Mundo

Thursday 1 Dec 2022 | Actualizado a 11:55 AM

Suman 90 los muertos por terremoto en México; afectados reclaman ayuda

Uno de los funerales más multitudinarios fue el de un policía local, cuyo cuerpo sin vida fue rescatado la tarde del sábado en el sitio donde se erigía el palacio municipal.

/ 11 de septiembre de 2017 / 02:17

Los muertos por el terremoto de 8,2 grados que la medianoche del jueves sacudió a México, el mayor en un siglo, pasó a 90 tras confirmarse este domingo 25 nuevos decesos en el sureño estado de Oaxaca, donde las víctimas era enterradas entre reclamos de ayuda.

«Se reporta que el número de personas que perdieron la vida asciende a 90, de las cuales 71 son en Oaxaca, 15 en Chiapas y 4 en Tabasco», explicó en un comunicado el Ministerio de Gobernación (Interior).

El gobierno afirmó que las tareas auxilio siguen con la distribución de decenas de miles de paquetes de alimentos, víveres, leche, cobertores y despensa en las zonas afectadas, principalmente Chiapas y Oaxaca, donde hay comunidades de difícil acceso por estar enclavadas en montañas.

Pero muchos habitantes, angustiados de ver sus casas reducidas a escombros o a punto de venirse abajo, se desesperan y denuncian que la ayuda llega a cuentagotas.

«Seguimos sin agua y sin luz, dormimos con los niños aquí afuera, nadie ha venido a ayudarnos», explicó a la AFP María de los Ángeles Orozco, madre de una de las numerosas familias que perdió su hogar y que ahora viven en las calles de Juchitán (Oaxaca), con 100.000 habitantes, convertida en el epicentro de la tragedia con decenas de muertos.

La familia de Juana Luis terminó improvisando una vivienda bajo un enorme árbol, luego de que su casa se desmoronara. Recuperaron una mesa, sillas, hamacas y unas cobijas para pasarla lo mejor posible. Pero es difícil.

«Antes comprábamos un pollo en 70 pesos (4 dólares), ahora lo venden a 300 (17 dólares). Me angustia mucho, por más que yo quiera comprarles a mis hijos cuando me piden, no me alcanza «, explica a la AFP la madre de la familia, de 40 años, sin poder contener las lágrimas.

Esta mujer, junto con otras vecinas, salió a «pelear» las despensas del gobierno y lograron que militares les entregaran una pequeña caja con galletas, frijoles, arroz, leche en polvo y café.

En la plaza de la iglesia de Martes Santo se instalaron familias con niños y ancianos, temerosos de que sus casas terminen por desmoronarse debido a las continuas réplicas –ya van más de 800–. Tampoco van a albergues, vigilan los escombros de su hogar para evitar que roben lo poco que queda.

«La vida no vale nada»

En las calles se sucedían numerosas procesiones fúnebres entre muestras de dolor y una estridente música que tocaban bandas para despedir a los muertos, como marca la tradición en Juchitán, habitada principalmente por indígenas de la etnia zapoteca. 

Uno de los funerales más multitudinarios fue el de un policía local, cuyo cuerpo sin vida fue rescatado la tarde del sábado en el sitio donde se erigía el palacio municipal, una majestuosa construcción derribada por el sismo.

Una camioneta con los restos del policía era seguida por decenas de sus compañeros, familiares y una banda que entonaba una canción ranchera que clama «la vida no vale nada».

En otro punto de la comunidad despedían a Manuela Villalobos, de 85 años. Murió al desplomarse el techo de su casa mientras dormía.

«Era una mujer muy fuerte, velaba para que las nuevas generaciones conocieran las tradiciones zapotecas, como los rituales de funerales», comentó su nieto Cristian Juárez, de 46 años, médico de profesión.

Sollozos y lamentos se escuchaban ante el panteón de la localidad, donde tres ancianas indígenas vistiendo sus tradicionales ropas de coloridos bordados vendían pétalos de flores rojas a los dolientes.

El sismo ocurrió a las 23H49 locales del jueves (04H49 GMT del viernes) cerca de la localidad de Tonalá (Chiapas), en el Pacífico, a unos 100 kilómetros de la costa.

Ciudad de México, devastada el 19 de septiembre de 1985 por un sismo de 8,1 grados que dejó más de 10.000 muertos, se estremeció por el terremoto, pero salió ilesa debido a la lejanía del epicentro. (10/09/2017)

Comparte y opina:

La ONU pide 51.500 millones de dólares para ayuda humanitaria en 2023, cifra récord

Al menos 222 millones de personas de 53 países se verán confrontadas a una situación de ‘inseguridad alimentaria aguada’ a fines de 2022.

Unos niños de la comunidad turkana hacen fila para recibir comida de UNICEF en un punto de distribución en Nadoto, Kenia, el 18 de octubre de 2022. Foto: AFP.

Por AFP

/ 1 de diciembre de 2022 / 10:47

La ONU pidió este jueves recaudar 51.500 millones de dólares en 2023 para ofrecer ayuda humanitaria a 230 millones de personas especialmente vulnerables. El pedido se hizo ante los efectos del cambio climático, el riesgo de hambruna y la guerra de Ucrania.

«El año próximo representará el mayor programa de ayuda humanitaria» jamás lanzado a nivel mundial, afirmó el coordinador de Asuntos Humanitarios de Naciones Unidas, Martin Griffiths.

Las agencias humanitarias de Naciones Unidas necesitarán 51.500 millones de dólares el año próximo, un 25% más que en 2022.

Esos fondos les permitirían financiar los programas destinados a ayudar a 230 millones de personas particularmente vulnerables en 68 países.

La ONU no es capaz sin embargo de ayudar a todas las personas en necesidad. En total son 339 millones de personas las que necesitarían ayuda de emergencia el año próximo, más que los 274 millones de personas que la necesitaron en este 2022.

Una cifra, la de los 339 millones de seres humanos, que es «enorme y deprimente» según Griffiths.

También puede leer: Guterres traslada sus condolencias al pueblo de China y a la familia del expresidente Jiang Zemin

Millones de afectados

El alto responsable de la ONU destacó que las necesidades humanitarias no han aminorado desde la cima que alcanzaron a raíz de la pandemia.

«Las sequías y las inundaciones están causando estragos (…), desde Pakistán hasta el Cuerno de África. La guerra de Ucrania ha transformado parte de Europa en un campo de batalla. Más de 100 millones de personas están desplazadas, y todo eso se añade a la devastación que la pandemia causó entre los más pobres», explicó Griffiths.

El pedido de fondos lanzado por la ONU este jueves se apoya en un panorama sombrío.

Al menos 222 millones de personas de 53 países se verán confrontadas a una situación de «inseguridad alimentaria aguada» a fines de 2022.

De ese total, 45 millones de personas en 37 países se exponen a morir de hambre.

Una ayuda humanitaria insuficiente

«Cinco países están viviendo ya lo que conocemos como condiciones cercanas a la hambruna», enfatizó Griffiths.

Los países en cuestión son Afganistán, Etiopía, Haití, Somalia y Sudán del Sur, precisó a AFP un portavoz de la Oficina de Coordinación de Asuntos Humanitarios de la ONU, Jens Laerke.

La salud pública también se encuentra bajo presión en muchos puntos del mundo, a causa de la persistencia del COVID-19 y de la viruela del mono. También reapareció el virus del Ébola en Uganda y existen múltiples epidemias de cólera en distintos países, en particular Haití y Siria.

Todo ello en un contexto de cambio climático, que incrementa los riesgos y vulnerabilidades en los países más pobres. Según la ONU, de aquí al final del siglo el calor extremo podría causar tantas víctimas como el cáncer.

En 2022 se cubrió el 47% de los fondos solicitados, explicó Griffiths. Un déficit, el actual, que nunca ha sido tan voluminoso, y que obliga a las organizaciones humanitarias a elegir entre las poblaciones susceptibles de recibir ayuda.

El país donde Naciones Unidas afronta la mayor necesidad de fondos el año próximo es Afganistán (4.630 millones de dólares), seguido de Siria, Yemen y Ucrania.

Comparte y opina:

El líder narcoparamilitar colombiano ‘Gordo Lindo’ pide a Petro ser gestor de paz tras quedar libre

'Gordo Lindo' salió esta semana de la cárcel de La Picota, en el sur de Bogotá, gracias a un recurso de 'habeas corupus' en el que se reclamaba su libertad ya que llevaba cuatro años encarcelado.

El líder narcoparamilitar Francisco Javier Zuluaga Lindo, el alias 'Gordo Lindo', ha pedido al presidente de Colombia, Gustavo Petro, ser gestor de paz.

Por Europa Press

/ 30 de noviembre de 2022 / 23:29

El líder narcoparamilitar Francisco Javier Zuluaga Lindo, el alias ‘Gordo Lindo’, ha pedido al presidente de Colombia, Gustavo Petro, ser gestor de paz en un hipotético proceso de negociación con este tipo de organizaciones criminales, tras haber salido de la cárcel esta semana gracias a un recurso de ‘habeas corpus’.

La abogada de ‘Gordo Lindo’, Angélica Martínez Cujar, ha contado en RCN que han pedido a Petro que le nombre gestor de paz dentro del marco legislativo conocido como ‘paz total’ debido a su «estatus» dentro de las autodefensas. «Él quiere ser mediador para colaborar con los grupos que se encuentran en armas», ha contado.

Martínez Cujar ha explicado que su cliente, quien en el proceso de paz con los paramilitares mintió para sumarse al proceso de Justicia y Paz del gobierno de Álvaro Uribe, «conoce algunas personas de esos grupos y puede servir como mediador para que dejen las armas, cuenten la verdad y reparen».

Le puede interesar: Colombia lanza ofensiva contra narcos en fronteras con Ecuador, Brasil y Perú.

‘Gordo Lindo’ salió esta semana de la cárcel de La Picota, en el sur de Bogotá, gracias a un recurso de ‘habeas corupus’ en el que se reclamaba su libertad ya que llevaba cuatro años encarcelado sin que fuera resuelta su situación jurídica.

Se desmovilizó en 2005, pero tres años después fue extraditado a Estados Unidos donde fue condenado a 21 años de cárcel por delitos de tráfico de drogas, si bien logró reducir a la mitad su pena tras colaborar con las autoridades estadounidenses.

En 2018 ‘Gordo Lindo’ fue deportado a Colombia y poco después fue detenido nuevamente y enviado a la cárcel por un delito de blanqueo de dinero, del que no se le acusó hasta más de tres años después, motivo por el que su defensa reclamó su libertad tras haberse cumplido ya la pena.

Temas Relacionados

Comparte y opina:

Ente penitenciario de Ecuador pide anular fallo que liberó a exvice condenado por corrupción

Glas fue condenado junto al expresidente Rafael Correa quien vive en Bélgica y es considerado un prófugo de la justicia a ocho años de cárcel por pedir sobornos a empresarios a cambio de contratos con el Estado.

SNAI pide anular fallo que liberó a exvice condenado por corrupción.

Por AFP

/ 30 de noviembre de 2022 / 23:19

El organismo que administra las prisiones en Ecuador, SNAI, solicitó este miércoles la revocatoria del fallo que dio luz verde a la liberación del exvicepresidente Jorge Glas, quien cumplía una condena por corrupción.

«Este servicio presentó la petición de revocatoria total y declaración de nulidad a la resolución emitida por el juez Emerson Curipallo», señaló el SNAI en un comunicado.

Curipallo aceptó el lunes una medida cautelar en favor de Glas, dispuso su liberación y le otorgó medidas alternativas a la prisión.

Glas, de 53 años, debe presentarse semanalmente ante una autoridad judicial y tiene prohibido salir del país.

Le puede interesar: Exvicepresidente de Ecuador condenado por corrupción sale en libertad.

De acuerdo con el SNAI, «se evidenciaron vicios sustanciales en el proceso» que le dio la libertad al exvicepresidente, quien fue condenado en diciembre de 2017 a seis años de cárcel al verse salpicado por la trama de corrupción de la firma brasileña Odebrecht.

Glas también fue condenado junto al expresidente Rafael Correa quien vive en Bélgica y es considerado un prófugo de la justicia a ocho años de cárcel por pedir sobornos a empresarios a cambio de contratos con el Estado.

El exvicepresidente gobernó con Correa entre 2013 y 2017. Luego fue reelegido en binomio con Lenín Moreno (2017-2021).

Curipallo argumentó en su fallo que el SNAI no realizó «de manera pronta y oportuna los actos administrativos necesarios», que permitan al exvicepresidente gozar de beneficios penitenciarios.

Esta es la segunda vez que Glas queda en libertad condicional gracias a un fallo judicial. En abril último quedó libre temporalmente tras beneficiarse de un habeas corpus que luego fue revocado.

Comparte y opina:

Guterres traslada sus condolencias al pueblo de China y a la familia del expresidente Jiang Zemin

En este sentido, Guterres ha querido destacar el legado de Jiang, insistiendo en que su gestión estuvo marcada por un progreso económico sustancial.

Guterres traslada sus condolencias al pueblo de China.

Por Europa Press

/ 30 de noviembre de 2022 / 22:58

El secretario general de Naciones Unidas, António Guterres, ha trasladado este miércoles sus «más sinceras condolencias», en nombre de la ONU, a la familia del expresidente chino Jiang Zemin, al Gobierno y al pueblo de China.

Guterres se ha mostrado «profundamente entristecido» tras conocer la noticia del fallecimiento de Jiang, de quien ha destacado su «calidez» y «defensa del compromiso internacional».

«Nunca olvidaré la calidez y apertura personal de Jiang Zemin, así como la excelente cooperación que disfruté con él como primer ministro de Portugal para garantizar la transición sin problemas de la entrega a China de la administración de Macao», reza la misiva publicada por la ONU.

Así, el jefe de Naciones Unidas ha destacado que el exdirigente de China «fue un firme defensor del compromiso internacional», al destacar que el gigante asiático ingresó «de forma exitosa» en la Organización Mundial del Comercio, fue sede de la Cuarta Conferencia Mundial sobre la Mujer en 1995 y participó en la Cumbre del Milenio de la ONU en Nueva York.

Le puede interesar: Guterres alerta que ‘estamos condenados’ sin un acuerdo climático.

En este sentido, Guterres ha querido destacar el legado de Jiang, insistiendo en que su gestión estuvo marcada por un progreso económico sustancial.

Jiang Zemin, quien ascendió al poder tras las protestas de la Plaza de Tiananmen, falleció este miércoles a los 96 años a causa de una leucemia, según informaron los medios estatales del país.

El expresidente, quien llegó a liderar el PCCh tras sustituir a Zhao Ziyang reemplazado por su apoyo a las movilizaciones, fue el responsable de introducir el concepto de «economía socialista de mercado» durante un congreso del partido en 1992 y de supervisar la transferencia de soberanía de Hong Kong y Macao de manos de Reino Unido y Portugal en 1997 y 1999, respectivamente.

El expresidente dimitió en 2002 de forma voluntaria para pasar el testigo a Hu Jintao, lo que supuso el primer traspaso de poder pacífico desde 1949, por lo que es recordado por muchos como una figura carismática.

El Comité Central del PCCh, que confirmó su deceso, expresó su «más profundo pesar» por la muerte de Jiang, al que describió como un «líder significativo que contaba con un gran prestigio y reconocimiento por parte del partido, el Ejército y el pueblo chino».

Comparte y opina:

Colombia pide perdón por masacres de paramilitares en la década de 1990

"Como representante hoy del Estado colombiano debo pedirles perdón a todas las víctimas familiares y a las víctimas que ya no nos pueden acompañar porque fueron asesinadas por el mismo Estado, un Estado asesino", expresó Petro.

Petro pide perdón por masacres de paramilitares en la década de 1990.

Por AFP

/ 30 de noviembre de 2022 / 22:46

El presidente de Colombia, Gustavo Petro, pidió perdón este miércoles a las víctimas de dos masacres perpetradas por paramilitares a finales de la década de 1990, acatando una orden emitida por la Corte Interamericana de Derechos Humanos en 2006.

«Como representante hoy del Estado colombiano debo pedirles perdón a todas las víctimas familiares y a las víctimas que ya no nos pueden acompañar porque fueron asesinadas por el mismo Estado, un Estado asesino», expresó Petro en un acto público en el municipio de Ituango (noroeste).

Allí paramilitares de extrema derecha masacraron a civiles indefensos en los poblados de El Aro y La Granja en 1997 y 1996, respectivamente.

Al inicio de su intervención el mandatario leyó los nombres de las 19 personas que murieron en estos hechos, por los que la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CorteIDH) responsabilizó al Estado en 2006.

Ambas matanzas ocurrieron en el transcurso de varios días con la «aquiescencia y colaboración por parte de miembros de la Fuerza Pública», según la CorteIDH.

Le puede interesar: Petro aboga por un cambio en política mundial de drogas para prevenir conflicto en Colombia.

En el caso de El Aro, los paramilitares acusaron a los pobladores de colaborar con guerrilleros de izquierda y torturaron a varias personas en público. También quemaron la mayoría de las viviendas y obligaron a varios sobrevivientes a transportar ganado robado a la comunidad durante 17 días, relató la Corte en su sentencia.

El tribunal ordenó indemnizar a cada uno de los familiares de los fallecidos con $us 10.000 y realizar un acto de reconocimiento público, entre otras reparaciones.

El Estado colombiano hizo un «reconocimiento parcial de responsabilidad» por escrito ante la Corte e indemnizó a las víctimas hace años, pero había omitido el evento público.

– Reconocimiento tardío –

“Quiero darle gracias a usted, presidente. Porque después de 25 años no ha habido un presidente que se hiciera cargo de prestarle atención a la víctimas», expresó durante el acto María Oliva Calle, viuda de Omar de Jesús Ortiz, asesinado en El Aro.

Petro, quien asumió en agosto convirtiéndose en el primer mandatario de izquierda en la historia de Colombia, denunció en su carrera parlamentaria (1998-2010) las atrocidades cometidas por los paramilitares y sus alianzas con mandatarios locales y otros congresistas.

Fue «un exterminio planificado pensado en términos de eliminar enemigos, porque veían al campesino como un enemigo», recordó el presidente durante su discurso.

En la década de 1960, campesinos se levantaron en armas exigiendo mayor acceso a la tierra, lo que desató un conflicto interno que todavía persiste y que se agravó con la entrada en combate de grupos paramilitares que lucharon contra las guerrillas y despojaron de sus fincas a miles de familias.

A pesar de haber firmado un pacto de paz con la guerrilla FARC en 2016, Colombia sigue enfrentado a varias facciones rebeldes que se apartaron del acuerdo y a otros grupos que buscan las rentas del tráfico de cocaína en el país que más produce esta sustancia a nivel mundial.

En el marco de una política de «paz total» el gobierno busca negociar el desmantelamiento de las disidencias y los demás grupos armados a cambio de beneficios judiciales. 

Comparte y opina: