Rey Sol. Nunca pensaron esos ingleses que amarían tanto a un alemán. Klopp es la confirmación absoluta de que, hoy, todo proyecto futbolístico que aspire al éxito pasa primero por el entrenador, luego por los jugadores. Hace cincuenta o sesenta años, cuando el técnico era un personaje paternal o caudillesco, o con buen verbo, los futbolistas estaban por delante y el DT podía triunfar si contaba con un plantel virtuoso. Hoy el fútbol es más sofisticado, infinitamente más complejo, los futbolistas son los dueños del vestuario, el exitismo roza el límite de la intolerancia y la competencia es feroz por lo equilibrada. Se necesita un conductor inteligente, estudioso, capaz tácticamente, trabajador, persuasivo, con mando y manejo de grupo, que absorba la presión. Por eso un gran entrenador cobra ahora entre 20 y 25 millones de euros al año. Y cuando aparece uno, se lo pelean los clubes de élite.

Ese título no fue de los jugadores, como suele decirse con demagogia. Fue todo de él, del gran artesano de Stuttgart, ya ciudadano ilustre de Liverpool. Nunca en la patria de Bobby Charlton un campeón se coronó 7 fechas antes del final, récord en los 137 años del torneo. Y con 23 puntos de ventaja sobre el segundo, nada menos que el Manchester City de Guardiola. Un registro fabuloso; tal vez pase un siglo para que se repita. O quizás nunca.

Intenso, dinámico, ofensivo, potente, agresivo, duro, mentalizado, eficaz, práctico. Así ha sido en estas nueve estaciones el Liverpool de Klopp. De buscar, buscar y golpear. Atacando con vocación, defendiendo con fervor. El carácter de un equipo lo transmite el capataz. Y detrás de la sonrisa permanente de Klopp hay un comandante firme, convencido de su plan. Se ha ganado definitivamente el olimpo del fútbol internacional por capacidad, sin regalos mediáticos ni campañas marketineras.

Y en el medio de tantas tardes y noches de gloria hubo tres finales de Europa, dos perdidas ante el Madrid, una ganada sobre el Tottenham. Y una Copa Inglesa, una Copa de la Liga, un Mundial de Clubes, una Supercopa de Europa… Todos los títulos posibles.

“A Klopp le faltaron el Bernabéu y Messi”, titula su columna Aritz Gabilondo, de As. “No ha habido otro técnico que haya sabido contrarrestar a Guardiola igual de bien que él”, escribe. Y agrega: “Hubiera sido fascinante descubrir, en cualquier caso, el rol de Klopp en un contexto más dominante. Un Klopp con dinero y opulencia, como el PSG y el City; con grandeza y gloria, como el Madrid o el Bayern; o con el mejor jugador de la historia, como el Barça. Klopp ha sido Klopp por cómo es Klopp. Sin un Bernabéu o sin un Messi. Simplemente entendiendo el fútbol por lo que le dicta el corazón”.

La pelota pierde un protagonista esencial. Lo vamos a extrañar.

Comparte y opina:

The Strongest sufre para sumar un punto (0-0) ante Wilster, en el Capriles

El atigrado careció de movimientos ofensivos e hizo poco en el arco de Giménez. El local buscó más, pero careció de eficacia

Castillo (rojo) y Enoumba luchan por el aire

Por Paulo Apaza

/ 19 de mayo de 2024 / 21:58

The Strongest sumó un punto en su visita a Cochabamba frente a Wilstermann (0-0), aunque no reflejó el mejor juego y por algunos tramos fue superado ante su rival.

Los movimientos ofensivos no estuvieron en el equipo del español Ismael Rescalvo, el atigrado mostró un buen retroceso de sus tres líneas que le permitió neutralizar a los locales, aunque le faltó la otra faceta porque Michael Ortega no apareció y tampoco se lo asistió al goleador Enrique Triverio.

Wilstermann buscó más empujado por sus hinchas en el estadio Félix Capriles, generó las opciones más claras que fueron contenidas por Guillermo Viscarra o erradas por la mala punterías de sus delanteros.

El uruguayo Rodrigo Amaral sobresalió en ese medio sector, su buena técnica y jerarquía complicaron a los defensores atigrados. Amaral tuvo un buen puntaje junto con la labor realizada por Widen Saucedo.

The Strongest apeló al ataque interno impulsado por sus mediocampistas mixtos Luciano Ursino y Rodrigo Ramallo, pero sus compañeros estuvieron imprecisos.

A los 17 minutos, Amaral exigió al guardameta Viscarra con un remate por encima de la barrera, fue el primer anuncio.

Otra vez, Viscarra estuvo atento en un cabezazo de Ariel Nahuelpán, quien le ganó en el salto a Ronald Bustos, tras el centro de Saucedo (23’PT).

Lea también:

Bolívar se recupera con victoria (4-1) ante Tomayapo

SE CANSÓ AMARAL

La visita sufrió por las bandas, Saucedo ganó siempre en el uno contra uno ante Fabricio Quaglio, quien no tuvo la ayuda de Ramallo.

Amaral estuvo cerca de anotar un golazo cuando amagó a tres defensores, remató al costado izquierdo y el balón chocó en el palo (32’PT).

El complemento cambió un poco porque el gualdinegro buscó más el balón en el mediocampo para arriba.

Aunque, tanto Triverio como Ortega no tuvieron el protagonismo que el trámite del partido exigía.

Wilster apeló al contragolpe con balones largos para encontrar mal parada a la defensa rival conformada por los centrales Marc Enoumba y el ecuatoriano Darío Aimar.

Amaral se cansó y eso lo notó su equipo porque no generó mayor peligro sobre el arco de Viscarra. La única alternativa en la ofensiva era Saucedo, quien en una jugada rápida le ganó la posición a Quaglio, enganchó para adentro y remató por encima del travesaño (32’ST).

Las variantes de Rescalvo y del entrenador del Rojo, el argentino Gastón Ramondino, no cambiaron en nada el trámite del partido.

Al final, el empate a cero dio la sensación que perjudicó más al local porque no sumó de a tres ante su gente, aunque en los 90 minutos el Tigre fue superado y no encontró reacción en la parte ofensiva.

El Tigre recibirá el jueves a Guabirá, en el estadio Hernando Siles.

Comparte y opina:

Bolívar se recupera con victoria (4-1) ante Tomayapo

Autogol de Justiniano, goles de Algarañaz y Ramiro Vaca un golazo de Da Costa dieron la victoria a la Academia.

Los jugadores de Bolívar celebran el primer gol este domingo en La Paz

Por Rafael Sempértegui

/ 19 de mayo de 2024 / 19:26

En tres minutos de iniciado el segundo tiempo, Bolívar liquidó el cotejo ante Tomayapo, al que derrotó por 4-1 en el Hernando Siles, en la Jornada 2 del torneo Clausura 2024.

Como ocurrió antes, en el primer tiempo la Academia tuvo más la pelota, dominio territorial, atacó con irregularidad, se marcó un autiogol, pero volvió a sufrir en zona defensiva.

Sin embargo, en el segundo tiempo, la Academia ingresó con dureza, y antes del minuto, sentenció el cotejo con gol de Carmelo Algarañaz.

De ahí en adelante, el cuadro de Flavio Robatto controló las acciones, no subestimó al rival y persistió.

TAMBIÉN PUEDE LEER:

GV San José rescata un punto ante ‘Inde’

La visita, que tuvo buen primer tiempo, en el segundo no fue el mismo y se dedicó a las faltas.

En la primera parte, Bolívar tomó la iniciativa y buscó la potencia de un rompe redes como Francisco da Costa, que no estuvo acertado, pero cuando controló y atacó, causó zozobra en el arco de los tarijeños.

Al inicio, Tomayapo tuvo buena convicción de ir al frente, no solo esperó en su sector, sino salió con algunos contragolpes.

Los tarijeños procuraron recuperar el balón en la salida misma de los académicos y con ello mostraron actitud.

Vladimir Castellón remató frontal a los 6 minutos del primer tiempo, en ello encontró bien parado a Carlos Lampe, que desvió el balón. A los 22’ Graneros desbordó por derecha, envió centro peligroso y por poco no llegaron Tomianovic y Castellón.

El gol llegó a los 35’, cuando Yomar Rocha desbordó por derecha, envió centro, y el zaguero visitante Leonardo Justiniano, en su afán de despejar, marcó un autogol. En planilla dieron a Rocha el gol.

A los 37’, Castellón perdió la mejor opción en un ‘cara a cara’ con Lampe, se la picó y el arquero no cayó en la trampa y contuvo la acción.

En el complemento, se dio un gol a los 45 segundos, cuando Algarañaz superó a Alex Arancibia. Luego a los dos minutos marcó el tercero, pero le anularon por posición adelantada.

Lo destacado del cotejo fue un golazo de Ramiro Vaca 22’ST, quien luego de un amaguem, sacó un bombazo y puso el 3-0.

Sin embargo, Matías Noble marcó a los 35’ST, cuando remató directo, tras una mala salida de Lampe y Ervin Vaca, quien perdió el balón.

Y la cereza a la torta, la puso el brasileño Da Costa —a los 49’ST—, quien eludió a Villamil, a Maygua, a Alcaraz al borde del área grande y superó al arquero Alex Arancibia con un remate colocado, en el mejor gol del partido.

(19/05/2024)

Comparte y opina:

El Girona, de Marcelo Claure, se sube al podio histórico de LaLiga

El equipo de Claure se quedó con la tercera posición, al sumar 78 unidades en la tabla de posiciones, con 37 encuentros disputados

/ 19 de mayo de 2024 / 19:07

A falta de una fecha para el final del certamen, el Girona, del boliviano Marcelo Claure, se quedó con el tercer lugar del podio de LaLiga 2023-2024, al vencer por 1-3 al Valencia, en el Campo de Mestalla. 

“Partidazo en Valencia (1-3) que nos asegura el tercer puesto de @LaLiga, con 78 puntos. Una locura. Qué orgullo. Un éxito espectacular que hay que celebrar el sábado y el domingo en Girona. Hemos hecho historia todos juntos. ¡Grácies @GironaFC!”, celebró Claure en sus cuentas de las redes sociales.

Los goles del Girona llegaron después de la media hora de juego. El brasileño Sávio, quien remató solo, a los 32 minutos, anotó el 0-1 en el partido. En el complemento, el ucraniano Artem Dovbyk materializó una gran jugada de Iván Martín para poner el 0-2, a los 58’. Nueve minutos después, a los 67’, Yaremchuk falló una ocasión clara y en la siguiente jugada Yarek Gasiorowski intentó rechazar un centro de Tsygankov que acabó metiéndose en su propio arco. A los 84’, José Luis García Vayá convirtió el descuento para cerrar el último partido en casa con un 1-3.

El equipo de Claure se quedó con la tercera posición, al sumar 78 unidades en la tabla de posiciones, con 37 encuentros disputados. Barcelona, que venció 3-0 al Rayo Vallecano, está en el segundo lugar, con 82 puntos. El Real Madrid, que igualó 4-4 en casa del Villarreal, es primero, con 94 unidades. 

El Girona nació el 23 de julio de 1930. Ascendió a la Primera de LaLiga en 2017, pasando solo dos temporadas en la máxima categoría de España antes de descender. Esta vez, sin embargo, llegó para quedarse.

En agosto de 2020, el boliviano Claure compró el 35% de un paquete accionarial del Girona Football Group de Pere Guardiola. Con esta transacción, el City Football Group se quedó con el 47% de las acciones y Girona Football Group el 16%.

Lea también:

Manchester City hace historia, Arsenal vuelve a ser segundo

Los premios

Campeón: Real Madrid

Supercopa de España: Real Madrid, Mallorca, Athletic y Barcelona

Champions League: Real Madrid, Barcelona, Girona y Atlético de Madrid

Europa League: Athletic Club y Real Sociedad

Conference League: Real Betis

Descenso: Cádiz, Granada y Almería.

Próximo partido 

Local

Girona-Granada: sáb. 25 de mayo (15:00, HB)

(19/05/2024)

Comparte y opina:

Hermanos Dellien ya conocen a sus rivales del Roland Garros

Hugo luchará con el francés Bonzi y Murkel tiene como contrincante al brasileño Monteiro. Está previsto que jueguen en la madrugada de este lunes

Los tenistas bolivianos Murkel y Hugo Dellien

/ 19 de mayo de 2024 / 18:55

Los hermanos Hugo y Murkel Dellien ya conocen a sus contrincantes por la primera ronda de la qualy (clasificación) del Roland Garros de Francia. El mayor se enfrentará al francés Benjamin Bonzi y el menor rivalizará con el brasileño Thiago Monteiro.

El Comité Organizador sorteó las llaves de la qualy con la presencia de 128 tenistas que lucharán por las 16 plazas que darán acceso a la llave central.

Esto significa que para acceder al cuadro principal cada tenista deberá superar tres partidos de la clasificación.

Entre ellos se encuentran los Dellien. Para Hugo será su séptima participación consecutiva, mientras que para Murkel será su debut absoluto no solo en este torneo, sino en un Grand Slam.

Lea también:

Bolivia arrasa en el Chuquiago Junior Open con 10 títulos conquistados

Sus partidos

Todos los encuentros se disputarán en el Stade Roland Garros, donde Hugo jugará contra Bonzi.

Será el primer enfrentamiento histórico entre ambos por el circuito profesional. El tenista nacional tiene una ligera ventaja por su ranking al ocupar el puesto 163 de la clasificación ATP, mientras que el galo está en el 175°.

Murkel luchará con Monteiro, contra quien ya jugó en una ocasión. Fue en por la primera ronda del Uruguay Open de 2023. El brasileño salió victorioso por 6-0 y 6-4.

En cuanto al ranking Monteiro es favorito al estar en el puesto 106, en tanto que el nacido en Trinidad está en el 222°.

Según la programación los partidos de ambos se disputarán este lunes desde las 04.00 de Bolivia, aunque ello podría tener una variación por los encuentros previos.

Los hermanos se encuentran en París desde hace unos días y este domingo cumplieron con un entrenamiento juntos en una de las canchas del Stade Roland Garros.

Fue un hecho inédito porque por primera vez dos hermanos bolivianos jugarán en un Grand Slam; además de que luego de 50 años el país tiene dos representantes en este certamen.

(19/05/2024)

Comparte y opina: