lunes 18 oct 2021 | Actualizado a 07:14

Vaginoplastía, láser para el rejuvenecimiento vaginal

Esta técnica corrige la incontinencia urinaria y hasta mejora el disfrute sexual femenino.

/ 8 de octubre de 2015 / 13:07

El embarazo, el parto, el corte del periné durante el alumbramiento, las cicatrices en esta área y traumas genitales o el simple paso de los años cambian la apariencia del aparato genital femenino y, con ese cambio se presentan algunas afecciones.

Sin embargo, la tecnología ha desarrollado una manera de devolver la juventud y la salud a la zona íntima femenina. El método es la vaginoplastía. “Se trata de una técnica ginecológica que permite dar tensión y tonicidad a los músculos del área vaginal. Así se aumenta el tono muscular, lo que disminuye el diámetro de la vagina”, explica el especialista en ginecoláser y ginecología Corcino Aguilar.

Esta práctica está recomendada para mujeres que, por los indicadores mencionados, han perdido la fuerza  muscular de la zona íntima provocando flacidez e incluso la pérdida involuntaria de orina. En el portal Medlineplus.com se lee que entre las mayores causas para someterse a una vaginoplastía está el prolapso uterino que se presenta cuando el útero cae y ejerce presión en el área vaginal. Músculos y ligamentos sostienen el útero en la pelvis. Si estos tejidos están débiles, la matriz cae hacia la vía de alumbramiento. Esta afección es más común en mujeres que han tenido uno o más partos naturales.

Otros factores que pueden causar o llevar al prolapso uterino son el envejecimiento normal, la menopausia, afecciones que ejercen presión sobre los músculos pélvicos, como la tos crónica y la obesidad.

Este procedimiento también se aplica en una labioplastía, es decir en una cirugía para corregir el tamaño de los labios. O en una perineoplastía, que es una solución quirúrgica para el periné cortado o que ha sufrido una incisión durante el parto.

“Aunque la vaginoplastía es una intervención para todas las mujeres adultas, está sugerida para las que están entrando a la menopausia y climaterio, porque en esa etapa hay una disminución de producción de estrógenos, lo que genera una pérdida de tonicidad en el área”, explica el ginecólogo.

La vaginoplastía también es beneficiosa en la sexualidad femenina, pues devuelve a la mujer, la juventud genital y por tanto, mejora su disfrute sexual. “La disminución del diámetro vaginal  produce una mejor fricción y una mayor estimulación durante el coito”, afirma Aguilar.

Esta intervención no se la debe hacer a mujeres embarazadas o cuando tienen retraso menstrual.

Procedimiento

La vaginoplastía es una intervención láser, que dura por lo general de 25 a 40 minutos y se la realiza en  tres sesiones programadas cada 20 días. “Es mejor que sean planificadas lejos del periodo menstrual”, recalca  Aguilar, quien aclara que este método no requiere de anestesia ni sedación, tampoco de internación, pues es ambulatorio. “Luego de la sesión, la paciente puede retomar sus actividades con normalidad”. Eso sí, no debe usar tampones vaginales, ni hacer esfuerzos en la zona pélvica. Tampoco tener relaciones sexuales durante 40 días.

Al ser la intervención con láser, el sangrado y el riesgo de infección disminuyen significativamente y la recuperación es más rápida. “El procedimiento es sencillo ya que se utiliza un aplicador transvaginal que tiene el efecto térmico de rayos láser  o un bisturí láser, ninguno de éstos es invasivo, es decir que no produce cortes, por lo que es indoloro”, asegura el especialista que atiende en La Paz.

El láser con el que se trabaja para las vaginoplastías es  una máquina de alta tecnología programada exclusivamente para corregir problemas vaginales con resultados definitivos y satisfactorios.   

F uente: Dr. Corcino Armando Aguilar Aparicio  (corsagui@hotmail.com, www.facebook.com/ginecolaser.bo).
Fotos: www.vidamujer.com, biohomed.files. com,  www.granjasdeluruguay.com.uy,  s1.dmcdn.net 

Comparte y opina:

Arnaud Winter: ‘El sitio ideal para guardar un perfume sería el refrigerador’

En las visitas que Arnaud Winter hizo a Bolivia encontró dos aromas que además de recordarle el país podrían inspirar uno de sus perfumes: el fruto del maracuyá y las flores del lirio.

/ 3 de septiembre de 2015 / 20:46

Una sonrisa amplia y un saludo con acento francés revelan la amabilidad y las raíces de este afamado perfumista, quien visitó Bolivia para la presentación de su reciente creación, Liberatta, de Yanbal. Arnaud Winter ingresó a la corporación Unique para producir uno o dos perfumes, tal vez por unos meses. Sin embargo, sus habilidades le valieron decenas de aromas y 22 años en los laboratorios de esta compañía, donde puso en práctica las teorías de la ciencia de los aromas.

¿Se estudia para ser perfumista?

¡Claro! Se estudia. Hay solo un lugar en el mundo que entrena a estudiantes para que, tal vez, sean perfumistas. Es una escuela cerca de París, en Versalles. Anualmente seleccionan unos 15 estudiantes para ingresar a la escuela de perfumería, donde en tres años se aprende todo y nada. Para ser perfumista debes prepararte al menos diez años a fin de llegar a expresarte con los olores y controlar este arte. No es algo que se hace por casualidad, no es algo que nace con ideas y a las que puedes dar forma.

Y, la práctica…

Para mí fue un reto. Me fui al sur (de Francia) para trabajar con materias primas naturales. Fue muy importante tocar, rozar el jazmín, ver cómo la naturaleza nos ofrece aromas maravillosos. Entonces me contactó la corporación Yanbal, así que tomé mis maletas pensando que sería por tres semanas y ya pasaron 22 años.

¿Cómo se conserva mejor el resultado de tu arte, de un perfume?

Los enemigos del perfume son la luz, el calor y la humedad, por lo que el baño es el peor lugar para tenerlos. El sitio ideal sería el refrigerador, aunque no es muy lindo ni práctico por los aromas a vegetales. Sin embargo, otra alternativa para conservar tus perfumes puede ser el dormitorio, alejados del sol y de la humedad. Así pueden tener una duración hasta de año y medio.

 ¿Qué recomiendas para una mejor fijación de la fragancia?

Cuando te pongas una fragancia en las muñecas, trata de no frotarlas, ya que hacer esto es como tener un libro y arrancar las páginas del primer capítulo. Quitas una parte de esa historia. En ese primer contacto hay un olor a alcohol, pero solo dura de diez a 15 segundos, luego la fragancia toma cuerpo, pero si la aplastas la destrozas.

En cuanto al uso, no hay reglas. Hay gente que gusta echar mucho perfume, otras personas prefieren poco. Algunos emplean apenas un toque y ya es suficiente. Es algo muy íntimo. Entonces, cada uno tiene su propia decisión en cuanto a la cantidad y a su fragancia.

¿Qué opinas de usar perfume en las rutinas de deporte?

Perfume y deporte combinan, pero recomiendo elegir fragancias livianas, limpias, florales, sin embargo no hay reglas. Hay personas que usan fragancias súper fuertes desde las ocho de la mañana, y otras que se ponen perfume horas más tarde. Yo hago mucho deporte y pienso que cuando te ejercitas, antes de perfumarte, debes ducharte (ríe), pero no hay una regla establecida.

¿En qué te inspiras para crear un perfume?

En todo. En el mundo, los encuentros, las experiencias. La inspiración no es algo que te llega cuando tú la buscas, te llega mientras comes, mientras te duchas, en el elevador, en un paseo, en la comida, en un viaje, durante las vacaciones… El olfato debe estar abierto para poder percibir estas sensaciones, captar las ideas que te llegan y buscar cómo desarrollarlas.

Tú has venido varias veces a Bolivia, si elegirías algunas notas olfativas para hacer un perfume, ¿qué elementos tomarías?

Creo que el maracuyá, es algo que me atrajo mucho en Bolivia y lo descubrí aquí. Otro aroma es el del lirio,  es otra nota muy boliviana que la encontré en muchos lugares, en las casas, a la entrada de los salones, en el hotel, etc.

¿Cuál es tu aroma preferido? 

Mi aroma preferido es el azafrán que me recuerda a mi abuela. Desde niño me encontraba robando especias de su cocina para olerlas en mi cuarto y es así como me inicié en este mundo de aromas. Y claro, esa fragancia en particular me trae muchos recuerdos.

¿Cuál es tu perfume favorito, el más significativo para ti?

El que voy a crear mañana. Todas mis creaciones son importantes para mí, no podría rechazar ninguna.

Perfil

Estudió en el Instituto Superior Internacional de Perfumería, Cosmética y Aromas alimentarios de Versalles. Está catalogado como una de las 200 mejores narices del mundo. Es parte de la casa Yanbal.

Comparte y opina:

Arnaud Winter: ‘El sitio ideal para guardar un perfume sería el refrigerador’

En las visitas que Arnaud Winter hizo a Bolivia encontró dos aromas que además de recordarle el país podrían inspirar uno de sus perfumes: el fruto del maracuyá y las flores del lirio.

/ 3 de septiembre de 2015 / 20:46

Una sonrisa amplia y un saludo con acento francés revelan la amabilidad y las raíces de este afamado perfumista, quien visitó Bolivia para la presentación de su reciente creación, Liberatta, de Yanbal. Arnaud Winter ingresó a la corporación Unique para producir uno o dos perfumes, tal vez por unos meses. Sin embargo, sus habilidades le valieron decenas de aromas y 22 años en los laboratorios de esta compañía, donde puso en práctica las teorías de la ciencia de los aromas.

¿Se estudia para ser perfumista?

¡Claro! Se estudia. Hay solo un lugar en el mundo que entrena a estudiantes para que, tal vez, sean perfumistas. Es una escuela cerca de París, en Versalles. Anualmente seleccionan unos 15 estudiantes para ingresar a la escuela de perfumería, donde en tres años se aprende todo y nada. Para ser perfumista debes prepararte al menos diez años a fin de llegar a expresarte con los olores y controlar este arte. No es algo que se hace por casualidad, no es algo que nace con ideas y a las que puedes dar forma.

Y, la práctica…

Para mí fue un reto. Me fui al sur (de Francia) para trabajar con materias primas naturales. Fue muy importante tocar, rozar el jazmín, ver cómo la naturaleza nos ofrece aromas maravillosos. Entonces me contactó la corporación Yanbal, así que tomé mis maletas pensando que sería por tres semanas y ya pasaron 22 años.

¿Cómo se conserva mejor el resultado de tu arte, de un perfume?

Los enemigos del perfume son la luz, el calor y la humedad, por lo que el baño es el peor lugar para tenerlos. El sitio ideal sería el refrigerador, aunque no es muy lindo ni práctico por los aromas a vegetales. Sin embargo, otra alternativa para conservar tus perfumes puede ser el dormitorio, alejados del sol y de la humedad. Así pueden tener una duración hasta de año y medio.

 ¿Qué recomiendas para una mejor fijación de la fragancia?

Cuando te pongas una fragancia en las muñecas, trata de no frotarlas, ya que hacer esto es como tener un libro y arrancar las páginas del primer capítulo. Quitas una parte de esa historia. En ese primer contacto hay un olor a alcohol, pero solo dura de diez a 15 segundos, luego la fragancia toma cuerpo, pero si la aplastas la destrozas.

En cuanto al uso, no hay reglas. Hay gente que gusta echar mucho perfume, otras personas prefieren poco. Algunos emplean apenas un toque y ya es suficiente. Es algo muy íntimo. Entonces, cada uno tiene su propia decisión en cuanto a la cantidad y a su fragancia.

¿Qué opinas de usar perfume en las rutinas de deporte?

Perfume y deporte combinan, pero recomiendo elegir fragancias livianas, limpias, florales, sin embargo no hay reglas. Hay personas que usan fragancias súper fuertes desde las ocho de la mañana, y otras que se ponen perfume horas más tarde. Yo hago mucho deporte y pienso que cuando te ejercitas, antes de perfumarte, debes ducharte (ríe), pero no hay una regla establecida.

¿En qué te inspiras para crear un perfume?

En todo. En el mundo, los encuentros, las experiencias. La inspiración no es algo que te llega cuando tú la buscas, te llega mientras comes, mientras te duchas, en el elevador, en un paseo, en la comida, en un viaje, durante las vacaciones… El olfato debe estar abierto para poder percibir estas sensaciones, captar las ideas que te llegan y buscar cómo desarrollarlas.

Tú has venido varias veces a Bolivia, si elegirías algunas notas olfativas para hacer un perfume, ¿qué elementos tomarías?

Creo que el maracuyá, es algo que me atrajo mucho en Bolivia y lo descubrí aquí. Otro aroma es el del lirio,  es otra nota muy boliviana que la encontré en muchos lugares, en las casas, a la entrada de los salones, en el hotel, etc.

¿Cuál es tu aroma preferido? 

Mi aroma preferido es el azafrán que me recuerda a mi abuela. Desde niño me encontraba robando especias de su cocina para olerlas en mi cuarto y es así como me inicié en este mundo de aromas. Y claro, esa fragancia en particular me trae muchos recuerdos.

¿Cuál es tu perfume favorito, el más significativo para ti?

El que voy a crear mañana. Todas mis creaciones son importantes para mí, no podría rechazar ninguna.

Perfil

Estudió en el Instituto Superior Internacional de Perfumería, Cosmética y Aromas alimentarios de Versalles. Está catalogado como una de las 200 mejores narices del mundo. Es parte de la casa Yanbal.

Comparte y opina: